Judoca argelino se retira para no enfrentar a israelí

Un deportista de Argelia será enviado a casa desde los Juegos Olímpicos de Tokio luego de que se retiró de la competencia de judo para evitar un posible enfrentamiento con un rival israelí

AP Noticias
sábado 24 julio 2021 04:39
ARGELIA-ISRAEL
ARGELIA-ISRAEL

Un deportista argelino será enviado a casa desde los Juegos Olímpicos de Tokio luego de que se retiró de la competencia de judo para evitar un posible enfrentamiento con un rival israelí.

Fethi Nourine y su entrenador Amar Benikhlef le dijeron a medios argelinos que se retiraban porque no querían un posible combate en segunda ronda ante Tohar Butbul, de Israel en la división de 73 kilogramos para hombres el próximo lunes.

Tras el sorteo, Nourine iba a medirse con el sudanés Mohamed Abdalrasool en la ronda inicial a realizarse el domingo y el ganador se mediría con Butbul, el quinto preclasificado.

El comité ejecutivo de la Federación Internacional de Judo (FIJ) ha suspendido temporalmente a Nourine y a Benikhlef, quienes adicionalmente enfrentan sanciones más allá de los Juegos Olímpicos.

El Comité Olímpico de Argelia les retiró a ambos la acreditación e hizo planes para mandarlos de regreso a su país.

La FIJ sentenció que la postura de Nourine estaba “en total oposición a la filosofía de la Federación Internacional de Judo. La FIJ tiene estrictas políticas no discriminatorias que promueven la solidaridad como principio clave, reforzando los valores del judo”.

Nourine y Benikhlef atribuyeron su posición a su apoyo político por los palestinos.

De hecho, Nourine ya se había retirado en los Mundiales de Judo del 2019 previo a medirse con Butbul, quien es considerado un mejor judoca que el argelino. Esos campeonatos se realizaron en Tokyo en el Budokan, la sede del torneo olímpico.

El organismo rector del judo a nivel mundial ha sido firme en sus políticas antidiscriminatorias y en los últimos años ha mostrado un fuerte apoyo al derecho de Israel para competir.

En abril, la FIJ suspendió a Irán por cuatro años debido a que esa nación se rehusó a permitir a sus atletas pelear con israelíes. La FIJ señaló que esas políticas se dieron a conocer cuando el ex competidor iraní Saeid Mollaei declaró que le ordenaron perder en las semifinales de los mundiales del 2019 para evitar un posible enfrentamiento con el campeón mundial israelí, Sagi Muki.

La FIJ consideró que la política de Irán era “una seria y brutal violación de los estatutos de la FIJ, de sus principios y objetivos”.

La sanción a Irán se termina en septiembre del 2023.

Mollaei ahora representa a Mongolia y competirá el martes en los Juegos Olímpicos.

Register for free to continue reading

Registration is a free and easy way to support our truly independent journalism

By registering, you will also enjoy limited access to Premium articles, exclusive newsletters, commenting, and virtual events with our leading journalists

Already have an account? sign in

By clicking ‘Register’ you confirm that your data has been entered correctly and you have read and agree to our Terms of use, Cookie policy and Privacy notice.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy policy and Terms of service apply.

Thank you for registering

Please refresh the page or navigate to another page on the site to be automatically logged inPlease refresh your browser to be logged in