H&M podría cobrar pronto por la devolución de prendas

La inflación y el aumento de los gastos de envío han obligado a los minoristas a aplicar tasas de devolución

Meredith Clark
Viernes, 30 de septiembre de 2022 10:09 EDT

H&M se disculpa por la foto en la que aparece un niño negro modelando una sudadera, calificada de racista

Read in English

H&M se prepara para poner en marcha una nueva política de tienda: cobrar a los clientes por devolver la ropa.

Durante la conferencia de resultados del tercer trimestre de la cadena sueca de moda rápida, Helena Helmersson, consejera delegada de H&M, dijo a los participantes en la conferencia que pronto pondrán a prueba la aplicación de “tasas de devolución en algunos mercados para ver la respuesta de los clientes”.

“Todo depende de cómo lo reciba el cliente”, señaló Helmersson a los inversionistas. “Por eso hacemos una prueba para ver si es algo que hay que poner en marcha de inmediato”.

“Si estamos a punto de ponerlo en marcha, llevará algún tiempo”, explicó. “No tenemos un plazo exacto para ello. Pero, de nuevo, vamos a ver cuando veamos la evaluación de la prueba, si es lo más impactante o no”.

En una declaración a The Independent, un portavoz de H&M dijo que la empresa “probará una tasa de devolución en algunos de sus mercados, pero solo se aplicará a las devoluciones online”.

“Si un cliente devuelve un producto que fue comprado en línea en la tienda, no hay ninguna tasa”, indicó.

El gigante minorista también reveló sus planes de recortar costos por US$177 millones, ya que culpó a su salida de Rusia de la disminución de los beneficios. H&M interrumpió todas sus ventas en Rusia poco después de la invasión de Ucrania por parte del país. La empresa también dijo que se vio afectada por el aumento de los precios de la energía y el incremento de los costos de las entregas a los clientes.

H&M no es la única tienda de ropa que cobra a los clientes por hacer devoluciones. Este verano, Zara comenzó a cobrar ₤1,95 libras a los clientes del Reino Unido y US$3,95 a los de EE.UU. por las devoluciones en línea realizadas en un punto de entrega de terceros.

El minorista británico Boohoo anunció en julio que descontará ₤1,99 libras del importe de cada devolución. Por su parte, los clientes de EE.UU. deberán abonar US$6 por las devoluciones en línea.

Abercrombie & Fitch cobra US$7 dólares por las devoluciones en línea enviadas por correo, pero los clientes pueden devolver de forma gratuita los artículos no deseados que hayan pedido en línea cuando vayan a la tienda. American Eagle Outfitters cobra una tasa de envío de US$5 por las devoluciones, y Pacsun deduce una tasa de envío de US$7 del reembolso del cliente.

En LL Bean, las devoluciones y cambios realizados a través del correo de EE.UU. tienen un costo de US$6,50 por paquete. Uniqlo no solo no cubre los gastos de envío de las devoluciones en línea, sino que tampoco acepta devoluciones en la tienda por compras en línea.

El aumento de las políticas de tasas de devolución se produce cuando la creciente inflación afecta a los costos de envío. Según la Federación Nacional de Minoristas, las devoluciones totales supusieron más de US$761.000 millones en pérdidas de ventas para los minoristas de EE.UU. en 2021. En general, la tasa total de devoluciones también aumentó del 18 por ciento en 2020 a casi el 21 por ciento en 2021.

Thank you for registering

Please refresh the page or navigate to another page on the site to be automatically logged inPlease refresh your browser to be logged in