Los 10 atletas de América Latina que destacaron durante Tokio 2020

Ecuador y República Dominicana tuvieron una actuación histórica gracias a sus deportistas

Billy Rubio Esquivel
martes 10 agosto 2021 22:26

Yulimar Rojas es la reina absoluta del salto triple femenino en los Juegos Olímpicos

Los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 llegaron a su fin el domingo con una emotiva ceremonia de clausura y dieron paso a lo que será París 2024, la justa que tomará el relevo tras este evento marcado por la pandemia de COVID-19.

Con los Olímpicos en el pasado es momento de repasar la actuación de algunos de los deportistas latinoamericanos más destacados durante Tokio 2020.

Richard Carapaz (Ecuador)

En los primeros días de competencia, Carapaz escribió su nombre en la historia del deporte ecuatoriano al ganar medalla de oro en la modalidad de carrera de ruta, en la disciplina de ciclismo.

El ciclista abrió una histórica participación de Ecuador en estos Juegos Olímpicos que incluyó otra presea dorada por parte de Neisi Dajomes y una de plata de Tamara Salazar, ambas en halterofilia.

Marileidy Paulino (República Dominicana)

República Dominicana tuvo la mejor actuación de su historia en los Juegos Olímpicos al ganar cinco metales durante Tokio 2020. La cosecha de preseas fue liderada por Paulino que se llevó un par de medallas de plata.

La velocista integró el equipo de relevos mixtos en la modalidad 4x400 metros que finalizó en segundo lugar en la prueba. Días más tarde, Paulino volvió a subir al podio al ganar plata en los 400 metros planos.

Italo Ferreira (Brasil)

El surf debutó como deporte olímpico en Tokio 2020 y esto fue aprovechado por Ferreira, quien se convirtió en el primer surfista campeón en los Juegos Olímpicos. El brasileño venció holgadamente a su contrincante japonés en la final para reclamar la medalla de oro y pasó a la historia por este hito.

Yulimar Rojas (Venezuela)

La atleta hizo vibrar a toda una nación con un salto que rompió un récord que se mantenía desde 1995. Rojas se consagró en Tokio 2020 al registrar 15.67 metros—un nuevo récord del mundo—en la final de triple salto y con ello obtener la presea de oro, la única que consiguió Venezuela durante los pasados Juegos Olímpicos.

Mijaín López (Cuba)

Cuba nuevamente tuvo una destacada actuación y como si se tratara de un déjà vu, una vez más vio reclamar a López un título olímpico. El luchador ganó por cuarta ocasión consecutiva la medalla de oro en lucha grecorromana y se convirtió en el atleta cubano con más preseas de este color en la historia del país.

Leer más: Alejandra Valencia revela que estuvo en peligro su participación en Tokio 2020 por falta de uniformes

Anthony Zambrano (Colombia)

Zambrano dio a Colombia su segunda medalla olímpica en pista en su historia al finalizar en segundo lugar en la final de los 400 metros planos. El velocista detuvo el cronómetro en 43.85 segundos, solo por detrás del bahameño Steven Gardiner.

Jasmine Camacho-Quinn (Puerto Rico)

Una vez más, una mujer dio medalla de oro a Puerto Rico. Tras el histórico triunfo de Mónica Puig en la final de tenis de Río de Janeiro 2016, Camacho-Quinn subió a lo más alto del podio al conquistar la prueba de los 100 metros con vallas en el estadio olímpico de Tokio y entregó la segunda presea dorada al deporte olímpico puertorriqueño.

Aremi Fuentes (México)

Desde Soraya Jiménez, México ha tenido una tradición de grandes halteristas mujeres en los Juegos Olímpicos y en Tokio 2020 no fue la excepción. Fuentes fue una de las sorpresas de la delegación mexicana al conseguir bronce en la categoría de los 76 kg y se convirtió en la cuarta mexicana en conseguir una presea en esta disciplina.

Leuris Pupo (Cuba)

Pupo consiguió otro metal en los Juegos Olímpicos tras finalizar en la segunda posición en la modalidad de pistola de velocidad. El cubano—que se consagró en Londres 2012—sumó 29 unidades, cinco puntos por detrás del campeón de Tokio 2020, Jean Quiquampoix (Francia).

Rebeca Andrade (Brasil)

Andrade se convirtió en la primera gimnasta brasileña en ganar una medalla en Juegos Olímpicos al obtener una plata en el all-around individual. No conforme con esto, la atleta de 22 años regresó a la arena para ser campeona olímpica en salto de caballo y entregar una histórica presea de oro en esta disciplina a su país.