EEUU y Ucrania dicen que secretos de guerra están seguros

Altos funcionarios ucranianos aseguran que no consideran que una filtración importante de datos de inteligencia estadounidenses perjudique seriamente futuras ofensivas, ya que desde hace tiempo se han abstenido de compartir su información operativa más delicada, pues dudan de la capacidad de Washington para mantener a salvo sus secretos

Ellen Knickmeyer,Hanna Arhirova
Miércoles, 12 de abril de 2023 23:16 EDT
UCRANIA-EEUU-DOCUMENTOS
UCRANIA-EEUU-DOCUMENTOS

Altos funcionarios ucranianos aseguran que no consideran que una filtración importante de datos de inteligencia estadounidenses perjudique seriamente futuras ofensivas, ya que desde hace tiempo se han abstenido de compartir su información operativa más delicada, pues dudan de la capacidad de Washington para mantener a salvo sus secretos.

Sólo los ucranianos, y no sus aliados estadounidenses, conocen algunos planes de batalla y otra información operativa, señalaron esta semana funcionarios de Ucrania y Estados Unidos. Eso significa que la filtración de documentos militares secretos, incluidos algunos que evalúan las fortalezas y debilidades ucranianas en el campo de batalla contra Rusia, podría no haber sido suficiente —hasta el momento— para alterar el curso de la guerra.

“Si se planean operaciones militares, entonces sólo un círculo muy estrecho de personas saben de los planes de la operación especial”, dijo la viceministra de Defensa, Hanna Maliar, el miércoles a la televisión ucraniana. En cuanto a los asuntos más importantes, “el riesgo de filtraciones es mínimo”.

De todas formas, Estados Unidos considera que las filtraciones son un asunto grave. Los documentos incluyen revelaciones delicadas que no se habían dado a conocer anteriormente sobre Ucrania, Corea del Sur, Israel, Emiratos Árabes Unidos y otras naciones. Altos funcionarios del gobierno federal realizan labores para frenar el flujo de información confidencial a redes sociales y sitios web, y evitar así cualquier daño a largo plazo a las relaciones con aliados y socios estratégicos.

Y aún podría surgir material más perjudicial. Los documentos filtrados siguen apareciendo en línea, y las futuras revelaciones podrían ser más dañinas para Ucrania que las que ya se han publicado hasta el momento.

En tanto, Rusia ha dejado en claro que está estudiando a fondo cada uno de los secretos revelados. “Bastante interesantes”, dijo el portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov.

Sin embargo, foros en línea en lengua rusa mostraban a blogueros militares rusos discutiendo si las filtraciones eran una campaña de desinformación estadounidense con el fin de engañar a Rusia al crear la impresión de que las fuerzas armadas ucranianas son vulnerables.

Funcionarios ucranianos y ciudadanos de a pie han dejado en claro que no pueden darse el lujo de una ruptura abierta con Estados Unidos debido a las filtraciones, después de que Washington ha otorgado a Ucrania más de 100.000 millones de dólares en asistencia militar y civil.

“Es una pena que sucedan esas cosas”, lamentó una mujer, Nataliia Maltseva, en Kiev, en donde muchas personas dijeron que están pensando en otras cosas y no en la filtración de inteligencia estadounidense.

Pero “confío en Joe Biden. Sé que es una persona experimentada que quiere a Ucrania. Estoy segura que todo mejorará”, dijo Maltseva el miércoles.

La confidencialidad se mantiene intacta en un área en particular, los planes de Ucrania para cualquier futura ofensiva contra las fuerzas rusas, dijo el secretario de Defensa estadounidense Lloyd Austin el martes en Washington, después de dialogar con su contraparte ucraniano.

“Cuentan con un gran plan... pero sólo el presidente (Volodymyr) Zelenskyy y sus altos mandos realmente conocen todos los detalles de ese plan”, dijo el titular de Defensa.

Durante sus continuas giras por capitales de Europa y Norteamérica para asegurar armas y fondos de Occidente con el fin de mantener la lucha, mandos civiles y militares ucranianos respondieron a preguntas sobre si las filtraciones perjudicarían sus relaciones con Estados Unidos, diciendo que la unidad entre los aliados era una de las necesidades de guerra más importantes para Ucrania.

“No fue agradable escuchar” los detalles que se revelaron, dijo el ministro de Defensa ucraniano Oleksii Reznikov a reporteros en Madrid el miércoles.

