Puntos básicos en la demanda contra Fox News sobre Trump

La demanda por difamación de 1.600 millones de dólares interpuesta por Dominion Voting Systems contra Fox News está generando muchas noticias entre bastidores sobre lo que realmente pensaban las personalidades y los ejecutivos de la cadena sobre Donald Trump

David Bauder
jueves 09 marzo 2023 16:49
EEUU-MÁQUINAS DE VOTACIÓN-DIFAMACIÓN-PUNTOS
EEUU-MÁQUINAS DE VOTACIÓN-DIFAMACIÓN-PUNTOS

Las nuevas revelaciones derivadas de una importante demanda por difamación están arrojando luz sobre lo que ocurría dentro de Fox News tras las elecciones presidenciales de 2020.

La demanda por difamación de 1.600 millones de dólares interpuesta por Dominion Voting Systems contra Fox News está generando muchas noticias entre bastidores sobre lo que realmente pensaban las personalidades y los ejecutivos de la cadena sobre Donald Trump.

Los documentos han revelado los temores de Fox News a perder espectadores si las personalidades y ejecutivos de la cadena decían al aire lo que decían en privado: que no creían las acusaciones falsas de fraude electoral hechas por Trump.

Estos son algunos puntos básicos que hay que saber sobre el asunto.

EL CASO

La empresa Dominion Voting Systems está demandando a Fox News por 1.600 millones de dólares, alegando que el medio de comunicación emitió repetidamente señalamientos — a sabiendas de que no eran ciertos— de que la compañía fabricante de máquinas de votación participó en un fraude que frustró la campaña de reelección del presidente Donald Trump. Fox sostiene que debido al interés periodístico, estaba informando sobre los cargos hechos por partidarios del presidente y que está respaldada legalmente por los estándares relacionados con difamaciones. El juicio está programado para el mes próximo.

DESCONEXIÓN DE LAS ELECCIONES

Dominion ha presentado evidencia de que personas prominentes de Fox sabían que las denuncias de fraude eran falsas, incluso cuando ellos y los aliados del presidente tuvieron tiempo al aire para repetirlas.

El comentarista de Fox Sean Hannity dijo en una declaración que nunca creyó en las denuncias de fraude “ni por un segundo”, pero que quiso darles a los acusadores la oportunidad de presentar pruebas. El fundador de Fox, Rupert Murdoch, interrogado bajo juramento, dijo creer que las elecciones presidenciales de 2020 fueron libres y justas: “Nadie se robó las elecciones”, declaró. Murdoch agregó que estaba al tanto de que algunos comentaristas de Fox (Lou Dobbs, Maria Bartiromo, Jeanine Pirro y Hannity) en ocasiones respaldaron afirmaciones falsas, pero que no hicieron nada para detenerlas.

EL MIEDO DE FOX

Los documentos judiciales han expuesto una profunda preocupación en Fox por el impacto de su anuncio, la noche de las elecciones, de que el demócrata Joe Biden había vencido a Trump en el estado crucial políticamente de Arizona, un anuncio que fue exacto. Con el anuncio, Fox enfureció a Trump y a muchos televidentes de Fox, quienes expresaron su enojo y comenzaron a sintonizar medios de comunicación conservadores rivales como Newsmax. El anuncio de la victoria de Biden incomodó a tanta gente en Fox que el conductor de noticias Bret Baier incluso sugirió que se anulara y que Arizona contara a favor en la columna de Trump. El ejecutivo de Washington responsable del anuncio se mantuvo firme y luego se demostró que tuvo razón, pero dos meses después lo pagó con su puesto de trabajo.

LEY DE DIFAMACIÓN

En su defensa, Fox se ha basado en una doctrina de la ley de difamación vigente desde un fallo de la Corte Suprema de Estados Unidos de 1964 que ha dificultado que los demandantes demuestren que hubo difamación. Las figuras públicas —y Dominion se ajusta a ese estándar en este caso— tienen que probar no sólo que la información reportada era incorrecta, sino que la organización de noticias actuó con “indiferencia temeraria” sobre si era cierta o no.

Fox dice que Dominion no puede probar su caso, pero algunos defensores de la Primera Enmienda de la constitución de Estados Unidos —que garantiza los derechos de libre expresión y de acción, considerados fundamentales para un gobierno democrático— creen que la fabricante tiene un argumento sólido. Su preocupación es que una batalla legal prolongada le daría a la Corte Suprema la oportunidad de cambiar las leyes de difamación que pudieran debilitar la protección de todos los medios.

EL INTERÉS DE TRUMP

Trump se ha interesado mucho en el caso, a juzgar por sus publicaciones en las redes sociales. Siempre preocupado por la lealtad y guardando un largo rencor por el anuncio de Fox News sobre su derrota en Arizona, expresó su enojo por las revelaciones en el caso de que muchas personas en Fox no sólo no apoyaron sus denuncias falsas de fraude, sino que las despreciaron en privado. Las pruebas judiciales publicadas esta semana contenían evaluaciones contundentes y desdeñosas hacia Trump por parte de algunas personas que pensaron que estaban en conversaciones privadas, incluso el presentador Tucker Carlson, quien dijo en un mensaje de texto en enero de 2021 sobre el presidente: “Lo odio apasionadamente”.

LA ELECCIÓN

Funcionarios electorales federales y estatales, revisiones exhaustivas en múltiples estados clave donde Trump cuestionó su derrota y el secretario de Justicia del gobierno de Trump no encontraron ningún fraude generalizado que pudiera haber cambiado el resultado de las elecciones de 2020. Tampoco descubrieron ninguna evidencia creíble de que la votación fuera manipulada. Decenas de tribunales, incluidos los de jueces que él designó, también han rechazado rotundamente las acusaciones de fraude hechas por Trump.

Thank you for registering

Please refresh the page or navigate to another page on the site to be automatically logged inPlease refresh your browser to be logged in