Uvalde prepara funerales de las víctimas de la masacre escolar, se comparten obituarios desgarradores

La primera misa por una víctima de la masacre de la Escuela Primaria Robb está programada para el lunes y es de un estudiante de 10 años, informa Sheila Flynn desde Uvalde

<p>Cruces con los nombres de las víctimas afuera de la Escuela Primaria Robb </p>

Cruces con los nombres de las víctimas afuera de la Escuela Primaria Robb

Read in English

Maranda Mathis “era una chica tosca, dulce, inteligente y tímida”. A Makenna Lee Elrod le encantaba escribir notas a su familia y esconderlas para que las descubrieran más tarde. Amerie Jo Garza era “amable, cariñosa, directa, cariñosa, dulce, atrevida y, por supuesto, divertida”.

Mientras Uvalde se preparaba este fin de semana para una próxima letanía de funerales, comenzaron a llegar los obituarios de 19 estudiantes y dos maestras asesinados a tiros el martes en un salón de clases. Y cada uno fue más desgarrador que el anterior.

La primera ceremonia estaba programada para el lunes en Hillcrest Funeral Home, al otro lado de la calle de la Escuela Primaria Robb, donde Salvador Ramos, de 18 años, realizó su horrible ataque, seguida de un rosario vespertino y una misa en la iglesia católica Sacred Heart la tarde siguiente.

Según su obituario, Amerie era una “pequeña diva que ‘odiaba los vestidos’ pero ella de verdad tenía un corazón de oro”.

“Le encantaba comer en Chick-Fil-A y frape de vainilla de Starbucks. Sus pasatiempos favoritos eran nadar, dibujar y, sobre todo, pasar tiempo con su familia. El mayor sueño de Amerie era convertirse en profesora de arte debido a sus ambiciones de creatividad. Una protectora de su hermano y, como ahora sabemos, de sus compañeros de clase. Este mundo nunca tendrá otra Amerie”.

Según un compañero de clase que sobrevivió, la niña de 10 años intentó llamar al 911 desde su teléfono antes de que Ramos, de 18 años, le disparara fatalmente.

Un día después del funeral de Amerie, está programada una misa fúnebre conjunta en la misma iglesia para la maestra Irma Garcia y su esposo, Joe, quien trágicamente murió dos días después de que su esposa muriera en la masacre de la escuela.

“Comenzaron su relación en la escuela secundaria y floreció en un amor hermoso y amable”, dice su obituario conjunto. “Poco después, Irma y José se casaron en Uvalde el 28 de junio de 1997”.

Amerie Jo Garza

Garcia, de 48 años, “fue recibida por nuestro Señor y Salvador mientras protegía desinteresadamente a sus ángeles”; su esposo, dice el obituario, “se unió al amor de su vida y también fue recibido en los brazos de su esposa, Irma y nuestro Señor” el jueves.

Entre los “ángeles” que Garcia trató de proteger estaba Maranda Mathis, descrita como de “gran corazón amoroso” y amante de “estar en la naturaleza y pasar tiempo al aire libre”.

“Quienes conocieron a Maranda, conocían su gran imaginación y a menudo expresaron su amor por los unicornios y las sirenas, sobre todo si eran de su color favorito, el morado”, dice su obituario.

Otra compañera de clase, Makenna Lee Elrod, “era una luz para todos los que la conocían” que “amaba mucho a su familia y amigos”.

Irma y Joe Garcia fueron novios de preparatoria

A la niña de diez años “le encantaba jugar softball, gimnasia, bailar y cantar, jugar con los juguetes y pasar tiempo con su familia”, según su obituario.

“Era miembro del club 4-H y amaba a los animales. MaKenna hacía amigos donde quiera que fuera. Tenía hermanos, hermanas y primos con quienes le encantaba jugar. Su sonrisa iluminaba una habitación. Le encantaba escribir notas a su familia y dejarlas en lugares ocultos para que las encontraran más tarde. MaKenna era una líder nata y amaba la escuela. Le encantaba ir al rancho con su papá para alimentar a los animales y montar en el todo terreno. Estaba llena de vida y vivirá en los corazones de todos los que la conocieron y la amaron”.

