25 películas brillantes que fracasaron en taquilla, desde Donnie Darko hasta Shawshank Redemption

Jacob Stolworthy repasa las películas que no recibieron la atención que merecían

miércoles 23 febrero 2022 19:05

Películas menos populares

Puede ser fácil predecir qué películas serán un éxito en taquilla, pero de vez en cuando, aparece algo grandioso que no le va tan bien.

A lo largo de los años ha habido un sorprendente número de películas que han luchado, o de hecho fracasado, en recuperar su presupuesto, ganándose injustamente la etiqueta de “fracaso de taquilla”.

Es difícil precisar exactamente por qué películas como estas (Children of Men y It's a Wonderful Life , por nombrar algunas) inicialmente luchan por encontrar una audiencia. Pero, la mayoría de las veces, la calidad destaca y el filme finalmente encuentra una base de fanáticos de culto más allá de su estreno en cine.

Gracias a la llegada de los servicios de streaming, la dependencia en las cifras de taquilla ha disminuido un poco a lo largo de los años. Esto también significa que las cintas a las que les costó trabajo encontrar a su audiencia en su lanzamiento podrían encontrar el amor años después tras ser agregadas a Netflix, Amazon Prime Video u otro servicio de vídeo.

The Assassination of Jesse James by the Coward Robert Ford (2007)

El reverenciado western de Andrew Dominik apenas recuperó la mitad de su presupuesto de US$30 millones cuando se estrenó en los cines en 2007. Sin embargo, afortunadamente encontró el amor tras ser lanzado en DVD y Blu-Ray, sin duda ayudado por su inclusión en varias listas de las “mejores películas del año”.

Blackhat (2015)

El subestimado thriller cibernético de Michael Mann fue un fracaso en taquilla, ganando apenas US$19,7 millones en comparación con un presupuesto de US$70 millones. Las críticas injustamente mordaces probablemente no ayudaron.

Blade Runner (1982)

Es difícil imaginar que una película seminal como Blade Runner fuera un fracaso en el momento de su estreno, pero eso es exactamente lo que pasó con la cinta de ciencia ficción de Ridley Scott. Después de una mediocre presentación en Estados Unidos, el filme demostró que tenía poder de permanencia gracias a las audiencias de todo el mundo y se volvió un éxito de boca en boca en el proceso. Aun así, solo recuperó US$10,5 millones más de su presupuesto de US$30 millones.

Children of Men (2006)

Si bien ahora se considera una de las mejores películas del siglo XXI, el thriller distópico de Alfonso Cuarón, protagonizado por Clive Owen, no logró recuperar su dinero en taquilla cuando se estrenó en 2006.

Citizen Kane (1941)

La película de Orson Welles ahora puede ser un clásico querido, pero fue una historia diferente a principios de la década de 1940: no logró recuperar sus costos en la taquilla y fue derrotada para el Oscar a la Mejor Película por (la realmente muy buena) How Green Was My Valley.

Citizen Kane

Clockers (1995)

Clockers, de Spike Lee, se ubica como una de las actuaciones más decepcionantes del director en taquilla hasta la fecha, recuperando solo US$13 millones de su presupuesto de US$25 millones.

Deepwater Horizon (2016)

El drama de la vida real de Peter Berg se quedó más de US$30 millones debajo de su presupuesto de US$156 millones, una pena considerando que es una de las mejores películas del creador de Friday Night Lights hasta la fecha (lo que, del tipo que dirigió Battleship y Mile 22, suponemos que no dice mucho).

Donnie Darko (2004)

Donnie Darko recaudó poco más de $7,5 millones en todo el mundo con un presupuesto de US$4,5 millones. Una razón notable de su fracaso fue probablemente debido al hecho de que su campaña de marketing se centró en la escena que en la que se estrellaba el motor de un avión apenas unas semanas antes del 9/11. Afortunadamente, el filme ganó seguidores de culto tras ser lanzada en DVD y hoy es una de las cintas más celebradas de la década del 2000.

Donnie Darko

Event Horizon (1997)

Con sus sustos al estilo de las películas B y sus giros ridículos, Event Horizon tenía todos los ingredientes para convertirse en un éxito inesperado. En cambio, fue un fracaso comercial y crítico, recaudando US$26,7 millones de un presupuesto de producción de US$60 millones.

Fight Club (1999)

Hubo cierta controversia en torno a Fight Club de David Fincher al momento de su lanzamiento debido a los rumores de que a los ejecutivos en el estudio no les gustó el producto final. Debido a esto, los jefes redujeron la campaña de marketing en un intento de disminuir lo que esperaban que sería una baja venta de boletos. No es de sorprender, entonces, que la cinta haya decepcionado en la taquilla.

Heaven’s Gate (1980)

La ambiciosa epopeya de Michael Cimino se destaca por ser uno de los más grandes fracasos de taquilla de su tiempo, haciendo perder al estudio United Artists un estimado de US$37 millones, que son más de US$114 millones ajustados a la inflación. La película, que recibió una paliza de la crítica en aquel momento, ha sido reevaluada en años recientes, y es considerada como una de las producciones verdaderamente dirigidas por un director en esa era de Hollywood.

