EEUU: El entusiasmo de los jóvenes por los demócratas menguó

Los votantes jóvenes que han sido cruciales para los éxitos de los demócratas en elecciones recientes mostraron indicios en los comicios intermedios de noviembre de que su entusiasmo podría estar menguando

Will Weissert,Hannah Fingerhut
martes 13 diciembre 2022 03:50
EEUU-ELECTORES JÓVENES
EEUU-ELECTORES JÓVENES

Los votantes jóvenes que han sido cruciales para los éxitos de los demócratas en comicios recientes mostraron indicios en las elecciones intermedias de noviembre de que su entusiasmo podría estar menguando, un potencial indicio de advertencia para un partido que necesitará su respaldo firme con miras a las presidenciales de 2024.

El 53% de los electores menores de 30 años prefirieron candidatos demócratas a la Cámara de Representantes, mientras que sólo 41% se inclinaron por los candidatos republicanos a nivel nacional, según AP VoteCast, un amplio sondeo nacional del electorado. Pero ese nivel de apoyo a los demócratas disminuyó en comparación con 2020, cuando esos votantes respaldaron al presidente Joe Biden sobre su predecesor, Donald Trump, en una proporción de 61% frente a 36%. Y en 2018, cuando los demócratas aprovecharon un repunte en las elecciones intermedias para recuperar el control de la cámara baja, los electores de entre 18 y 29 años respaldaron al partido en un 64%, en comparación con 34% en favor de los republicanos.

De todas formas, el partido de Biden obtuvo resultados mejores a las expectativas para las elecciones intermedias, reteniendo el control del Senado y cediendo la Cámara de Representantes a los republicanos, pero sólo por una pequeña diferencia. El presidente mismo elogió la participación de los electores jóvenes, llamándola “histórica”. De todas formas, la tendencia para los votantes más jóvenes podría ser un indicio temprano del reto que enfrentan los demócratas para mantener la coalición de personas negras, mujeres, electores con educación universitaria, y habitantes de ciudades y de suburbios que ha impulsado al partido en los años desde que Trump llegó a la Casa Blanca.

Alguna debilidad en cualquier parte de ese bloque podría tener implicaciones durante la próxima contienda electoral. Biden, que estará a algunas semanas de cumplir 82 años el día de las elecciones de 2024, dice que pretende postularse de nuevo. Trump, de 76 años, ya ha anunciado que aspira a obtener la nominación de su partido.

“Podría haber habido un repliegue de los votantes jóvenes”, dijo Michael McDonald, profesor de ciencias políticas de la Universidad de Florida y experto en votaciones e información.

De todas formas, McDonald advirtió que no hay que sacar demasiadas conclusiones de lo que podría ser una anomalía. Pero dijo que el cambio podría haber sido azuzado por problemas como la elevada inflación, que ha golpeado a los jóvenes con especial dureza dado que es menos probable que sus salarios se incrementen lo suficientemente rápido para mantenerse al nivel de los precios crecientes.

“Las personas más jóvenes también tienen los vínculos partidistas más débiles, por lo que pueden ser más susceptibles a los cambios de partido a nivel nacional”, declaró McDonald. “No hay razón por la que los republicanos no puedan repuntar entre los jóvenes”.

De hecho, VoteCast muestra que sólo aproximadamente una cuarta parte de los simpatizantes demócratas menores de 30 años dicen que ser demócrata es “extremadamente” o “muy” importante para ellos, en comparación con aproximadamente una tercera parte de los simpatizantes demócratas de mayor edad.

Los datos mostraron que los electores menores de 30 años no respaldaron a los demócratas lo suficientemente para modificar los resultados de contiendas electorales cruciales a nivel nacional, pero la noticia no fue del todo mala para el partido. Los votantes en las intermedias menores de 45 años —un grupo de edades que incluye a la Generación Z y a la generación del milenio— respaldaron al partido de Biden a tasas que superaron su respaldo en 2020 a las contiendas por las gobernaciones de Pensilvania, Michigan y Kansas, así como la contienda para el Senado en Pensilvania.

