Al menos nueve muertos en Myanmar mientras la policía abre fuego en varias ciudades

Los vecinos de Myanmar en el sudeste asiático no han logrado encontrar una solución a la crisis hasta ahora

Mayank Aggarwal
miércoles 03 marzo 2021 17:12

La policía de Myanmar abrió fuego contra manifestantes en varias ciudades el miércoles con rondas de balas reales, informaron testigos y medios locales

Read in English

La policía de Myanmar abrió fuego contra manifestantes en varias ciudades el miércoles con rondas de balas reales, informaron testigos y medios locales, matando al menos a nueve personas y dejando muchas otras heridas.

Los nueve manifestantes fueron asesinados a tiros durante distintas agitaciones en diferentes ciudades, incluidas Mandalay, Yangon, Myingyan y Monywa. Los videos y las imágenes en las redes sociales mostraban a los soldados amenazando y golpeando brutalmente a las personas que trabajaban para obtener ayuda médica después de obligarlas a salir de la ambulancia.

Los soldados han estado utilizando gases lacrimógenos, granadas paralizantes y balas de goma para dispersar a los manifestantes, pero han estado desafiando a los militares y volviendo a las calles todos los días para protestar contra el golpe militar del 1 de febrero. Al menos 18 manifestantes fueron asesinados por personal de seguridad el domingo, en algunos de los peores actos de violencia en el país después de la toma de posesión.

El activista estudiantil Moe Myint Hein, de 25 años, que resultó herido en la pierna, dijo que “nos abrieron fuego con balas reales. Uno fue asesinado, es joven, un adolescente, con un disparo en la cabeza”, informó la agencia de noticias Reuters.

Esto ocurre incluso cuando los ministros de Relaciones Exteriores de los vecinos del sudeste asiático, que se reunieron por videoconferencia el martes, no lograron resolver la crisis.

Algunos de los países vecinos, como Indonesia, Malasia, Filipinas y Singapur, han estado exigiendo que el ejército de Myanmar libere a Aung San Suu Kyi y otros líderes políticos que fueron detenidos después del golpe y ejerzan la moderación contra el uso de fuerza letal contra manifestantes desarmados.

Leer más: Protesta en Myanmar: “Al menos 18 muertos” cuando la policía abrió fuego contra los manifestantes

El primer ministro de Singapur, Lee Hsien Loong, calificó el uso de fuerza letal por parte del ejército de Myanmar contra manifestantes desarmados como "desastroso" e inaceptable.

Desde el 1 de febrero, las protestas han continuado en todo Myanmar a pesar del uso de fuerza letal por parte de las fuerzas de seguridad. El 28 de febrero, según los informes, al menos 18 personas murieron y 30 resultaron heridas.

Además, también se ha detenido a cientos de manifestantes. Salai Lian, un activista en el estado de Chin, dijo: "Nuestro objetivo es demostrar que nadie en este país quiere una dictadura".

Si Thu Maung, líder de la protesta en la ciudad de Myingyan, dijo que los soldados marcharon hacia ellos y lanzaron gases lacrimógenos y granadas aturdidoras sin previo aviso.

“Entonces no nos rociaron con cañones de agua, sin advertencia de dispersarnos, simplemente dispararon sus armas”, dijo.

Mientras que el arzobispo de Yangon, el cardenal Charles Maung Bo tuiteó: “Myanmar ya tiene el campo de concentración en el estado de Arakan. Hoy, el país es como la Plaza de Tiananmen en la mayoría de sus principales ciudades ".

El ejército de Myanmar reemplazó al gobierno elegido democráticamente que alegó irregularidades en noviembre de 2020, donde la Liga Nacional para la Democracia (NLD) de Suu Kyi ganó 396 de los 476 escaños disponibles en comparación con el Partido Unión Solidaridad y Desarrollo, respaldado por el ejército, que obtuvo solo 33 escaños.

El lunes, Suu Kyi fue vista en público por primera vez desde el golpe cuando fue citada para asistir a una audiencia judicial en la capital, Naypyidaw, a través de una videoconferencia, donde se agregaron dos cargos más en su contra.

Informes adicionales de agencias