Pelosi estalla contra Trump tras detener las pláticas para un nuevo apoyo económico de Covid

El presidente aseguró que las negociaciones se reanudarán inmediatamente después de que sea reelegido 

John T. Bennett@BennettJohnT
martes 06 octubre 2020 23:31
El coronavirus en números
Read in English

La presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, criticó a Donald Trump por interrumpir las conversaciones de estímulo económico por el coronavirus, acusando al presidente de "ponerse a sí mismo primero a expensas del país".

La demócrata de California dijo que el presidente lo estaba haciendo "con la total complicidad de los miembros republicanos del Congreso".

"Alejarse de las conversaciones sobre el coronavirus demuestra que el presidente Trump no está dispuesto a aplastar el virus", dijo Pelosi en un comunicado. "Él muestra su desprecio por la ciencia, su desdén por nuestros héroes, en la atención médica, los socorristas, el saneamiento, el transporte, la comida, trabajadores, maestros y otros, y se niega a poner dinero en los bolsillos de los trabajadores, a menos que su nombre esté impreso en el cheque".

El repentino anuncio del presidente hizo que los mercados de valores estadounidenses cayeran. Habían tenido esperanzas de un nuevo acuerdo para impulsar aún más lo que ha sido una economía lenta desde que el virus comenzó a propagarse de costa a costa. El Dow Jones bajó 500 puntos, pero esa caída había mejorado a unos 280 puntos a las 15.30 horas. Esto llevó al máximo demócrata de la Cámara a afirmar que Trump se está poniendo por encima de las necesidades de su gente.

"He dado instrucciones a mis representantes para que dejen de negociar hasta después de las elecciones cuando, inmediatamente después de que gane, aprobaremos un importante proyecto de ley de estímulo que se centra en los estadounidenses trabajadores y las pequeñas empresas", tuiteó el presidente mientras convalecía en la residencia de la Casa Blanca.

"Nancy Pelosi está pidiendo $2.4 billones de dólares para rescatar a los estados demócratas mal administrados y con alto nivel de delincuencia, dinero que de ninguna manera está relacionado con COVID-19. Hicimos una oferta muy generosa de $1.6 billones de dólares y, como de costumbre, ella no negociando de buena fe. Estoy rechazando su... solicitud y mirando hacia el futuro de nuestro país", escribió Trump.

Para ser claros, no había ningún acuerdo a la vista cuando Trump consolidó su posición el martes.

Trump ha acusado durante meses a Pelosi de negociar de mala fe e impulsar lo que describió como una lista de deseos liberales irrazonables durante las conversaciones.

Ella afirma que Trump envió al jefe de gabinete de la Casa Blanca, Mark Meadows, un excongresista conservador de Carolina del Norte, para vigilar a Mnuchin y evitar que llegara a un acuerdo que los demócratas podrían llamar una victoria en la campaña electoral.

Un asistente de Pelosi confirmó que las conversaciones se habían retrasado formalmente en un tuit más tarde ese día.

“El secretario confirmó que el presidente se ha alejado de las conversaciones sobre COVID”, escribió el portavoz Drew Hammill. "La Representante expresó su decepción por la decisión del presidente de abandonar las necesidades económicas y de salud del pueblo estadounidense".