El “legado de carnicería estadounidense” de Trump: Comité revela el papel del expresidente en disturbios

El comité escucha que el expresidente no tenía motivos para creer que la elección fue injusta: “El presidente Trump es un hombre de 76 años. No es un niño impresionable”

<p>Se muestra una imagen de Ivanka Trump durante la audiencia del Comité </p>

Se muestra una imagen de Ivanka Trump durante la audiencia del Comité

Read in English

El expresidente Donald Trump planeó ordenar a la multitud desenfrenada que había traído a Washington D.C. que marchara hacia el Capitolio de EE.UU. el 6 de enero, justo cuando el Congreso se reunía para realizar la certificación final de su derrota ante Joe Biden, según la evidencia presentada por el comité selecto de la Cámara.

El comité reveló que había obtenido registros de la Casa Blanca y otras pruebas que mostraban la intención de Trump de ordenar tal marcha, incluido un borrador de un tuit en el que habría dicho a sus 80 millones de seguidores en Twitter que su discurso en el mitin debía ser seguido por una marcha al Capitolio.

Los miembros también presentaron mensajes de texto entre los organizadores de la manifestación que mostraban que sabían que Trump planeaba exhortar a sus seguidores a marchar las 1,8 millas (2,9 kilómetros) entre la Casa Blanca y el Capitolio, y que entendían que el llamado de Trump a una marcha se mantendría en secreto.

Una organizadora del mitin, Kylie Kremer, envió un mensaje de texto al director ejecutivo de MyPillow, Mike Lindell, dos días antes del mitin en el que dijo que Trump “pediría [la marcha] de forma inesperada”.

La audiencia del martes por la tarde, la séptima sesión del comité selecto desde que comenzó a presentar sus hallazgos al público el 9 de junio, se centró en cómo la turba que llevó a cabo el ataque al Capitolio comenzó a reunirse el 19 de diciembre de 2021, cuando Trump pidió una protesta “salvaje” el día en que el Congreso estaba listo para certificar su derrota a manos de Joe Biden.

Tuiteó: “Estadísticamente imposible haber perdido las elecciones de 2020. Gran protesta en D.C. el 6 de enero. Vayan, será salvaje”.

Sirvió como un llamado de atención a una gran cantidad de extremistas de derecha, y muchos llamaron a la violencia en sitios como TheDonald.win, Twitter, Parler y 8chan.

Un YouTuber proTrump conocido como "Salty Crackers" opinó que habría una violencia horrible ese día.

“Esto será una Boda Roja el 6 de enero”, dijo, refiriéndose a una masacre sangrienta representada en la serie de televisión Game of Thrones.

Otro comentarista extremista proTrump, Matt Bracken, comentó que EE.UU. “solo se salvaría si millones de estadounidenses se mudaran a Washington, ocuparan toda el área y, si fuera necesario, irrumpieran directamente en el Capitolio”.

Tim Pool, un popular comentarista de YouTube proTrump, expresó en un episodio de su programa el día después del tuit que el 6 de enero podría ser el “último recurso” de Trump.

La vicepresidenta del comité, la republicana Cheney, saluda a Erin Smith, viuda del oficial del Capitolio, Jeffrey Smith

“Es un momento en el que ha pedido específicamente a sus seguidores que lleguen a D.C. Eso es algo que en realidad puede ser el gran impulso. Los partidarios de Trump necesitan decir que esto es todo. Es ahora o nunca”, agregó.

Un alborotador habla

Steven Ayres, un alborotador condenado el 6 de enero que testificó en persona ante el panel el martes, comentó que “todos pensaban” que Trump “iba a bajar” al Capitolio ese día.

“Dijo en su discurso, ya sabes, como si estuviera allí con nosotros”, contó. “El presidente enfureció a todos y les dijo a todos que bajaran, así que básicamente hacíamos lo que dijo”.

El comité selecto también mostró evidencia de que los grupos extremistas de derecha proTrump, como Proud Boys, comenzaron a planificar la violencia después de que Trump publicó su tuit para pedir a sus seguidores que fueran a Washington.

El representante Jamie Raskin, demócrata de Maryland y exprofesor de derecho constitucional, dijo que el llamado de Trump a la muchedumbre era la encarnación de la “carnicería estadounidense” de la que habló durante su discurso inaugural en enero de 2017.

