Robert Gentile: Gánster vinculado al histórico robo del Museo Gardner muere a los 85 años

El FBI sospechaba que Gentile sabía dónde estaban las valiosas pinturas del mayor atraco de arte en la historia del país

Jade Bremner
jueves 23 septiembre 2021 18:46

El dedo perdido del emperador romano Constantino vuelve a Roma 550 años después.

Read in English

El gánster acusado del mayor atraco de arte en la historia de Estados Unidos murió de un derrame cerebral a los 85 años.

El FBI sospechaba que Robert Gentile sabía dónde estaban las valiosas pinturas robadas del Museo Isabella Stewart Gardner en 1990, pero ahora los supuestos secretos de Gentile nunca se revelarán.

El abogado de Gentile, Ryan McGuigan, dio la noticia de que su cliente había muerto en el Hospital Hartford el viernes.

Trece piezas de arte valiosas, incluidas obras de Rembrandt, Vermeer y Degas, fueron robadas durante el atraco al museo hace 30 años. Los ladrones se disfrazaron de policías que respondieron a una “llamada de disturbio” relacionada con el día de San Patricio, pero una vez dentro se les permitió el acceso al edificio y anunciaron: “señores, esto es un robo”.

Los criminales pegaron a los guardias de seguridad con cinta adhesiva a una tubería antes de llevarse las piezas históricas, que valían más de US$ 500 millones.

A pesar de ser un caso de tan alto perfil, con recompensas de hasta US$ 10 millones ofrecidas por el museo por la devolución de las obras, nunca se ha encontrado el arte robado.

Gentile era bien conocido por las fuerzas del orden, tenía un extenso historial criminal y estuvo en la cárcel. Pero hasta su muerte, negó haber sabido algo sobre las obras robadas. “No tuve nada que ver con las pinturas. Es una gran broma”, dijo Gentile en una entrevista de 2019 con Associated Press, luego de su liberación de prisión. Sin embargo, Gentile supuestamente habló sobre el atraco cuando cumplía su condena.

Leer más: Met de New York acuerda devolver a Nigeria obras de arte robadas

Entre las piezas que faltan se encuentran “La tormenta en el mar de Galilea” de Rembrandt y una rara pintura de Vermeer titulada “El concierto”.