El exsecretario general ONU Ban Ki-moon viaja a Myanmar

El exsecretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-Moon, visita Myanmar por sorpresa en nombre de un grupo de estatistas mayores que realizar iniciativas de paz y derechos humanos en todo el mundo

Grant Peck
Lunes, 24 de abril de 2023 05:11 EDT
MYANMAR-BAN KI-MOON
MYANMAR-BAN KI-MOON

El exsecretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-Moon, visitó el lunes Myanmar por sorpresa en nombre de un grupo de estatistas mayores que realizar iniciativas de paz y derechos humanos en todo el mundo, según dijo el lunes un diplomático surcoreano.

La llegada de Ban, vicepresidente de Los Ancianos, a la capital Naipyidó, se anunció el domingo por la noche en la televisora estatal MRTV. Llegó con una pequeña comitiva y fue recibido por los viceministros de Defensa y Exteriores.

“Esta visita del señor Ban Ki-Moon fue totalmente programada por Los Ancianos. Nosotros no participamos en este proceso”, indicó un miembro de la embajada surcoreana que habló bajo condición de anonimato porque no estaba autorizado a hablar con los medios. “Esto no es una visita oficial. Es probablemente una visita de dos días. Se marchará esta noche”.

Ban fue ministro de Exteriores en Corea del Sur.

Los Ancianos aún no han publicado ningún detalle sobre la visita de Ban, y tampoco el gobierno militar dio más información, aunque parecía que el viaje abordaría la crisis política en Myanmar. El grupo fue fundado por Nelson Mandela en 2007.

Ban tenía previsto reunirse el lunes por la mañana con el líder del país, el general Min Aung Hlaing y visitar el Museo Nacional, indicó un funcionario en Naipyidó. El funcionario también habló bajo condición de anonimato porque no estaba autorizado a dar información.

Myanmar está sumida en la violencia desde que el ejército expulsó al gobierno electo de Aung San Suu Kyi el 1 de febrero de 2021. El golpe impidió que la Liga Nacional por la Democracia, el partido de Suu Kyi, iniciara su segundo mandato.

El alzamiento militar encontró una gran oposición pública que las fuerzas de seguridad reprimieron con fuerza letal, y se ha convertido en una resistencia armada generalizada.

Los esfuerzos externos para mediar una paz no han tenido éxito, ni siquiera cuando procedían de partes en buenos términos con el gobierno militar, como la Asociación de Naciones del Sureste Asiático, un grupo de 10 países. El gobierno rechaza la presión para que negocie como una intrusión en la soberanía de Myanmar y en general describe a la mayoría de la oposición prodemocracia como terroristas.

Ban tiene una larga historia de relación con Myanmar. Cuando era secretario general de Naciones Unidas entre 2007 y 2016, Ban acudió a Myanmar para presionar a los generales que gobernaban entonces para que permitieran que expertos y ayuda exterior pudieran llegar a los sobrevivientes del ciclón Nargis en 2008, que mató a unas 134.000 personas. También instó al ejército a abrirse a la democracia.

Además, asistió a una conferencia de paz en Naipyidó en 2016 que intentaba poner fin a décadas de conflicto armado con minorías étnicas.

Dos meses después del golpe militar, Ban instó al Consejo de Seguridad de Naciones Unidas y a los países del Sureste Asiático a tomar medidas rápidas y firmes para frenar la violenta represión. Después intentó hacer una visita diplomática a Myanmar en la que aspiraba a reunirse con todas las partes para tratar de desescalar el conflicto y fomentar el diálogo, pero las autoridades en Myanmar le indicaron que no era un buen momento.

Thank you for registering

Please refresh the page or navigate to another page on the site to be automatically logged inPlease refresh your browser to be logged in