“La carnicería estadounidense, ese es el verdadero legado de Donald Trump. Su deseo de derrocar la elección del pueblo y apoderarse de la presidencia interrumpió el conteo de los votos del colegio electoral y, por primera vez en la historia de EE.UU., casi derrocó el orden constitucional y brutalizó a cientos y cientos de personas”, aseguró.

Stephen Ayres, quien se declaró culpable en junio de 2022 de conducta desordenada y problemática en un edificio restringido (izq) y Jason Van Tatenhove (der), un aliado del líder de Oath Keepers, Stewart Rhodes, juran testificar ante el Comité de la Cámara

Raskin expresó que grupos separados de extremistas violentos de derecha, incluidos Oath Keepers y Proud Boys, comenzaron a coordinar los esfuerzos después de que Trump convocó a la protesta “salvaje” el 6 de enero de 2021, a través de un chat grupal asociado con Roger Stone, aliado de Trump desde hace mucho tiempo. Otro Oath Keeper, Kelly Meigs, llamó al entonces líder de Proud Boys, Enrique Tarrio, la tarde después de que Trump enviara el tuit.

En un extracto de declaración grabado en vídeo, Kellye SoRelle, una abogada vinculada a Oath Keepers y la campaña Trump 2020, confirmó que Stone había sido un “punto central” para la planificación de los extremistas en los días previos al ataque al Capitolio.

Esa planificación continuó entre varios extremistas proTrump, algunos de los cuales tenían contacto directo con el expresidente.

Según los registros telefónicos de la Casa Blanca presentados por el comité, el exestratega jefe de la Casa Blanca convertido en presentador de podcasts, Steve Bannon, habló con Trump varias veces el 5 de enero, incluso antes de que les dijera a los oyentes de podcasts que “se iba a desatar el infierno” al día siguiente.

Oath Keepers

Jason Van Tatenhove, un exmiembro de Oath Keepers que se desempeñó brevemente como portavoz del grupo y también testificó ante el panel el martes, dijo que Oath Keepers vio en Trump un camino hacia la legitimidad como una milicia paramilitar destinada a servirlo personalmente.

Añadió que Elmer Stewart Rhodes, el fundador del grupo, a menudo hablaba sobre el uso de la violencia contra los funcionarios electos, en particular los demócratas, y una vez le pidió que diseñara una baraja de cartas con destacados demócratas a partir de la que usaron las fuerzas estadounidenses durante la invasión de Irak en 2003 para su uso en algún conflicto futuro.

Se muestra un tuit del expresidente Donald Trump en una audiencia del Comité Selecto de la Cámara

“Quería que creara una baraja de cartas que incluyera a diferentes políticos, jueces, y que incluyera a Hillary Clinton como la Reina de Corazones”, recordó.

Van Tatenhove, quien renunció al grupo de extrema derecha, consideró que teme por el futuro de EE.UU. si Trump regresa al poder.

“Temo por este próximo ciclo electoral porque quién sabe lo que eso podría traer si un presidente que está dispuesto a tratar de inculcar y... alentar... provocar una guerra civil entre sus seguidores mediante mentiras y engaños”, expresó. “¿Qué más va a hacer? Si vuelve a ser elegido, todas las apuestas se cancelan en ese momento”.

Raskin, quien junto con la representante de Florida, Stephanie Murphy, dirigió la presentación de evidencia del panel, dijo a los periodistas después de la audiencia que grupos como Oath Keepers y Proud Boys podrían violar las leyes estadounidenses existentes que prohíben las milicias privadas, pero aclaró que el panel puede recomendar cambios para la ley para reforzar tales prohibiciones.

Se muestra una declaración en vídeo de Sidney Powell, exabogada electoral de Trump, durante la audiencia del Comité

“Hay grupos que operan como milicias privadas, lo cual es ilegal en 50 estados, y probablemente también debería serlo a nivel federal. La Constitución le da al Congreso el poder de regular y organizar las milicias, y no existe tal cosa como una milicia privada”, comentó. “O eres una milicia autorizada por el estado o no lo eres, y es contra la ley presentarte como una milicia en EE.UU. Así que eso es algo en lo que definitivamente tenemos que trabajar”.

