‘Top Gun: Maverick’: Tom Cruise se luce en una secuela tan emocionante como el mejor éxito de taquilla

Habrá que hacer un ajuste de cuentas sobre el punto de vista político de la película y su trato de las mujeres, pero por ahora... choquemos los puños

Clarisse Loughrey
jueves 12 mayo 2022 23:37

Tráiler de ‘Top Gun: Maverick’

Read in English

Director: Joseph Kosinski. Protagonistas: Tom Cruise, Miles Teller, Jennifer Connelly, Jon Hamm, Glen Powell, Lewis Pullman, Ed Harris, Val Kilmer. 12A, 131 minutos.

Top Gun, lanzada en 1986, podría ser el anuncio de reclutamiento militar más efectivo e insidioso jamás realizado. Reforzado por los estremecedores sintetizadores de la partitura de Harold Faltermeyer y el suministro de chocar esos cinco para toda una vida, el sueño febril del piloto de combate Tony Scott representaba un ideal amoral y apolítico de la vida naval. El enemigo no tenía nombre. La guerra apenas estaba definida. Aquí, una verdadera hermandad podría construirse sobre nada más que valentía y buenas vibras. Y un hombre podría sentarse en una cabina y sentir que puede volar más alto que Ícaro. Según la Marina de EE.UU., Top Gun resultó en un aumento del 500 por ciento en sus tasas de reclutamiento en el año posterior a su lanzamiento.

Un día, tendrá que haber un ajuste de cuentas sobre qué hacen exactamente estas películas y a quién benefician. Pero, por ahora, hay otra verdad que es difícil de evadir: la continuación tardía Top Gun: Maverick es tan emocionante como el mejor éxito de taquilla. Es el tipo de espectáculo que te hace celebrar y te pone al borde de tu asiento, capaz de unir a toda una sala llena de extraños sentados en la oscuridad y dejarlos con una lágrima de nostalgia en los ojos.

La película es una secuela fiel a su legado. Siguiendo la tradición de Star Wars: The Force Awakens, es un clon cuidadosamente reconstruido de su predecesor, diseñado no solo para reflejar los cambios en las actitudes y los gustos, sino también el ascenso de su estrella Tom Cruise a un nivel de fama que roza lo mitológico. ¿Seguimos considerando hasta la fecha que Cruise es un hombre, o una idea?

En las escenas iniciales de Maverick, nos reunimos con su personaje Pete “Maverick” Mitchell, ahora jefe de un programa que prueba aviones de reconocimiento hipersónicos a gran altitud. Está a punto de ser cancelado, y sus pilotos serán reemplazados por drones. La única forma en que puede salvar el día es si puede alcanzar 10 veces la velocidad del sonido en su próxima prueba. Cualquiera que conozca al viejo Maverick no solo predecirá si puede lograrlo o no, sino también si decidirá llevar las cosas demasiado lejos. Después de un aterrizaje forzoso, entra en un restaurante de aspecto rústico, cubierto de ceniza de pies a cabeza. Un niño con la expresión de sorpresa más grande que jamás hayas visto lo mira con asombro (haz tu apuesta sobre si se unirá a la marina cuando sea grande).

Pero la gente cambia, y este Maverick es un hombre atormentado por su pasado. Es posible que los militares lo hayan absuelto de toda responsabilidad, pero nunca olvidará la sensación de que su propia valentía causó la muerte de su mejor amigo, Goose, durante un ejercicio de entrenamiento de rutina. En Top Gun, esto lo hizo sentir humildad. Aquí, sus sentimientos son menos claros y más interesantes por ello. Está tan ansioso por ponerse en peligro que casi parece un deseo de muerte. También es sofocantemente protector con el hijo de Goose, Bradley, también conocido como Rooster (Miles Teller). Maverick trató de bloquear su camino a la escuela de pilotos. Rooster tiene un resentimiento amargo con él por eso. Cuando se llama a Maverick para entrenar a los reclutas navales en lo que, en el papel, parece una misión imposible (una pista: hay una generosa porción de Ethan Hunt en esta película), su relación se vuelve aún más tensa.

Debido a las limitaciones prácticas de la época, las batallas aéreas originales de Top Gun fueron sólidas pero siempre un poco difíciles de seguir. Aquí, son la verdadera sustancia de la película: un ballet impresionante y basado en el placer cada vez más raro de lo tangible. Cruise y sus compañeros de reparto se sientan en cabinas reales. Las acrobacias aéreas son (en su mayoría, al menos) reales. Es una verdadera hazaña para el director Joseph Kosinski hacer que algo tan ambicioso parezca tan sencillo. También trabaja lo suficiente en el lenguaje y el tono de las colaboraciones recientes de Cruise con Christopher McQuarrie (el guionista de Edge of Tomorrow y las dos últimas entregas de la serie Mission: Impossible) que Maverick parece tanto una película de Top Gun como una película de Tom Cruise. Y, como se puede esperar ahora, la estrella ataca la película con tanta dedicación que destaca por completo sobre cada elemento que lo rodea.

Tom Cruise en ‘Top Gun: Maverick’

Afortunadamente, esto hace un buen trabajo para ocultar en qué medida Top Gun: Maverick está estructurada como Top Gun. Secuencias enteras, incluida la apertura con banda sonora de los jets despegando de la “Autopista a la zona de peligro”, fueron extraídas al por mayor de la película original. Los nuevos reclutas son versiones remodeladas de los viejos personajes: tenemos un nuevo hombre de hielo en Hangman de Glen Powell (él encontró el nivel justo de imbecilidad para el papel), mientras que la Phoenix de Monica Barbaro es, como la Charlie de Kelly McGillis antes que ella, la única mujer en la base con líneas de diálogo. Esta vez, al menos, ella es uno de los pilotos. Rooster no es realmente como su padre, pero se viste como él, hasta en las gafas de sol y la camisa hawaiana desabrochada.

Pero Top Gun: Maverick realmente no está repleta del tipo de nostalgia cobarde a la que estamos acostumbrados en estos días. Es más inteligente, más sutil y totalmente más humanista. Kosinski deja espacio para que el Hombre de Hielo de Val Kilmer, cuya rivalidad con Maverick fue tan importante en la original, sea celebrado, sin que la película oculte cruelmente la pérdida de la voz de Kilmer debido al cáncer.

La película, desafortunadamente, no extiende una mano tan amorosa hacia las mujeres de Top Gun: ni McGillis ni Meg Ryan, quien interpretó a la madre de Rooster, hacen ningún tipo de regreso. Maverick, en cambio, obtiene un nuevo interés amoroso en la forma de Penny (Jennifer Connelly), la hija del almirante mencionada de manera casual en la primera película, ahora propietaria de un bar y madre soltera. Nuevamente, llegará un momento en el que necesitemos hablar sobre por qué Hollywood solo acepta mujeres mayores que se ven de cierta manera. Hasta entonces, ¿a quién se puede culpar por dejarse llevar por una película tan condenadamente divertida?

Top Gun: Maverick llega a los cines a partir del 25 de mayo.

Register for free to continue reading

Registration is a free and easy way to support our truly independent journalism

By registering, you will also enjoy limited access to Premium articles, exclusive newsletters, commenting, and virtual events with our leading journalists

Already have an account? sign in

By clicking ‘Register’ you confirm that your data has been entered correctly and you have read and agree to our Terms of use, Cookie policy and Privacy notice.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy policy and Terms of service apply.

Thank you for registering

Please refresh the page or navigate to another page on the site to be automatically logged inPlease refresh your browser to be logged in