Los 20 finales de series de televisión más odiados de la historia, desde ‘Ozark’ hasta ‘Killing Eve’

Louis Chilton revisa 20 de los finales de serie más odiados en la historia de la televisión

miércoles 11 mayo 2022 20:20
<p>Jason Bateman en ‘Ozark’, el final de serie más reciente en unirse a nuestra lista </p>

Jason Bateman en ‘Ozark’, el final de serie más reciente en unirse a nuestra lista

Un final de serie perfecto a menudo puede sellar el lugar de un programa en el mausoleo de la grandeza de la televisión.

Desde clásicos como M*A*S*H y Cheers hasta ejemplos recientes como Mad Men y The Deuce, un gran final de serie es una forma segura de garantizar que la reputación de un programa perdure. Pero, ¿qué pasa cuando los creadores de programas de televisión se equivocan?

Ya sea por ir demasiado a lo seguro o por arriesgarse demasiado, muchos programas amados han visto su brillo opacado por el estigma de un final fallido.

Algunos son universalmente despreciados, mientras que otros son simplemente divisivos, obras de genio discutible que, no obstante, alienaron a una gran parte de su base de fans.

A veces, un final es tan desagradable que requiere una repetición, que es lo que sucedió con el espeluznante drama de asesinos en serie de Showtime, Dexter.

Sin embargo, la mayoría de los programas no tienen tanta suerte, ya que series desde Killing Eve hasta True Blood tienen que vivir con un final que no hace justicia a lo que vino antes.

Aquí hay una selección de los 20 finales de series más odiados de todos los tiempos...

20. Breaking Bad

Terminar una serie tan eléctricamente popular y perpetuamente sorprendente como Breaking Bad siempre iba a ser una tarea difícil, y la reacción inicial al final (“Felina”) fue de adulación generalizada. Pero aunque el episodio todavía tiene sus puntos altos —el escape eufórico de Jesse del cautiverio, el fallecimiento teatralmente trágico de Walt— su reputación se ha enfriado, para muchos, hacia una de leve decepción. Si hiciste una de las mejores series de todos los tiempos del medio, un final que es simplemente “bueno” no será suficiente.

Malo hasta los huesos: Bryan Cranston como Walter White en el divisivo final de ‘Breaking Bad’

19. Crazy Ex-Girlfriend

La serie de comedia musical de culto de Rachel Bloom tomó algunas decisiones cuestionables hacia el final de su duración de cuatro temporadas, que incluyeron contratar a un actor completamente diferente para interpretar al antiguo interés amoroso Greg. Aun así, el final fue visto como una escapada particular por parte de algunos fanáticos, ya que su protagonista disfuncional, Rebecca, eludió la elección entre sus tres posibles pretendientes y eligió centrarse en la música. ¿Temáticamente satisfactoria? Tal vez, pero la mayoría de los espectadores ya habían elegido un lado, y cualquiera que la viera para “apoyar una de las relaciones” quedó insatisfecho.

18. Killing Eve

Killing Eve, el thriller agudo y cómicamente negro de la BBC, nunca logró recuperar los picos vertiginosos de su primera temporada. Cuando finalmente terminó en 2022, fue con un final ampliamente despreciado por los fanáticos. Ya sea el alboroto exagerado que vio a Villanelle (Jodie Comer) despachar a todos los miembros de The Twelve, o el asesinato gratuito de último minuto que cobró la vida del personaje de Comer, Killing Eve terminó con una hora que complació a casi nadie. Olvídate de saltar sobre el tiburón... este tiburón fue agarrotado, envenenado y encontrado flotando en el Támesis.

17. The Undoing

El tenso thriller psicológico de Hugh Grant y Nicole Kidman cautivó a los espectadores cuando se emitió en Sky en 2021. Pero muchos se sintieron decepcionados por la gran revelación predecible del final. En una reseña de dos estrellas del episodio para The Independent, Eamon de Paor escribió: “El final de The Undoing de David E. Kelley y Susanne Bier contiene una gran revelación, pero no es una polémica sobre el asesino de Elena Alves (Matilde De Angelis). Es que le hemos dado demasiado crédito a esta historia de misterio brillante y aparentemente ingeniosa. Al final, resulta que el asesino era el sospechoso obvio. Todo lo demás ha sido mera distracción. Durante las últimas cinco semanas, la serie ha estado patinando sobre humo, espejos y la sonrisa satisfecha de Hollywood de Grant”.

Nicole Kidman en ‘The Undoing’

16. Ozark

La última temporada del exitoso drama criminal de Netflix, Ozark, fue un placer para los críticos, y Nick Hilton de The Independent la calificó como “insoportablemente tensa, oblicuamente conmovedora y uno de los mejores eventos televisivos que hemos visto en cualquier servicio de transmisión”. Sin embargo, los espectadores no estuvieron de acuerdo en realidad. Con un final que vio a uno de los personajes más queridos del programa encontrar un final violento, y una completa falta de justicia repartida a su criminal familia Byrde, el final de Ozark fue ridiculizado por los fanáticos en las redes sociales. El episodio, titulado “A Hard Way to Go”, recibió la calificación más baja de la historia de la serie en IMDB por un gran margen, con un promedio de solo 6,7 sobre 10. Un camino difícil en verdad.