“Existe mucha información que no es cierta”, añadió, sin entrar en detalles. “Y la información verídica ya ha perdido su relevancia”.

Dijo que las filtraciones eran una operación deliberada de información, que beneficia a Rusia, con el objetivo de “reducir el nivel de confianza entre los aliados”.

Las preocupaciones sobre el impacto de las filtraciones de inteligencia estadounidense surgieron en “todos lados” durante reuniones con funcionarios ucranianos en Kiev el miércoles, dijo el senador Joe Manchin. El demócrata estuvo acompañado por los senadores Mark Kelly y Lisa Murkowski, así como por el cantante Brad Paisley durante una visita oficial de un día que incluyó encuentros con Zelenskyy y otros altos funcionarios.

Las filtraciones incluyen fotografías de documentos en papel con pliegues. Funcionarios de Defensa de Estados Unidos aseguran que la información en algunos de los papeles ha sido alterada.

Los documentos muestran detalles en tiempo real de febrero y marzo sobre las posiciones de Ucrania y Rusia en el campo de batalla, y números exactos de cuánto equipo se ha perdido y cuánto llega a Ucrania de manos de sus aliados.

Revelan también lo cerca que están los cruciales sistemas antiaéreos de Ucrania de quedarse sin misiles: se tiene previsto que el arsenal se agote incluso a finales de este mes o en mayo, a menos que haya un reabastecimiento significativo. Eso podría dejar los cielos de Ucrania más expuestos a ataques aéreos y de artillería rusos que ya han devastado ciudades e infraestructura.

En Toronto, antes de llegar a su encuentro con Austin en Washington el miércoles, el primer ministro ucraniano Denys Shmyhal restó importancia al peligro, expresando optimismo de que Ucrania recibirá más suministros de los misiles antiaéreos de la era soviética que necesita.

“Nuestra defensa aérea será muy efectiva", dijo Shmyhal a la cadena canadiense CTV. “Tendremos todo el equipo”.

Aunque la información filtrada era más detallada, Ucrania y sus aliados han estado advirtiendo públicamente sobre las necesidades urgentes de reabastecimiento para el sistema antiaéreo ucraniano.

John Sipher, exfuncionario de la CIA y experto en Rusia, dijo que si bien la filtración de información confidencial es “despreciable”, no cree que realmente perjudique las labores militares de Ucrania. Por lo general, los secretos más delicados y protegidos de la comunidad de inteligencia no terminan en los compendios del Departamento de Defensa a los que aparentemente pertenecen estos documentos, comentó.

Y debido a que buena parte de la información de Moscú parece provenir de inteligencia de señales — monitoreo electrónico de sistemas armamentísticos y de comunicación —, “es realmente complicado para Rusia cambiar sus procedimientos y equipamiento sobre la marcha durante una guerra”, añadió Sipher.

El asesor de la presidencia ucraniana Mykhailo Podolyak señaló que las filtraciones sobre las evaluaciones de guerra en realidad no contienen información operacional, y en parte son falsas. El comando militar es el encargado de desarrollar las tácticas y estrategias de Ucrania, las cuales no resultaron directamente dañadas, declaró a The Associated Press.

“Los escenarios de operaciones siguen en desarrollo porque el frente es flexible y todos los días se realizan cambios”, puntualizó.

Desde que Rusia invadió Ucrania en febrero de 2022, han surgido reportes de que funcionarios estadounidenses han comentado sobre lo bien guardados que los altos mandos ucranianos tienen sus secretos de guerra. Una queja frecuente era que los estadounidenses sabían más del estatus de guerra de Rusia que del de Ucrania.

En las calles de Kiev, otro ucraniano, Serhii Bos, expresó esperanza de que “nuestros aliados estadounidenses” aprendan de la filtración, pero dijo que eso no afectaría el estado de ánimo de los ucranianos.

“No cambia nada”, subrayó. “Todo sigue tal como está. Necesitamos recuperar nuestras tierras”.

___

Arhirova informó desde Kiev. Los periodistas de The Associated Press Mary Clare Jalonick, en Washington; Ciarán Giles, en Madrid; y Samya Kullab, en Kiev, contribuyeron a este despacho.

Thank you for registering

Please refresh the page or navigate to another page on the site to be automatically logged inPlease refresh your browser to be logged in