GoFundMe recauda $1 millón para la familia del conductor de Uber Eats asesinado; un adolescente es encarcelado por el crimen

Dos adolescentes se declararon culpables del asesinato en segundo grado de Mohammad Anwar, de 66 años

Danielle Zoellner
viernes 09 julio 2021 19:05

Conductores de Uber serán reconocidos como trabajadores en Reino Unido.

Read in English

Se creó un GoFundMe para la familia de un conductor de Uber Eats después de que fue asesinado durante un secuestro a mano armada, y ha recaudado más de $1 millón.

Mohammad Anwar, de 66 años, de Springfield, Virginia, estaba trabajando en Washington DC el 23 de marzo cuando dos adolescentes agredieron al hombre con una pistola paralizante e intentaron robar su automóvil, según reportó la policía.

Las adolescentes, de 13 y 15 años —en el momento del incidente—, se subieron al Honda Accord de Anwar en el Navy Yard de Washington DC y arrancaron mientras el hombre se aferraba al costado del vehículo.

Chocaron el automóvil y el hombre, que estaba casado y tenía tres hijos adultos y cuatro nietos, murió a causa del incidente.

“Mohammad Anwar era un inmigrante paquistaní trabajador que vino a los Estados Unidos para crear una vida mejor para él y su familia”, dijo la página de GoFundMe. "Simplemente estaba en el trabajo ayer por la noche, manteniendo a su familia, cuando su vida fue trágicamente arrebatada en un espantoso acto de violencia".

Se han recaudado más de $1 millón para la familia desde que comenzó la recaudación de fondos hace tres meses.

La niña, que tenía 13 años en el momento del incidente, recibió la orden de un juez el martes de permanecer bajo la custodia del Departamento de Servicios de Rehabilitación Juvenil de Washington DC hasta que cumpla 21 años. Esto se produjo después de que se declaró culpable en segundo grado por el asesinato en junio.

Leer más: Biden pondrá fin a la detención de las inmigrantes embarazadas

"Nunca quise hacerlo", dijo la adolescente en la corte el martes. "Cambiaré", agregó, según The Washington Post.

La otra adolescente, que tenía 15 años en el momento del crimen, también recibió la misma sentencia.

Durante su juicio, la joven de 15 años le dijo a la familia de Anwar: "No importa cuánto pase, nunca asesinaría intencionalmente a alguien", según relató The Washington Post.

La policía no ha identificado públicamente a las adolescentes debido a su edad.

La hija de Anwar se pronunció en contra de los dos jóvenes tras la sentencia del menor de 15 años.

"No puedo pasar por esa acera en la calle el 23 de marzo, donde yacía, mientras que una de ustedes solo estaba preocupada por su teléfono", dijo, según el Washington's Top News. Le rompiste la mayoría de los huesos de su cuerpo. Ninguna cantidad de años que pases en una instalación puede hacerte pasar ni siquiera el uno por ciento de ese dolor".

Ella agregó: "Nunca podré perdonarte por el dolor que le causaste".