Estados Unidos entró en recesión en junio en gran parte por mujeres que temen a COVID-19, afirman

Reino Unido podría ser el próximo país afectado por la recesión, advirtió David Blanchflower

Justin Vallejo
martes 19 octubre 2021 18:18

Estados Unidos | La economía tiembla a dos meses de Navidad por caos en los puertos.

Read in English

Estados Unidos ha estado en recesión desde al menos junio, ya que las mujeres aterrorizadas de contraer covid-19 se negaron a regresar al trabajo durante el verano, según el exlegislador del Banco de Inglaterra, David Blanchflower.

Y, agregó, el incremento en abril y mayo de este año ha sido "casi idéntico" a los meses previos a la Gran Recesión en 2007, "particularmente impulsada por el temor de las mujeres a ir a trabajar y traer algo a casa para sus familias".

El profesor de economía de la Universidad de Dartmouth, que formó parte del Comité de Política Monetaria del Banco de Inglaterra de 2006 a 2009, publicó un nuevo documento advirtiendo que los predictores clave de las últimas seis recesiones desde finales de la década de 1970 se han alineado nuevamente en 2021, a pesar de que las cifras del empleo y crecimiento salarial sugieren lo contrario debido a una intervención gubernamental "sin precedentes".

"Creemos que estos datos sugieren que Estados Unidos entró en recesión nuevamente alrededor de junio de 2021", escribieron Blanchflower y el coautor Alex Bryson, profesor de ciencias sociales cuantitativas de la University College London, en el artículo de la Oficina Nacional de Investigación Económica.

El par comparó los índices de consumo del Conference Board y la Universidad de Michigan, que miden el sentimiento y las expectativas de los estadounidenses en torno al empleo, los ingresos y el futuro.

Cayeron 25.3 puntos y 18.4 puntos respectivamente en 2021 en comparación con 19 puntos y 21 puntos antes de la crisis financiera mundial de 2008. Las seis últimas recesiones desde finales de la década de 1970 han sido presagiadas por una caída de al menos 10 puntos en ambos índices de consumo.

En un podcast con Bloomberg Surveillance la semana pasada para obtener una vista previa de los hallazgos, Blanchflower dijo que la confianza del consumidor cambió en abril y mayo de este año como resultado de la continua pandemia de covid-19.

“Parece casi idéntico a lo que sucedió en 2007 y la gente puede burlarse, pero estos son los datos. Estos datos son precisamente los que explican seis de las últimas seis recesiones, nada más lo hace y no hay llamadas falsas, así que la pregunta es qué está pasando y creo que la respuesta es que se trata de la propagación de covid”, dijo.

Leer más: ‘La mayor en la historia’: gurú en finanzas personales, Robert Kiyosaki, predice crisis económica en octubre

Abril y mayo fueron meses cruciales en la respuesta para el covid-19 de la administración de Joe Biden después de sus primeros 100 días en el cargo del presidente.

La variante Delta se extendió para convertirse en la variante dominante en gran parte del mundo, mientras que las autoridades sanitarias predijeron más aumentos repentinos en los casos. Se prohibió viajar a Estados Unidos desde India, donde surgió la mutación. La vacuna Johnson & Jonhson se detuvo por temor a los coágulos de sangre, luego se levantó la suspensión. Se levantaron los mandatos de uso de cubrebocas. Luego se restablecieron. Pfizer sugirió que se podrían necesitar inyecciones de refuerzo anuales. Los principales científicos cuestionaron la necesidad de dosis de refuerzo. Se anunció una investigación sobre los orígenes de covid-19, antes de que se anunciara, la investigación resultó vacía.

Si bien las empresas de todo el país comenzaron a reabrir oficinas durante este período en anticipación al verano y al aumento de las tasas de vacunación, Blanchflower aseguró que el temor sostenido a la pandemia estaba haciendo que la gente se retirara en lugar de regresar al trabajo.

“Y hemos visto que es particularmente entre las mujeres que han dicho que tienen miedo de volver al trabajo. Estamos viendo que la gente se retira y en el último mes vimos una gran caída en la tasa de participación femenina de 25 a 35 años de entre 35 y 44 años”, dijo Blanchflower a Bloomberg Surveillance.

“Así que creo que son las mujeres las que tienen mucho miedo, la ansiedad en Estados Unidos ha aumentado, lo que sugiere que el gasto va a caer y no sería sorprendente, de acuerdo con eso, ver caídas en el comercio minorista. Entonces no estoy diciendo que esto suceda, pero todos los demás datos están completamente desordenados. Estos datos son los mejores que tienes y ahora parpadean en rojo".

En declaraciones a BBC Radio 4 Today el lunes, Blanchflower afirmó que la confianza del consumidor en los Estados Unidos se había "derrumbado básicamente" y que si caía en una recesión profunda, era probable que la siguiera Reino Unido.

“Estados Unidos estornuda y Reino Unido realmente se resfría. La respuesta es que [Reino Unido] podría potencialmente [entrar en una recesión]”, señaló. El peligro estaría en unos meses con la propagación del virus aún y Delta todavía alrededor de ese potencial que empuja a la economía a la recesión".