15. Lost

El atractivo propulsor de Lost siempre ha sido sus misterios centrales. El final de dos partes no ofrece muchas respuestas y dividió a los fanáticos a la mitad. La inclinación espiritualista de Damon Lindelof se muestra aquí con toda su fuerza, y aunque hay un fuerte contingente que adora cómo terminó todo, los detractores del final argumentan que es demasiado largo, confuso y demasiado indulgente. Para ser justos, es probablemente el final más incomprendido de todos los tiempos.

14. True Blood

El pulposo drama vampírico posterior a Six Feet Under de Alan Ball sucumbió a una buena cantidad de melodrama a lo largo de los años, pero el final aún vive en la infamia de los no-muertos. Cuando Bill (Stephen Moyer) obliga a Sookie (Anna Paquin) a matarla, se tira por la borda un romance que duró toda la serie, sin una razón muy comprensible. En el mejor de los casos, esta serie realmente podía clavarte los colmillos; al final, succionaba vida.

Desangrados: el melodramático final de ‘True Blood’ no fue bien recibido por muchos fans

13. The X-Files

Otra serie que entró en declive mucho antes de la decepción de un final, The X-Files prometía grandes cosas con el regreso de Fox Mulder de David Duchovny. Fue un final de mala calidad para una de las grandes series de ciencia ficción de la televisión: una hora confusa, muchas veces aburrida, que cayó en un teísmo de mano dura y trillados tropos televisivos. “El programa más imaginativo de la televisión finalmente alcanzó los límites de su imaginación”, escribió The New York Times después de la transmisión del episodio.

12. Star Trek: Enterprise

El creador de Enterprise, Brannon Braga, diría más tarde que el final de la serie de Star Trek: Enterprise fue “una especie de bofetada para los actores de Enterprise... me arrepiento”. El episodio, que se enmarcó como una secuencia de holocubierta a bordo de la nave Next Generation un siglo en el futuro, ofreció poco cierre para los fanáticos de Enterprise y, para colmo, la serie mató innecesariamente al comandante Trip Tucker, interpretado por Connor Trinner.

11. Desperate Housewives

Tomando su nombre de una canción de Stephen Sondheim, el final de Desperate Housewives “Finishing the Hat” tomó toda la tensión del melodrama que se había estado acumulando durante toda la temporada y la convirtió en... no mucho, en realidad. Karen Mc Clusky (Kathryn Joosten) confiesa haber matado a Alejandro, con lo que se canceló el juicio por asesinato de Bree. Para una serie que construyó su reputación como una sátira suburbana marcadamente subversiva, Housewives no pudo ofrecer una recompensa adecuada, con sus finales felices sin gracia en todas partes.

El grupo de amigas se sienta alrededor de una mesa en el feliz final sin gracia de ‘Desperate Housewives’

10. Sherlock

El giro modernizado de Mark Gatiss y Steven Moffat en las historias de Sherlock Holmes fue algo así como una sensación para la BBC a lo largo de sus tres primeras temporadas cortas. Sin embargo, el final de facto (excepto por un regreso futuro) fue visto por la mayoría como un paso en falso. “The Final Problem” vio a Holmes (Benedict Cumberbatch) y Watson (Martin Freeman) enfrentarse a la villana Eurus (Sian Brooke), en una historia que algunos críticos consideraron confusa y sexista.

9. Twin Peaks: The Return

Dependiendo de a quién le preguntes, el final del renacimiento vanguardista de Twin Peaks de David Lynch es una de las mejores y más audaces piezas de televisión jamás hechas, o un desastre inescrutable y frustrante. Después de haber esperado toda la temporada por el regreso del carismático buen chico Dale Cooper (Kyle McLachlan), los fanáticos finalmente vieron al viejo Coop regresar en plena forma durante el penúltimo episodio. Sin embargo, la reunión duró poco, y tanto Cooper como Twin Peaks terminaron con una hora que fue surrealista, hostil e inquietante: los espectadores que ansiaban una resolución o un cierre quedaron profundamente decepcionados.

“¿Qué año es este?”, el perturbador final de ‘Twin Peaks’ se rehusó a ofrecer ningún tipo de cierre

8. Gossip Girl

El drama adolescente Gossip Girl concluyó con una sorprendente revelación: que Dan (Penn Badgley) era el bloguero conocido como “Gossip Girl” todo el tiempo. Muchos fanáticos no estaban contentos con el giro, que generó una gran cantidad de nuevas preguntas (sobre todo: “¿por qué?”). Y encima, la escena final de la serie, que muestra a un grupo nuevo y más joven de chicos de secundaria, realmente no aterrizó.

7. Little House on the Prairie

Vender la granja es una cosa, pero ¿explotarla con dinamita? La explosiva conclusión de Little House on the Prairie hizo que la casa titular se redujera a pedazos, junto con el resto de Walnut Grove. En el especial de televisión The Last Farewell, los residentes destruyen su propia propiedad para evitar que caiga en manos de un siniestro magnate del desarrollo. Naturalmente, los fanáticos de Prairie que habían llegado a amar el lugar estaban horrorizados.

