Reportan nuevos casos de síndrome de la Habana en embajada de EE.UU. en Colombia

El presidente del país sudamericano dice que sus agencias de inteligencia están investigando antes de la visita del secretario de estado de Estados Unidos

Gino Spocchia
viernes 15 octubre 2021 15:56
Calma en Cuba y acusaciones entre Washington y La Habana tras las protestas
Read in English

El Departamento de Estado de Estados Unidos confirmó nuevos casos del síndrome de La Habana en la embajada estadounidense en Bogotá, Colombia, una semana antes de que el secretario de Estado, Anthony Blinken, visite el país sudamericano.

Un portavoz del departamento de estado, Ned Price, dijo que los funcionarios estadounidenses en Bogotá estaban investigando una serie de enfermedades que fueron reportadas por primera vez por el personal de la embajada de Bogotá en septiembre.

Como informó The Wall Street Journal el martes, el personal de la embajada fue informado por primera vez sobre "incidentes de salud inexplicables" en un correo electrónico a mediados de septiembre. No está claro exactamente cuántas personas se han visto afectadas.

Un segundo correo electrónico enviado por el embajador estadounidense Philip Goldberg el 1 de octubre confirmó que había una investigación sobre "incidentes de salud anómalos adicionales (IAH)" y prometió tomarlo "en serio, con objetividad y sensibilidad".

Se informó que un diplomático estadounidense dijo que las familias al principio creyeron que era el mal de altura, y que un niño estaba entre los enfermos. La embajada de Estados Unidos en Bogotá se encuentra entre las más grandes operadas por el gobierno y está ubicada aproximadamente a 8 mil 600 pies sobre el nivel del mar.

Los signos del síndrome de La Habana incluyen somnolencia, náuseas y fatiga. La enfermedad fue informada por primera vez por funcionarios estadounidenses que operan en La Habana, Cuba, en 2016, y desde entonces se ha informado en las embajadas de Estados Unidos en todo el mundo.

Según el diplomático que habló con el WSJ, aunque incidentes anteriores se dirigieron a empleados de la CIA, el síndrome de La Habana podría pasarle a cualquiera debido a las "tecnologías que están dirigidas hacia un lugar donde vive la gente".

"Si es un microondas o algún otro tipo de tecnología avanzada, afectaría a otras personas", agregó.

El miércoles, un portavoz del departamento de estado le dijo a The Independent que Blinken se había comunicado con los empleados y las familias afectadas por la enfermedad y que se estaba tomando en serio.

"Como parte del esfuerzo de respuesta interinstitucional dirigido por el Consejo de Seguridad Nacional y en coordinación con nuestros socios en todo el gobierno de los Estados Unidos estamos investigando enérgicamente los informes de AHI dondequiera que se informen", dijo la dependencia.

“La inter agencia está trabajando activamente para identificar la causa de estos incidentes y si pueden ser atribuidos a un actor extranjero, y está enfocada en brindar atención a los afectados”.

El presidente de Colombia, Iván Duque, dijo a The New York Times el martes que estaba al tanto de los informes del síndrome de La Habana entre el personal estadounidense y dijo que los funcionarios de inteligencia de su país también estaban investigando.

Leer más: Agente de la CIA reporta síntomas del síndrome de La Habana

Esta situación se produce después de que el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, firmara la semana pasada una ley que proporciona más fondos y atención médica para los empleados del gobierno de Estados Unidos que enferman con el síndrome de La Habana.

Prometió encontrar "la causa y quién es el responsable" de los ataques en medio de informes de que el personal de la embajada de Estados Unidos en Berlín, Alemania, se enfermó con síntomas asociados con el síndrome de La Habana.