Policía del Capitolio que sufrió una “lesión cerebral traumática” demanda a Trump por incitar a los disturbios

La agente de la USCP (Policía del Capitolio de EE.UU.) soportó una “odisea” de violencia, cubierta de sangre y aerosol químico, con un traumatismo persistente que requirió una extensa terapia, según la demanda

Alex Woodward
sábado 08 enero 2022 17:55

El legislador republicano advirtió al representante Schiff sobre los alborotadores: “No puedes dejar que te vean”

Read in English

Una agente de la Policía del Capitolio de EE.UU. presentó una demanda contra Donald Trump exactamente un año después de que una turba de sus partidarios irrumpiera en los pasillos del Congreso e hiriera a decenas de agentes del orden.

En una presentación en el Tribunal de Distrito de EE.UU. en Washington DC el 6 de enero, un abogado de Briana Kirkland afirma que “soportó una odisea” de violencia que comenzó entre 20 agentes en el lado del Senado del edificio del Capitolio y terminó “cubierta de aerosoles químicos” y sangre, “con una lesión cerebral traumática que le costaría un año de su vida personal y profesional, y lesiones físicas y personales que la acompañarán indefinidamente.”

La presentación sigue a dos demandas similares de tres oficiales de policía del área de DC esta semana, alegando que el expresidente llevó a cabo una campaña de meses para socavar el resultado de las elecciones presidenciales de 2020 con una narrativa infundada de “elecciones robadas” que “inflamó, alentó, incitó, dirigió y ayudó e instigó” a una multitud de sus partidarios al Capitolio.

La agente Kirkland, que lleva cinco años prestando servicio en el Capitolio, acusó a Trump de varios delitos y pide al menos US$75.000 por daños y perjuicios, así como un juicio con jurado.

La demanda también se produce cuando el presidente Joe Biden condenó enérgicamente a Trump -al que se refirió como “el expresidente” 16 veces durante sus declaraciones del jueves- por amplificar las teorías de conspiración y alimentar el ataque con afirmaciones espurias de fraude electoral.

Mientras Trump se dirigía a la multitud, la agente Kirkland “fue empujada por los alborotadores, que la superaban en número a ella y a los demás agentes” en una proporción estimada de 450 a uno, según la demanda, mientras que ella estaba equipada “sin escudo y sin saber si podría conseguir algún equipo de protección adicional o cómo podría hacerlo”.

“Lo único que podía hacer era intentar mantenerse en pie mientras agarraba su macana en la mano con todas sus fuerzas”, señala la demanda.

Mientras se enfrentaba a los alborotadores que trataban de sobrepasar las barreras de los portacibicletas, hizo contacto visual con un hombre con “una mirada asesina en sus ojos”.

Después de que el hombre de la multitud la agarrara, pensó que podría morir, según la demanda.

“Esto va a ser todo”, se dijo a sí misma, según la demanda.

Cuando recuperó el equilibrio, una “enorme bandera de Trump encerrada en un marco metálico con ruedas y un enganche de remolque fue lanzada contra ella y los agentes que estaban a su lado”, según la demanda. Más tarde, mientras se abría paso en el interior del edificio, se encontraba entre el personal de emergencia que asistía a Ashli Babbitt, a quien un agente disparó mortalmente cuando entraba en la Cámara de Representantes.

Mientras se abría paso por el edificio, rodeada por una turba que coreaba “mátenlos” y “golpeen a esos oficiales”, se dio cuenta de que sus pies estaban “mojados de sangre, repelente de osos” y “productos químicos de extintores” lanzados contra ella y otros oficiales.

A la mañana siguiente, su visión se tornó “completamente negra” y “empezó a ver fuegos artificiales” cuando tenía los ojos abiertos, según la denuncia. Ese mismo día se le diagnosticó una conmoción cerebral.

Desde el ataque, los impactos de su conmoción cerebral han “empeorado y persistido”, y ha necesitado “una amplia atención médica de, entre otros especialistas, un neurólogo y un fisiatra”, junto con terapias físicas, ocupacionales, del habla y visuales, señala la demanda.

Las últimas demandas siguen a otra interpuesta por otros siete funcionarios contra el expresidente y varios de sus aliados y grupos extremistas, acusándoles de conspirar para interrumpir el traspaso pacífico del poder mientras los miembros del Congreso se reunían para certificar los resultados de las elecciones de 2020.

The Independent solicitó el comentario de un portavoz de Trump.

Register for free to continue reading

Registration is a free and easy way to support our truly independent journalism

By registering, you will also enjoy limited access to Premium articles, exclusive newsletters, commenting, and virtual events with our leading journalists

Already have an account? sign in

By clicking ‘Register’ you confirm that your data has been entered correctly and you have read and agree to our Terms of use, Cookie policy and Privacy notice.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy policy and Terms of service apply.

Thank you for registering

Please refresh the page or navigate to another page on the site to be automatically logged inPlease refresh your browser to be logged in