El vicegobernador demócrata John Fetterman superó al afamado cirujano cardiaco Mehmet Oz en la contienda por el escaño de Pensilvania en el Senado, con 62% de los votos de las personas de entre 18 y 44 años. Ese fue un desempeño ligeramente mejor que el 56% que obtuvo Biden en ese grupo de votantes en 2020. En la contienda para la gobernación de Pensilvania, el demócrata Josh Shapiro también ganó, llevándose el 64% de los sufragios de ese grupo etario, con lo que también superó lo que obtuvo Biden en 2020.

La gobernadora de Kansas, Laura Kelly, ganó un segundo periodo al superar modestamente los márgenes de 2020 con los electores menores de 45 años en ese estado de tendencia republicana, con 52% frente al 45% que obtuvo Biden. La gobernadora de Michigan, Gretchen Whitmer, también aseguró su reelección en forma dominante, reuniendo un porcentaje algo mayor de los votantes estatales menores de 45 años en 2022, con 61%, frente al 54% que obtuvo Biden en 2020.

Michigan permite que la gente se empadrone el día de las elecciones, lo cual generó filas tan largas en las universidades que el último voto depositado en la Universidad de Michigan fue a las 2:05 de la madrugada.

Pero en los estados que permiten empadronamientos de último momento los demócratas no se vieron impulsados en todas partes. Los candidatos del partido se ubicaron por debajo de los márgenes que obtuvo Biden entre los votantes menores de 45 años en algunas contiendas cruciales, incluyendo en las de las gobernaciones de Nueva Hampshire y Nevada, estados que permiten empadronarse el día de las elecciones.

En la contienda por la gobernación de Nevada, el gobernador demócrata Steve Sisolak fue derrotado, con un respaldo a su partido entre los votantes menores de 45 años de 54%, un poco por debajo del 61% que obtuvo Biden en 2020. El mismo patrón ocurrió en Nueva Hampshire: el 43% para el demócrata Tom Sherman frente al 59% que recibió Biden. Allí, el gobernador republicano Chris Sununu fue reelegido fácilmente.

Cristina Tzintzún Ramírez, presidenta de NextGen America, una organización progresista que trabaja para movilizar a los votantes jóvenes, dijo que el grupo contactó a 90% de los electores elegibles de entre 18 y 35 años en Pensilvania, llamándolos por teléfono, enviándoles mensajes de texto o viéndolos en persona en los campus universitarios. VoteCast mostró que el 34% de los votantes de Pensilvania de entre 18 y 29 años dijeron que fueron contactados exclusivamente en nombre de los candidatos demócratas en el estado, más que a los votantes de mayor edad.

Tzintzún Ramírez dijo que los electores jóvenes reportaron que lo que más les preocupaba era la economía y la justicia racial, al menos hasta después de que la Corte Suprema revocó el histórico fallo del caso Roe vs. Wade sobre el derecho al aborto en junio. Después de eso, señaló, “el aborto se colocó al frente” del interés de los votantes.

VoteCast encontró que aproximadamente la mitad de los electores jóvenes en algunos de los estados más competitivos dijeron que la anulación del fallo del caso Roe tuvo un impacto fuerte en su decisión de acudir a votar. En Michigan, donde una enmienda para proteger constitucionalmente los derechos al aborto en el estado fue aprobada el día de las elecciones, aproximadamente la mitad de los votantes menores de 45 años dijeron que estaban “enojados” por el hecho de que el fallo de Roe hubiera sido revocado.

VoteCast halló que 36% de todos los electores menores de 45 años dicen ser demócratas progresistas, en comparación con 20% de los votantes de mayor edad. También mostró que era especialmente probable que los votantes más jóvenes —en especial los menores de 30 años— dijeran que los inmigrantes ayudan más que perjudican a Estados Unidos, y que el racismo en el país es un problema muy serio.

