El líder de Proud Boys dice que el grupo ha “pasado por un mal momento” mientras se acumulan las acusaciones de insurrección en el Capitolio

Henry “Enrique” Tarrio dice que el grupo de extrema derecha ha sido duramente golpeado mientras los fiscales federales investigan el ataque del 6 de enero

Nathan Place
miércoles 02 junio 2021 23:37
El vecino del norte no es tan perfecto: reacciones en Latinoamérica al asalto al Capitolio
Read in English

Cinco meses después de los disturbios en el Capitolio de Estados Unidos, el grupo de extrema derecha Proud Boys ha sido golpeado con acusaciones y sufrido divisiones internas.

"Hemos pasado por un mal momento", dijo a AP News Henry "Enrique" Tarrio, presidente de Proud Boys.

Más de dos docenas de Proud Boys han sido arrestados mientras los fiscales federales investigan el ataque del 6 de enero, durante el cual partidarios de Donald Trump, incluidos grupos de derecha como Proud Boys y Oath Keepers, irrumpieron en el Capitolio. Los investigadores han acusado a cuatro líderes de los Proud Boys, aunque no a Tarrio, que no estaba allí, de planificar y liderar la insurrección.

Desanimados por el ataque federal, varias divisiones del grupo se han separado del liderazgo nacional. Las divisiones de Seattle, Las Vegas, Indiana y Alabama han declarado su independencia.

“Rechazamos y desautorizamos al informante federal probado, Enrique Tarrio, y a todos y a cada una de las divisiones que eligen asociarse con él”, dijo la sede de Alabama en febrero, refiriéndose a la cooperación de Tarrio en 2012 con el FBI en un caso de fraude.

Mientras tanto, los expertos dicen que el grupo ha perdido parte de su propósito desde que Trump dejó el cargo. Tras su derrota en 2020, el ex presidente mintió durante meses diciendo que las elecciones habían sido robadas, y los Proud Boys lucharon por revertir su derrota. Pero después de que Trump se marchara a Mar-a-Lago, no quedó claro cómo continuar con la lucha.

"Creo que algo así está sucediendo en este momento en el movimiento más amplio de extrema derecha, donde el tejido cohesivo que los unió a todos, siendo las elecciones de 2020, se ha disuelto", dijo Jared Holt, analista del Atlantic Council, Laboratorio de Investigación Forense Digital, de acuerdo con AP.

Holt comparó el ataque del 6 de enero con la manifestación ‘Unite the Right’ de 2017 en Charlottesville, Virginia, donde manifestantes supremacistas blancos se enfrentaron con contramanifestantes de izquierda, dejando a uno de ellos muerto.

Leer más: Desinformación, la defensa de atacantes del Capitolio

“Al igual que 'Unite the Right', hay un gran desastre, un desastre de relaciones públicas, y ahora han llamado la atención de los agentes federales”, expresó Holt. "Y es aún más intenso ahora porque tienen el aparato de seguridad nacional haciéndoles presión".

Los Proud Boys afirman tener más de 30.000 miembros en los EE.UU. Trump elevó brevemente al grupo a la infamia nacional al mencionarlos en un debate presidencial, y les ordenó que "se aparten y se mantengan al margen".

El grupo se autodenomina "chovinista occidental" y niega cualquier conexión con el supremacismo blanco, pero los expertos cuestionan esa afirmación. El Southern Poverty Law Center, que estudia los grupos de odio, señala que los Proud Boys han asistido repetidamente a mítines de supremacistas blancos y han traficado con "retórica antimusulmana y misógina".

“Las acciones de los Proud Boys desmienten sus desaprobaciones de intolerancia”, dice el SPLC.