CDC advierte que vacuna anti COVID-19 pierde eficacia con el tiempo, mientras se anuncia una dosis de refuerzo

Los estadounidenses serán elegibles para la tercera vacuna de refuerzo ocho meses después de la segunda dosis

Alex Woodward
miércoles 18 agosto 2021 19:21

FDA autorizará las vacunas de refuerzo para personas con sistemas inmunitarios débiles

Read in English

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC) sostienen que las vacunas contra COVID-19 brindan un alto grado de protección contra infecciones graves, hospitalizaciones y muerte, aunque están viendo "evidencia preocupante de una disminución de la eficacia de la vacuna con el tiempo y contra la variante Delta", según la directora Rochelle Walensky.

"Nos preocupa que la fuerte protección actual contra infecciones graves, hospitalización y muerte pueda disminuir en los próximos meses, especialmente entre aquellos que están en alto riesgo o que fueron vacunados antes", declaró la directora de los CDC durante una sesión informativa virtual este miércoles

La actualización sigue tras las recomendaciones de los funcionarios de salud federales de ofrecer una tercera inyección de "refuerzo" ocho meses después de la segunda dosis de las vacunas Pfizer y Moderna, que entrará en vigencia el 20 de septiembre.

“El propósito general de las vacunas es mantenernos fuera del hospital”, dijo el Cirujano General de Estados Unidos, Vivek Murthy.

Pero si la trayectoria actual de aumento de las infecciones continúa en medio de la transmisión generalizada de la variante Delta, que es más contagiosa, "probablemente veremos un aumento extraordinario en las hospitalizaciones y muertes", agregó. "Así es como llegamos a la marca de los ocho meses".

La propagación de la variante más contagiosa y dominante Delta y las tasas crecientes de enfermedades graves entre las personas no vacunadas han sobrecargado los sistemas de salud en el país, mientras los funcionarios de salud pública han ampliado los esfuerzos de vacunación como la mejor defensa para mantener a la gente fuera de los hospitales.

Una nueva investigación de los Estados Unidos, Israel y Reino Unido ha demostrado una disminución parcial en la eficacia de la vacuna contra infecciones leves a moderadas a graves, aunque no está claro si esa disminución ha seguido a la caída de los niveles de inmunidad, un aumento en las transmisiones en medio de restricciones reducidas y menos pautas estrictas de salud como el uso de cubrebocas, o el dominio de la variante Delta, o una combinación de los tres factores.

Las personas inmunizadas contra COVID-19 pierden niveles más altos de eficacia de la vacuna a medida que los anticuerpos disminuyen con el tiempo, y es posible que se requieran niveles más altos de protección de anticuerpos con una dosis de "refuerzo" para brindar una protección más fuerte contra Delta, según el asesor médico en jefe Anthony Fauci.

Leer más: OMS pide nada de refuerzos antes de vacunas para todos

Esas dosis de refuerzo seguirán siendo gratuitas para todos los estadounidenses independientemente de su seguro o estado migratorio, informaron las autoridades.

Los funcionarios de salud evaluarán si las personas menores de 18 años serán elegibles para una tercera dosis y si los estadounidenses que recibieron la vacuna Johnson & Johnson de inyección única requerirán otra inyección.

La distribución de una tercera dosis debe ser autorizada primero por la Administración de Drogas y Alimentos y un comité asesor de los CDC revisará la evidencia y hará recomendaciones.