Material cotidiano utilizado en la cocina podría revolucionar la energía solar tras gran innovación

El cromo es más conocido por su uso en motocicletas y cocinas

Andrew Griffin
Martes, 15 de agosto de 2023 12:23 EDT

Sprott Energy Transition Materials ETF: Impulsar la transición energética mundial con materiales críticos

Read in English

Los paneles y pantallas solares podrían ser mucho más fáciles de fabricar gracias a una importante innovación, según los científicos que hicieron el descubrimiento.

Según los investigadores, el nuevo descubrimiento sustituye un material casi tan raro como el oro por otro cotidiano, lo cual podría reducir drásticamente el precio de fabricación de la tecnología que depende de este.

El avance se produjo después de que los científicos descubrieran que los compuestos de cromo pueden sustituir a los metales osmio y rutenio, que se utilizan para captar energía del Sol y crear pantallas para usos como la telefonía móvil.

El cromo es un material relativamente común, más conocido por su uso en el acero cromado de las cocinas o por el aspecto brillante de las motocicletas. También es relativamente fácil de encontrar: el cromo es 20.000 veces más frecuente en la corteza terrestre que el osmio, y mucho más barato de fabricar.

Los científicos esperan que pueda utilizarse para diversos fines, como una especie de fotosíntesis artificial que produzca combustibles solares. Las plantas son capaces de utilizar ese proceso para convertir la energía de la luz solar en glucosa rica en energía, y los científicos responsables del nuevo estudio afirman que podría ayudarnos a hacer lo mismo.

Con el fin de probar los átomos de cromo como forma de convertir la energía, los incorporaron a una estructura molecular junto con carbono, nitrógeno e hidrógeno. De este modo, los átomos de cromo formaban un armazón rígido que les permitía evitar la pérdida de energía cuando las moléculas vibraban y así garantizar un funcionamiento óptimo.

Los científicos advierten que este armazón es más complejo que el necesario para utilizar los metales nobles, más caros. Pero dicen que eso podría superarse con futuras investigaciones.

Hasta ahora, otras alternativas a los metales nobles se han centrado más en el hierro y el cobre, y los investigadores han tenido cierto éxito con esos elementos. Los investigadores afirman que su trabajo con el cromo muestra un mejor rendimiento comparado con los intentos anteriores, pero que no hay garantías de cuál de esos metales ganará la carrera.

Los científicos esperan ahora fabricar los materiales a mayor escala para poder utilizarlos en otras aplicaciones potenciales. De este modo, las moléculas podrían brillar en una amplia gama de colores y mejorar su rendimiento como posibles imitadores de la fotosíntesis, lo que nos permitiría convertir la luz solar en energía química.

Los resultados se describen en un nuevo artículo, ‘Photoredox-active Cr(0) luminophores featuring photophysical properties competitive with Ru(II) and Os(II) complexes’ [que en español sería Luminóforos de Cr(0) fotorreactivos con propiedades fotofísicas competitivas con los complejos de Ru (II) y Os (II)], publicado en Nature Chemistry.

Traducción de Michelle Padilla

Thank you for registering

Please refresh the page or navigate to another page on the site to be automatically logged inPlease refresh your browser to be logged in