6. The Sopranos

¿Ha habido alguna vez un final tan totalmente divisivo como el de The Sopranos? El drama de la mafia de cambio de medio de David Chase fue, a veces, tan divertido y convincente que era fácil pasar por alto lo experimental que podría ser (Kevin Finnerty, ¿alguien?). El último capítulo, con su ahora infame final “cortado a pantalla negra”, fue The Sopranos en su mejor forma de tomar riesgos, aunque muchos fanáticos estaban consternados por la ambigüedad del destino de Tony. Algunos de los miembros del elenco incluso se quejaron de que pensaron que su televisor había sufrido una falla mientras veían los momentos finales del episodio.

No dejes de creer: Tony (James Gandolfini), Carmela (Edie Falco) y AJ (Robert Iler) disfrutan una última cena familiar

5. Roseanne

Como se les dice a la mayoría de los estudiantes de inglés de nueve años, “…y todo fue un sueño” es la forma más odiada conocida por el hombre de terminar una historia. Roseanne hizo algo equivalente a esto con su final original de la novena temporada (antes de ser finalmente revivida en 2018), ya que se reveló que la mayoría de los eventos posteriores al infarto de Dan (John Goodman) en la serie anterior fueron simplemente imaginados por Roseanne (Roseanne Barr) como parte de un libro que estaba escribiendo. Resultó que Dan había muerto de un ataque al corazón. Cuando se revivió la serie hace unos años, los escritores pretendieron que este final (y la mayor parte de la novena temporada) nunca existió; la mayoría de los espectadores deseaban que ese fuera el caso en ese momento.

4. How I Met Your Mother

Si bien los finales inesperados en las películas a menudo se celebran, son más difíciles de lograr en el medio de la televisión, cuando los personajes y los contextos se han solidificado a lo largo de los años. How I Met Your Mother se volvió loco con su final ampliamente detestado, provocando a la audiencia y cambiando el interés amoroso de Ted (Josh Radnor) al enviar a la madre titular (Cristin Milioti) a una muerte por enfermedad terminal. Entre el giro de última hora hacia Robin (Cobie Smulders) y la ruina total del desarrollo del personaje de Barney, este final empaña todo el legado de la otrora amada comedia de situación.

El engañoso final de ‘How I Met Your Mother’ es considerado uno de los peores de la historia

3. Dexter

Desde el comienzo del sensacional drama de asesinos en serie de Showtime, Dexter, la gente se preguntaba cómo terminaría. ¿Dexter Morgan (Michael C. Hall) finalmente sería llevado ante la justicia como el infame “Carnicero de Bay Harbor”? ¿Confesaría? Si hubieras adivinado “se mudó a Oregón para vivir el resto de su vida como leñador”, sin duda hubieras tenido buenas probabilidades: la sorprendente conclusión marginal salió de la nada y no satisfizo a casi nadie.

2. Seinfield

¿Cómo terminas una de las comedias de situación más populares y aclamadas de todos los tiempos, que fue, como se sabe, “un programa sobre nada”? La respuesta, para Jerry Seinfeld y Larry David, fue hablar de casi todo, involucrando a Jerry, Elaine, George y Kramer en una batalla legal descabellada (incluso por los propios méritos del programa) que vio una sala de audiencias de personajes del pasado del programa conspirar para enviar a la pandilla a prisión por delitos contra la decencia social. Más tarde, David tendría otro intento en un final en la séptima temporada de Curb Your Enthusiasm, pero el daño ya estaba hecho. La catastrófica conclusión de Seinfeld dejó a millones de espectadores preguntándose: “¿Qué hay con eso?”

Los hermanos Stark se reúnen durante el último episodio de Game of Thrones

1. Game of Thrones

Cuanto más fuertes vienen, más fuerte caen, y en el mundo de la televisión, Thrones era un titán. La exitosa serie de fantasía de HBO estuvo plagada de problemas narrativos y estilísticos a lo largo de su octava y última temporada, que culminó en un final exagerado que se encontró con algo parecido a un encogimiento de hombros colectivo. La decisión de otorgar el codiciado asiento en el Trono de Hierro al improbable Bran Stark estuvo lejos de ser el único problema de Thrones. La seguridad inicial del programa y la hábil trama habían dado paso a un espectáculo inverosímil, y muchos fans se quedaron con la sensación de que sus personajes más queridos habían sido traicionados por los creadores del programa, notoriamente impulsivos.

Register for free to continue reading

Registration is a free and easy way to support our truly independent journalism

By registering, you will also enjoy limited access to Premium articles, exclusive newsletters, commenting, and virtual events with our leading journalists

Already have an account? sign in

By clicking ‘Register’ you confirm that your data has been entered correctly and you have read and agree to our Terms of use, Cookie policy and Privacy notice.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy policy and Terms of service apply.

Thank you for registering

Please refresh the page or navigate to another page on the site to be automatically logged inPlease refresh your browser to be logged in