Durante la sesión informativa diaria, un reportero de la Casa Blanca le pidió a la secretaria de prensa Jen Psaki que asegurara al público estadounidense que la mascota de Biden, de 3 años, no sería sacrificado como resultado del ataque.

Reportero de la Casa Blanca pregunta si “Major”, el perro de Biden será sacrificado

Los dos perros, Major y Champ, fueron trasladados a Delaware, la ciudad natal del presidente, Joe Biden

Justin Vallejo
miércoles 10 marzo 2021 00:50
Read in English

La Casa Blanca confirmó que el perro de Joe Biden no enfrentará la pena de muerte después de morder y herir a una "persona desconocida".

Durante la sesión informativa diaria, un reportero de la Casa Blanca le pidió a la secretaria de prensa Jen Psaki que asegurara al público estadounidense que la mascota de Biden, de 3 años, no sería sacrificado como resultado del ataque.

"Bueno, ciertamente Major es un miembro de la familia, así que puedo asegurarles eso", dijo Jen Psaki.

Psaki confirmó que el perro más joven del presidente causó heridas leves a una "persona desconocida", ya que todavía se estaban aclimatando a su nuevo entorno y a la nueva gente. Sin embargo, se detuvo antes de decir si era un miembro del servicio secreto como previamente reportado.

"Major fue sorprendido por una persona desconocida y reaccionó de una manera que resultó en una lesión menor para el individuo, que fue manejada por la unidad médica de la Casa Blanca sin necesidad de más tratamiento", dijo Psaki.

Mientras los dos perros, Major y Champ, fueron trasladados a Delaware, la ciudad natal del presidente, regresarían a la Casa Blanca "pronto".

Leer más: Perros de Biden regresan a Delaware luego de que uno atacara a elemento de seguridad de la Casa Blanca

“Ya se había planeado previamente que los perros fueran cuidados por amigos de la familia en Delaware durante los viajes del Dr. Biden a las bases militares esta semana”, dijo Jen Psaki.

Si bien la suspensión de la ejecución significa que los dos perros eventualmente regresarán a la Casa Blanca, no está claro si regresarán para encontrar que sus privilegios de entrada a la Oficina Oval usurpados como un nuevo amigo felino.

Imágenes desde el exterior de la Casa Blanca mostraban la cama de un perro descartada sin ceremonias en el costado del edificio.

Cuando se le preguntó sobre la promesa de Biden de comprar un gato para la Casa Blanca, Psaki dijo que no tenía una lectura sobre eso.

"No tengo ninguna actualización sobre el gato", dijo. "[pero] sabemos que el gato romperá Internet".