Investigaciones de terrorismo doméstico se han “multiplicado” en EE.UU. el último año, según el jefe del FBI

El esperado informe sobre la amenaza terrorista de la derecha se retrasó por la "explosión" de casos, así como por el covid

Gino Spocchia
jueves 23 septiembre 2021 20:19
Seguidores de Trump convocan protestas frente al Capitolio de Estados Unidos
Read in English

El director del FBI afirma que los casos de terrorismo doméstico han “proliferado” en EE.UU. en el último año, y que un informe muy esperado sobre el tema se había retrasado por una explosión de casos, así como por el covid.

Chris Wray, durante una comparecencia ante el Comité de Seguridad Nacional de la Cámara de Representantes el miércoles, dijo que un informe largamente esperado sobre el aumento del terrorismo de derechas en EE.UU. se había retrasado por el covid y una proliferación de incidentes en los últimos 12 meses.

“Ciertamente, reconozco que el informe anterior tardó en llegar a ustedes más de lo debido”, detalló Wray al comité, al tiempo que admitió que el formato de los informes anteriores ya no se ajustaba a la situación actual.

“Parte de eso, para ser justos, se debió en parte a la pandemia”, reiteró Wray sobre el retraso del informe, “pero también a trabajar en la importante carga de casos de terrorismo doméstico que, como he testificado hace unos minutos, se multiplicó el año pasado”.

Esto se produjo después de que el martes Wray admitiera ante el Comité de Seguridad Nacional y Asuntos Gubernamentales del Senado de EE.UU. que los casos de terrorismo doméstico se habían duplicado con creces desde 2020.

El director del FBI precisó que la cifra había pasado “de unas mil a 2 mil 700 investigaciones” en unos 12 meses, y que el número de personas que trabajan en el terrorismo doméstico para el FBI también se había duplicado.

Como informó HuffPost el martes, Wray reconoció que el terrorismo doméstico estaba aumentando en EE.UU. antes de los disturbios del 6 de enero en el Capitolio, que provocaron una “explosión” de casos.

Hasta ahora, más de 600 presuntos alborotadores han sido detenidos y acusados, y la mayoría están a la espera de juicio en relación con el ataque a la legislatura del país, que puso de manifiesto la preocupación por el terrorismo de derechas en EE.UU.

Leer más: Exfuncionario del FBI dice que las fuerzas del orden deben tomar “muy en serio” mitin conservador

Wray, que fue nombrado en 2017 para dirigir el FBI, calificó los disturbios del 6 de enero como un acto de “terrorismo doméstico”.

En junio, el gobierno de Biden dio a conocer un plan de 30 páginas para contrarrestar el terrorismo doméstico que pedía un mayor intercambio de información entre los funcionarios federales y locales y las empresas de redes sociales, así como recursos adicionales para identificar y perseguir las amenazas, y disuadir a los estadounidenses de pertenecer a grupos terroristas.

Informes adicionales de Reuters