Putin califica enseñanza de fluidez de género como un ‘crimen contra la humanidad’

'Tenemos un punto de vista diferente', dice el presidente

Matt Mathers
viernes 22 octubre 2021 19:02

Putin está tratando de demostrar que “defiende valores que no dividirán a la sociedad y la arrojarán al caos”.

Read in English

Vladimir Putin ha afirmado que la enseñanza de la fluidez de género es un "crimen contra la humanidad" y arremetió contra la cultura de la cancelación en Occidente.

El presidente ruso habló en la reunión anual del Club de Discusión Valdai en el balneario de Sochi en el Mar Negro el jueves.

Dijo que algunos en Occidente creen que "la eliminación agresiva de páginas enteras de su propia historia, revertir la discriminación contra la mayoría en interés de las minorías... constituye un movimiento hacia la renovación pública".

Putin agregó: “Es su derecho, pero les pedimos que se mantengan alejados de nuestra casa. Tenemos un punto de vista diferente".

El presidente, a quien le gusta proyectar una imagen de hombre fuerte, ha criticado repetidamente los valores occidentales y ha afirmado anteriormente que el liberalismo se ha vuelto "obsoleto".

Con frecuencia se dirige a la comunidad LGBTQ, utilizando las críticas a las personas homosexuales y transgénero como un pararrayos para encender su base.

A principios de este año prohibió el matrimonio entre personas del mismo sexo y dijo que las nupcias entre dos personas "no sucederán" mientras él esté en el Kremlin.

Defendió la decisión, diciendo que nadie se vería perjudicado por ella.

Leer más: Brian Laundrie: el FBI confirma que los restos encontrados en Florida son del fugitivo desaparecido

En la reunión del jueves, el presidente también dijo que los partidarios de los derechos de las personas transexuales estaban exigiendo el fin de "cosas básicas como la madre, el padre, la familia o las diferencias de género".

Putin está tratando de demostrar que "defiende valores que no dividirán a la sociedad y la arrojarán al caos", dijo al Washington Post Matthew Sussex, un experto ruso de la Universidad Nacional Australiana.

“Por un lado, es un mensaje unificador. Pero, por otro lado, sí afecta... a las comunidades transgénero y homosexuales a las que el gobierno ruso ha seguido atacando".

El portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov, dijo que el discurso no debería afectar la relación de Rusia con los países occidentales.

"Rusia ha sido, es y será una parte integral de Europa", dijo.