Tesla accidentado necesita 40 veces más agua que un automóvil normal para apagar llamas, según bomberos

El jefe de bomberos dice que los coches eléctricos pueden necesitar 40 mil galones

Graeme Massie
viernes 13 agosto 2021 15:48

El accidente de un Tesla en Austin necesitó 40 veces más agua que un coche normal.

Read in English

Un ardiente accidente de un Tesla en Texas necesitó 40 veces más cantidad de agua para extinguir las llamas que en un vehículo tradicional de gasolina, según el Departamento de Bomberos de Austin.

Un SUV eléctrico Model X chocó contra un semáforo en la capital del estado antes de incendiarse en la madrugada del jueves.

Los bomberos afirman que el incendio fue difícil de controlar debido a las celdas de la batería que alimentan al vehículo.

El vídeo muestra el coche, que tiene un precio inicial de unos 80 mil dólares, envuelto en llamas tras el incidente en la zona de Tarrytown de la ciudad.

“Obviamente, funcionan completamente con la energía de la batería, por lo que hay una batería bajo el chasis, lo que hace que sea difícil llegar a ella. Además, una vez que arden, son extremadamente difíciles de apagar: se vuelven a encender”, detalló el jefe de la división de la AFD, Thayer Smith.

Y afirmó que los bomberos han recibido formación sobre cómo extinguir las baterías de litio de los coches eléctricos.

“A partir de una experiencia previa de otros departamentos en todo el país y el estado, somos conscientes de los problemas cuando un Tesla se quema”, agregó.

“Hay algunos otros procedimientos. Normalmente un incendio de coche se puede apagar con 500 a mil galones de agua, pero los Tesla pueden necesitar hasta 30 mil o 40 mil galones de agua, quizás incluso más, para extinguir el paquete de baterías una vez que empieza a arder y ese fue el caso aquí.”

El conductor del coche estaba solo en el momento del accidente y no sufrió ninguna lesión.

Leer más: Policía registrará a Tesla tras accidente relacionado a piloto automático

La policía dijo que el joven había conducido bajo los efectos del alcohol y fue detenido en el lugar de los hechos.

Elon Musk, consejero delegado de Tesla, anunció el año pasado que se mudaría a Austin desde California.

La empresa está construyendo una Gigafábrica en la ciudad, donde producirá su crossover Model Y y su esperado cibercamión, que ahora se ha retrasado hasta 2022.