AP EXPLICA: Por qué indultaron a los secesionistas catalanes

El gobierno español indultó a los nueve instigadores de un intento secesionista ilegal de Cataluña en 2017, una medida audaz para tratar de distender la situación política en la próspera región del noreste de España

AP Noticias
martes 22 junio 2021 15:32
AP EXPLICA ESPAÑA-CATALUÑA
AP EXPLICA ESPAÑA-CATALUÑA

El gobierno español indultó el martes a los nueve instigadores de un intento secesionista ilegal de Cataluña en 2017, una medida audaz para tratar de distender la situación política en la próspera región del noreste de España.

La decisión del gobierno socialista ha enfurecido a muchos españoles, sobre todo en la derecha, y los separatistas catalanes más fervorosos, que dicen que es insuficiente.

¿POR QUÉ LOS ENCARCELARON?

Los sentimientos separatistas se exacerbaron en Cataluña durante los últimos 20 años, acicateados por la recesión global y un clima político polarizado. Muchos catalanes, a pesar de su relativa prosperidad y amplio margen de autonomía, pensaban que pagaban impuestos excesivos y que el gobierno central no los tenía debidamente en cuenta.

En octubre de 2017, el gobierno catalán realizó un referendo sobre la independencia a pesar de las advertencias reiteradas de los máximos tribunales del país de que un voto regional sobre la soberanía violaba la Constitución.

La mayoría de los votantes unionistas boicotearon la votación, mientras que 2 millones de los 5,3 millones de empadronados votaron por la secesión a pesar de la represión policial que dejó cientos de heridos.

El Parlamento catalán declaró la independencia el 27 de octubre, pero no obtuvo reconocimiento internacional.

El presidente regional Carles Puigdemont y algunos de sus compañeros huyeron del país, pero una docena de dirigentes del proceso secesionista cayeron presos. En 2019, la Corte Suprema halló a los 12 culpables de sedición, malversación de fondos públicos, desacato y otros delitos.

Nueve recibieron largas condenas de prisión, los otros tres penas de multas sin prisión.

¿QUIÉNES SON LOS INDULTADOS?

El exvicepresidente regional Oriol Junqueras recibió la pena más larga, de 13 años de prisión por sedición y malversación de fondos públicos.

Otros ocho recibieron penas de nueve a 12 años, entre ellos la expresidenta del Parlamento Carme Forcadell, varios ministros y los dirigentes de grupos separatistas Jordi Sànchez y Jordi Cuixart.

Saldrán en libertad después de tres años y medio en la cárcel, pero se mantiene su inhabilitación para ejercer cargos públicos.

DECISIÓN POLÉMICA

El jefe del gobierno, el socialista Pedro Sánchez, recibió fuertes críticas en las últimas semanas mientras Madrid preparaba los indultos, tanto de los conservadores y la ultraderecha como de un gran sector del público.

Pero la decisión goza de amplio respaldo en Cataluña, donde muchos unionistas esperan que ayude a tender puentes. Importantes dirigentes empresariales y obispos católicos han expresado su apoyo.

Sánchez probablemente necesitará los votos de algunos separatistas catalanes en el Parlamento nacional en Madrid para mantener su gobierno minoritario a flote durante los próximos dos años.

PARA ALGUNOS ES INSUFICIENTE

Aunque festeja la libertad de sus dirigentes, el movimiento separatista dista de estar satisfecho. Sus políticos quieren una plena amnistía para todos los participantes del intento separatista de 2017. Con ello se limpiarían los prontuarios y podrían volver a la vida política.

Además, no renuncian a su sueño de fundar un nuevo estado.

Pero la protesta del martes, cuando Sánchez viajó a Cataluña a anunciar los indultos, fue un hecho menor. Comparado con las decenas y cientos de miles que salían a las calles en años recientes, unos pocos cientos fueron a abuchear a Sánchez.

Junqueras reconoció recientemente que una parte de la sociedad catalana no consideró legítimo el referendo de 2017. Puigdemont, en cambio, dice que el referendo y la declaración de independencia siguen siendo válidos.

¿CUÁL ES LA SITUACIÓN DE PUIGDEMONT?

La decisión de indulto no incluye a Puigdemont y un puñado de dirigentes separatistas que huyeron a Bélgica, Escocia y Suiza, donde han podido evitar los pedidos de extradición de España.

El gobierno ha dicho que deben regresar para responder ante la justicia.

Puigdemont y dos exmiembros del consejo de ministros catalán fueron elegidos al Parlamento Europeo en 2019. La cámara los despojó de su inmunidad parlamentaria, lo que permitiría a España insistir en los pedidos de extradición. Pero una corte europea les devolvió temporalmente la inmunidad mientras estudia su apelación.

Por eso, el futuro de Puigdemont sigue siendo incierto.