Departamento de Justicia podría evitar que las personas demanden a quien decida acceder a un aborto en Texas

El presidente dice que las nuevas restricciones y el mandato para los denunciantes son 'casi antiamericanos'

Eric Garcia
sábado 04 septiembre 2021 21:45
La Corte Suprema no logra evitar que la prohibición del aborto en Texas entre en vigencia
Read in English

El presidente Joe Biden pidió al Departamento de Justicia que limite a las personas a actuar como “vigilantes” debido a la ley de aborto de Texas que entró en vigor esta semana.

El presidente respondió a una pregunta de un periodista sobre la ley después de hacer comentarios sobre el estado de la economía antes de dirigirse a Luisiana.

Biden expresó que había sido y sigue siendo “un firme partidario de Roe v Wade", la decisión de la Corte Suprema que protege el derecho al aborto. También denunció la creación de un “sistema de vigilantes” creado por la ley de Texas que permitiría a cualquier persona en los Estados Unidos demandar a alguien que “ayude e incite” a un aborto y lo recompensaría con $10,000 y honorarios legales adicionales si tiene éxito.

“Y parece que sé que esto suena ridículo, casi antiestadounidense", declaró Biden. El presidente mencionó que era diferente a las personas que se oponen a la decisión de 1973 de la Corte Suprema.

La Corte Suprema de Estados Unidos decidió no otorgar una solicitud de emergencia para bloquear la ley, que prohibiría el aborto tan pronto como se detecten los tonos cardíacos del feto, lo que generalmente ocurre a las seis semanas de embarazo y antes de que la mayoría de las personas sepan que están embarazadas.

El presidente dijo que no estaba seguro, pero que le expusieron que había posibilidades dentro de la ley existente para que el Departamento de Justicia vea qué se puede hacer para “limitar la acción independiente de las personas que hacen cumplir” la ley.

Leer más: “Nunca te has enfrentado a esas opciones”, dice Psaki a periodista que preguntó sobre apoyo de Biden al aborto

“No sé lo suficiente para darte una respuesta todavía”, declaró. “He pedido que lo revisen”.

Biden denunció la ley, particularmente la capacidad de demandar, a principios de esta semana.

“Y, escandalosamente, delega a los ciudadanos privados a entablar demandas contra cualquier persona que crean que ha ayudado a otra persona a abortar, lo que podría incluir a familiares, trabajadores de la salud, personal de recepción en una clínica de atención médica o extraños sin conexión al individuo”, manifestó.