Reunión de conspiracionistas en el Despacho Oval

La audiencia también contó con una serie de otras revelaciones explosivas, incluido un relato de una ahora infame reunión en el Despacho Oval entre Trump y un grupo de conspiranoicos, incluidos Sidney Powell; el exasesor de seguridad nacional, Michael Flynn; el abogado de Trump, Rudolph Giuliani; y el director general de Overstock.com, Patrick Byrne. La reunión, en la que Powell y Flynn presionaron para que Trump usara el Departamento de Defensa para anular las elecciones, alarmó tanto a un miembro del personal de la Casa Blanca que le envió un mensaje de texto a un subjefe de gabinete de la Casa Blanca para decirle que ocurría una “pelea” en la oficina y advertirle que el “ala oeste [estaba] desquiciada”.

El exconsejero de la Casa Blanca, Pat Cipollone, quien también asistió a la reunión, le dijo al panel en una declaración grabada en vídeo que fue testigo de cómo Powell, una abogada con sede en Texas que actualmente enfrenta un proceso de inhabilitación, presionó para que Trump la nombrara asesora especial y ordenara la incautación de las máquinas de votación. Le contó al panel que no estaba de acuerdo con ambas ideas.

“Así no es como hacemos las cosas en EE.UU. No hay autoridad legal para hacer eso”, aseguró en otro extracto de su declaración. Agregó que era “una idea terrible”.

Testimonio de Ivanka

Extractos de declaraciones grabadas en vídeo reproducidas durante la audiencia mostraron que varios funcionarios de la administración Trump, como el exsecretario de Trabajo, Eugene Scalia; el exfiscal general, Bill Barr; el exconsejero de la Casa Blanca, Pat Cipollone; el exsecretario adjunto de prensa de la Casa Blanca, Judd Deere; la exsecretaria de prensa de la Casa Blanca, Kayleigh McEnany; e incluso la propia hija y asesora principal de Trump, Ivanka Trump, dijeron que entendían que la derrota de Trump era oficial y que debería ceder después de que el colegio electoral se reuniera el 18 de diciembre de 2020.

La representante Liz Cheney, vicepresidenta del comité, declaró que “ninguna persona racional o cuerda” podría haber ignorado todas las pruebas que muestran que Trump había perdido las elecciones.

Se muestra una declaración de Ivanka Trump en la audiencia del Comité de la Cámara

“El presidente Trump es un hombre de 76 años. No es un niño impresionable. Al igual que todos los demás en nuestro país, él es responsable de sus propias acciones y sus propias elecciones”, aseveró.

Cheney también dijo que Trump hace poco intentó contactar a un testigo cuyo testimonio aún no ha sido visto por el público.

“Esa persona se negó a responder a la llamada de Trump y, en cambio, alertó a su abogado sobre la llamada, y su abogado nos alertó a nosotros”, contó. “Este comité le proporcionó esa información al Departamento de Justicia. Permítanme decir una vez más: tomaremos muy en serio cualquier esfuerzo para influir en el testimonio de los testigos”.

Register for free to continue reading

Registration is a free and easy way to support our truly independent journalism

By registering, you will also enjoy limited access to Premium articles, exclusive newsletters, commenting, and virtual events with our leading journalists

Please enter a valid email
Please enter a valid email
Must be at least 6 characters, include an upper and lower case character and a number
Must be at least 6 characters, include an upper and lower case character and a number
Must be at least 6 characters, include an upper and lower case character and a number
Please enter your first name
Special characters aren’t allowed
Please enter a name between 1 and 40 characters
Please enter your last name
Special characters aren’t allowed
Please enter a name between 1 and 40 characters
You must be over 18 years old to register
You must be over 18 years old to register
Opt-out-policy
You can opt-out at any time by signing in to your account to manage your preferences. Each email has a link to unsubscribe.

By clicking ‘Create my account’ you confirm that your data has been entered correctly and you have read and agree to our Terms of use, Cookie policy and Privacy notice.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy policy and Terms of service apply.

Already have an account? sign in

By clicking ‘Register’ you confirm that your data has been entered correctly and you have read and agree to our Terms of use, Cookie policy and Privacy notice.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy policy and Terms of service apply.

Register for free to continue reading

Registration is a free and easy way to support our truly independent journalism

By registering, you will also enjoy limited access to Premium articles, exclusive newsletters, commenting, and virtual events with our leading journalists

Already have an account? sign in

By clicking ‘Register’ you confirm that your data has been entered correctly and you have read and agree to our Terms of use, Cookie policy and Privacy notice.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy policy and Terms of service apply.

Thank you for registering

Please refresh the page or navigate to another page on the site to be automatically logged inPlease refresh your browser to be logged in