“Para nosotros, no se trata sólo de un político o un partido”, dijo Tzintzún Ramírez. “Es acerca de brindar una visión para nuestro país que sea más justa y que refleje las realidades de una generación que está enfrentando una crisis climática, creciente injusticia racial, inequidad descontrolada y una democracia en declive”.

En los resultados de VoteCast también salió a relucir que algunos votantes no están totalmente prendados de un partido ni del otro. Incluso en sitios donde el apoyo demócrata entre los votantes jóvenes era firme, los electores de entre 18 y 44 años tendían a ser menos entusiastas con respecto a los candidatos que respaldaban que los votantes de mayor edad.

Eso fue cierto en los reñidos estados de Arizona, donde los demócratas ganaron el Senado y la gobernación, y Wisconsin, donde el partido se llevó la gobernación pero el senador republicano fue reelegido. Y en Georgia, estado en que el gobernador republicano Brian Kemp fue reelegido, pero el senador demócrata Raphael Warnock aseguró un segundo periodo en una segunda vuelta electoral.

Santiago Mayer, estudiante de ciencias políticas de la Universidad Estatal de California, campus de Long Beach, que fundó el grupo activista Voters for Tomorrow —encabezado por estudiantes_, dijo que esos hallazgos no lo sorprendieron dado que los votantes jóvenes tienden a ser independientes. Pero también señaló que muchos son profundamente progresistas, lo que significa que, actualmente, “los republicanos le han declarado la guerra a la Generación Z”.

“Los electores jóvenes están votando en contra de los republicanos, y los demócratas obviamente son la mejor opción”, dijo Mayer, de 20 años, cuyo grupo se valió de voluntarios a nivel nacional para llamarle por teléfono y enviarles mensajes de texto a votantes de Georgia de entre 18 y 29 años unas 2,5 millones de veces. “Pero a la larga, luego de que tengamos dos años en que esperemos que los republicanos recuperen la cordura, el énfasis estará en tener funcionarios electos que realmente representen lo que quiere la Generación Z”.

Entre los electores de Fetterman en Pensilvania, el 57% de los que tienen 45 años o más dijeron que respaldaron al demócrata con entusiasmo, pero sólo el 43% de los votantes más jóvenes lo hizo. De los que tienen menos de 45 años, la misma cifra, el 43%, respaldó a Fetterman con reservas, y 12% lo hizo sólo para oponerse a otros candidatos.

A pesar de lo que aparentemente es un déficit en el entusiasmo de los votantes jóvenes, David Jackson, profesor de la Universidad Estatal Bowling Green cuyas investigaciones se enfocan en los vínculos entre los gustos de entretenimiento y las preferencias políticas, dijo que es “demasiado pronto para decir que ya dejamos atrás la política de celebridades”. Hizo notar que JD Vance, autor de las memorias “Hillbilly Elegy”, fue elegido al Senado por Ohio el mes pasado.

De acuerdo con VoteCast, los electores más jóvenes de Ohio —los de 18 a 29 años— se dividieron aproximadamente en partes iguales en favor de Vance y del demócrata Tim Ryan, mientras que los votantes de entre 30 y 44 años se inclinaron un poco más por Ryan, en 58%.

De todas formas, Jackson añadió que, debido a que la política se ha tornado cada vez más antagónica, los votantes están mostrando que tienen menor propensión a adorar intensamente a los candidatos y en lugar de ello están depositando sus sufragios “más desde un punto de vista de autodefensa”.

“Siempre se ha asumido que es más probable que los jóvenes sean influidos por las celebridades”, señaló Jackson. “Pero ese no es necesariamente el caso desde el ascenso de Trump, ya que él ha sido el candidato celebridad por excelencia”.

Thank you for registering

Please refresh the page or navigate to another page on the site to be automatically logged inPlease refresh your browser to be logged in