California: rancho que fue propiedad de Ronald Reagan es amenazado por un incendio

Los equipos de bomberos luchan contra un incendio cerca de Rancho del Cielo, donde el presidente recibió a líderes mundiales

Gustaf Kilander
viernes 15 octubre 2021 17:44

Imágenes aéreas muestran la devastación por los incendios en California

Read in English

Un incendio forestal en California se está acercando poco a poco a un rancho que alguna vez fue propiedad del expresidente Ronald Reagan, al que se hizo referencia como la Casa Blanca Occidental durante su mandato.

Una gran carretera permaneció cerrada el miércoles y se emitieron órdenes de evacuación después de que un incendio en expansión impulsado por los vientos aumentara la probabilidad de incendios forestales en gran parte de la entidad.

Los bomberos del condado dijeron que el incendio de Alisal cubrió 21 millas cuadradas (54 kilómetros cuadrados), con más de 200 elementos tratando de contenerlo, pero con solo el 5% del fuego bajo control.

El incendio en la costa del condado de Santa Bárbara estaba ardiendo cerca del Rancho del Cielo, un rancho que anteriormente era propiedad de Reagan y Nancy Reagan. Reagan, un actor de Hollywood que se convirtió en el jefe de un sindicato de actores, se desempeñó como gobernador de California entre 1967 y 1975 y como presidente de Estados Unidos de 1981 a 1989. Reagan, un republicano, murió en 2004 a la edad de 93. Su eslogan electoral "Hagamos que Estados Unidos vuelva a ser grande" fue posteriormente adoptado por el expresidente Donald Trump para su campaña de 2016, que utilizó la frase pero lo modificó ligeramente.

El incendio comenzó el lunes y avanzó hacia el océano, lo que provocó el cierre de la autopista US 101. Los bomberos informaron que las llamas amenazaron a más de 100 hogares en el área rural.

"El fuego está ardiendo en un denso chaparral y está siendo empujado por fuertes vientos y está creciendo a una velocidad rápida", se detalló una actualización el martes. En algunas áreas, los vientos alcanzaron las 70 m/h (113 km/h).

El martes, la Junta de Supervisores del Condado de Santa Bárbara declaró una emergencia local. Le pidieron al gobernador demócrata de California, Gavin Newsom, que declarara el estado de emergencia para tener acceso a recursos a nivel estatal tanto para los bomberos como para los residentes que se vieron obligados a abandonar sus hogares.

Los bomberos pudieron elevar el nivel de contención en el norte de California de un incendio que destruyó 25 casas móviles, 16 vehículos recreativos, así como un edificio en Rancho Marina RV Park, en el condado de Sacramento.

Leer más: Nueve de los diez incendios forestales más grandes de California ocurrieron en la última década

No se han reportado heridos y aún se está investigando qué provocó el incendio.

Un hombre sufrió quemaduras de tercer grado en la mayor parte de su cuerpo en el condado de San Joaquín. Unas cinco casas móviles resultaron dañadas cuando un incendio pasó por el Islander Mobile Home Park, dijo el jefe de bomberos de Lathrop-Manteca, Josh Capper, a Fox40-TV.

Pacific Gas & Electric cortó la energía a aproximadamente 24 mil clientes en partes de 23 condados para evitar que los incendios comenzaran por ráfagas que dañaron los equipos eléctricos, antes de los fuertes vientos del lunes que causaron la caída de árboles y la formación de nubes de polvo.

El martes, se volvió a encender la energía, pero las advertencias de peligro extremo de incendio regresaron el jueves y la empresa de servicios públicos anunció que es posible que tenga que cortar la energía a 29 mil clientes en 19 condados.

Se culpó a PG&E por un incendio que destruyó la mayor parte de la ciudad de Paradise en el condado de Butte en 2018, lo que llevó a la compañía a declararse en bancarrota tras declararse culpable de 84 cargos de homicidio involuntario. También enfrenta cargos por incendios causados por su equipo deshilachado, incluidos cargos de homicidio involuntario luego de un incendio cerca de Redding el año pasado que dejó cuatro personas muertas.

La crisis climática ha dejado gran parte de los bosques y la maleza de California secos, convirtiéndolos en áreas óptimas para que los incendios forestales se arraiguen. Las ráfagas de viento causan grandes problemas a los bomberos y algunos incendios que comenzaron a fines de este verano siguen ardiendo después de haber destruido cientos de hogares.

Associated Press contribuyó a este informe.