Hugo (2011)

La encantadora película familiar de Martin Scorsese fue un fracaso comercial, recaudando solo US$185 millones de su presupuesto de US$150-170 millones. Cinco años después, Scorsese volvió a fracasar con Silence, lo que en consecuencia hizo que los estudios desconfiaran de invertir en los futuros proyectos del director. En vez de eso, Scorsese dio el salto hacia el streaming y lanzó The Irishman en Netflix en 2019. Sus próximos dos filmes, incluyendo The Killers of the Flower Moon, serán lanzados en Apple TV+.

Hugo

El iniciado (1999)

Aunque amado por los críticos, el drama de Michael Mann, protagonizado por Al Pacino y Russell Crowe, nunca recuperó su presupuesto de US$68 millones.

The Iron Giant (1999)

A pesar de ser una de las mejores películas animadas de todos los tiempos, The Iron Giant fue víctima del escepticismo de Warner Bros hacia el género luego del fracaso de su intento anterior, Quest for Camelot. La película del futuro director de Pixar Brad Bird ganó US$31,3 millones a nivel mundial, contra un presupuesto de US$70-80 millones.

It’s a Wonderful Life (1946)

Si bien no fue un gran fracaso, este clásico tuvo un bajo rendimiento en la taquilla navideña debido a la dura competencia con otras grandes películas lanzadas en ese momento, incluyendo The Best Years of Our Lives, de William Wyler, y A Matter of Life and Death, de Powell y Pressburger.

The King of Comedy (1982)

Aunque el drama de Martin Scorsese fue bien recibido por la crítica, fracasó en la taquilla. Al reflexionar sobre esto, la estrella principal, Robert De Niro, dijo que la película “tal vez no había sido tan bien recibida porque emitía un aura de algo que la gente no quería ver o saber”.

King Richard (2021)

A pesar de publicar un libro de memorias y generar numerosos titulares llamativos semanas antes de su estreno, Will Smith no logró que la gente se interesara en su nueva película. Al representar la vida del padre y entrenador de tenis de Venus y Serena Williams, King Richard es pura carnada para el Oscar, y aunque puede que no sea técnicamente “brillante”, es una cinta extremadamente encantadora. No es algo que muchos supieran: con un presupuesto de US$50 millones, sus ingresos actuales a dos semanas de su lanzamiento son de US$16,4 millones

Man on the Moon (1999)

Esta película con Jim Carrey de Miloš Forman terminó costándole a Universal una gran cantidad de dinero después de no poder recuperar su presupuesto de US$52-82 millones. En 2017, las imágenes de la realización de la película se convirtieron en Jim & Andy: The Great Beyond, que documentó la transformación de Carrey en el comediante Andy Kaufman.

mother! (2017)

En primer lugar, sí, clasificamos el terror psicológico de Darren Aronofsky como una “gran” película. En segundo lugar, sí, se considera un fracaso después de ganar solo US$14 millones en taquilla.

Mulholland Drive (2001)

La complicada película de David Lynch se considera una de las mejores de todos los tiempos, pero fue tan difícil de comercializar que no logró recuperar su presupuesto de US$20 millones.

Scott Pilgrim vs the World (2010)

La última película de Edgar Wright, Last Night in Soho, fracasó en la taquilla, pero no es la primera probada de decepción del director. En 2010, Scott Pilgrim también tuvo un mal desempeño, con ingresos de US$47,7 millones contra su presupuesto de producción de US$85-90 millones. Sin embargo, el amor por el filme es fuerte a 11 años de su lanzamiento, y el director tuitea regularmente cada vez que se transmite por televisión.

Scott Pilgrim vs the World

The Shawshank Redemption (1994)

Esta adaptación de Stephen King podría encabezar la lista de los “250 mejores” de IMDB, pero fue una decepción en taquilla tras su estreno, ganando solo US$16 millones durante su presentación inicial en cines. Más tarde se relanzaría y ganaría US$58,3 millones, lo que es una especie de trampa, pero lo permitiremos.

A simple plan (1998)

Este noir al estilo de los hermanos Coen nominado al Oscar de Sam Raimi, que actualmente se encuentra en BBC iPlayer, acumuló unos insignificantes US$17 millones en taquilla. Esto quizá consolidó su destino de ser una de las películas menos reconocidas de la década de 1990.

This Is Spinal Tap (1984)

No fue hasta su lanzamiento para el entretenimiento doméstico que el falso documental de Rob Reiner This Is Spinal Tap , que documenta el surgimiento de una banda ficticia, se convirtió en el amado clásico que es hoy.

Willy Wonka and the Chocolate Factory (1971)

Puede que sea una adaptación superior de Roald Dahl, pero la película de Gene Wilder obtuvo una pequeña ganancia de US$1 millón tras su lanzamiento original en 1971. Consolidó su estatus como una de las películas familiares más queridas de todos los tiempos después de convertirse en habitual en la programación de la televisión navideña.

Thank you for registering

Please refresh the page or navigate to another page on the site to be automatically logged inPlease refresh your browser to be logged in