A medida que los planes para 21 funerales comenzaron a tomar forma, los propietarios de una empresa local de mausoleos se prepararon el viernes para la próxima avalancha de solicitudes de lápidas.

Shirley Welch, propietaria de Laguna Monument Company junto a su esposo, Billy, le dijo a The Independent que la compañía proporcionaría lápidas gratis a las familias en duelo.

“Es bastante difícil”, comentó Welch, con la voz llena de aflicción, menos de 72 horas después del tiroteo que conmocionó al mundo. “Esta mañana ha sido un poco más difícil. Todavía no me he reunido con las familias”.

Esmeralda Bravo, de 63 años, llora al sostener una foto de su nieta, Nevaeh, una de las víctimas de la Escuela Primaria, durante una vigilia en Uvalde, Texas, el 25 de mayo de 2022

“He vendido lápidas de varios niños en el pasado, y nos sentamos aquí y lloramos juntos. Es muy doloroso”.

La empresa recibió una gran donación de la ciudad, detalló, para ayudar con las lápidas y los pagos de los proveedores.

Si bien algunas familias llegan poco después de la muerte para pedir lápidas, contó, sintió que los padres de los niños tardarían un tiempo en decidirse y reunir la fuerza para elegir las lápidas.

Se encendieron velas en un monumento conmemorativo en la plaza pública de la ciudad para las víctimas de la Escuela Primaria Robb

“Estoy segura de que las familias, porque esto es una tragedia, siento que les tomará un poco de tiempo aceptarlo”, dijo. “Y debido a que la lápida es muy definitiva, en realidad no queremos que lleguen tan pronto que no sepan lo que quieren porque no quiero que se arrepientan más tarde”.

Además, expresó, ya se hacen planes para un monumento conmemorativo en Uvalde. Ella y su esposo se dirigían al banco el viernes para establecer el Laguna Monument Memorial Fund.

“Una vez que las cosas se calmen, queremos poder poner algún tipo de gran monumento conmemorativo en algún lugar de la ciudad para estos niños”, declaró.

Register for free to continue reading

Registration is a free and easy way to support our truly independent journalism

By registering, you will also enjoy limited access to Premium articles, exclusive newsletters, commenting, and virtual events with our leading journalists

Please enter a valid email
Please enter a valid email
Must be at least 6 characters, include an upper and lower case character and a number
Must be at least 6 characters, include an upper and lower case character and a number
Must be at least 6 characters, include an upper and lower case character and a number
Please enter your first name
Special characters aren’t allowed
Please enter a name between 1 and 40 characters
Please enter your last name
Special characters aren’t allowed
Please enter a name between 1 and 40 characters
You must be over 18 years old to register
You must be over 18 years old to register
Opt-out-policy
You can opt-out at any time by signing in to your account to manage your preferences. Each email has a link to unsubscribe.

By clicking ‘Create my account’ you confirm that your data has been entered correctly and you have read and agree to our Terms of use, Cookie policy and Privacy notice.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy policy and Terms of service apply.

Already have an account? sign in

By clicking ‘Register’ you confirm that your data has been entered correctly and you have read and agree to our Terms of use, Cookie policy and Privacy notice.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy policy and Terms of service apply.

Register for free to continue reading

Registration is a free and easy way to support our truly independent journalism

By registering, you will also enjoy limited access to Premium articles, exclusive newsletters, commenting, and virtual events with our leading journalists

Already have an account? sign in

By clicking ‘Register’ you confirm that your data has been entered correctly and you have read and agree to our Terms of use, Cookie policy and Privacy notice.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy policy and Terms of service apply.

Thank you for registering

Please refresh the page or navigate to another page on the site to be automatically logged inPlease refresh your browser to be logged in