Biden y Harris homenajean a las víctimas del COVID-19 frente al Lincoln Memorial

Estados Unidos superó la trágica cifra de 400 mil muertes del COVID-19 en el último día de la administración de Trump

Josh Marcus
miércoles 20 enero 2021 02:02
'To heal we must remember'- Joe Biden pays tribute to coronavirus dead at memorial.mp4
Read in English

Durante una ceremonia conmemorativa en honor a las víctimas del COVID-19, el presidente electo Joe Biden y la vicepresidenta electa Kamala Harris ofrecieron sus condolencias a una nación cansada.

"Para sanar debemos recordar", dijo Biden. “A veces es difícil de recordar, pero así es cómo nos curamos. Es importante hacer eso como nación. Por eso estamos aquí hoy. Entre la puesta del sol y el anochecer, hagamos brillar las luces en la oscuridad en la orilla del sagrado estanque reflectante y recordemos a todos los que perdimos".

En el último día de la administración de Donald Trump, Estados Unidos registró oficialmente 400.000 muertos por coronavirus. En total, más de 24 millones de estadounidenses han tenido casos confirmados del COVID-19.

"Mi esperanza perdurable, mi oración permanente es que salgamos de esta terrible experiencia con una nueva sabiduría", dijo Harris, antes de presentar a Lori Marie Key, una enfermera de las afueras de Detroit, que cantó el himno "Amazing Grace".

Biden y Harris y sus familias observaron 400 balizas encendidas alrededor de la piscina reflectante del Lincoln Memorial, cada una representando a 1.000 personas que murieron durante la pandemia.

Se llevarán a cabo ceremonias similares en todo el país, incluso en el Empire State Building en la ciudad de Nueva York y el Space Needle en Seattle.

“Que nuestra oración de esta noche sirva como una pequeña expresión de nuestro deseo nacional de consolar y fortalecer a quienes han soportado la pérdida de un ser querido a causa de esta pandemia, y que sea un gesto rotundo de gratitud para todos aquellos que se han ocupado de las víctimas de este virus y sus seres queridos”, dijo el cardenal Wilton Gregory, arzobispo de Washington, al inaugurar el evento. “Nuestro dolor nos une unos a otros, como un pueblo de corazón compasivo. Que nuestra oración fortalezca nuestra conciencia, de nuestra humanidad y nuestra unidad nacional en un momento en que la armonía es un bálsamo que busca consolarnos y fortalecernos como un solo pueblo que enfrenta una amenaza común”.

El viernes, los funcionarios de salud advirtieron que una nueva variante altamente contagiosa de COVID-19 identificada por primera vez en Gran Bretaña podría convertirse en la fuente principal de infecciones en marzo, lo que provocaría otro aumento en los casos.

Más temprano en el día, el presidente Trump también rindió homenaje a las víctimas del COVID-19 en un discurso de despedida de la Casa Blanca.

“Lamentamos cada vida perdida y prometemos en nombre de su memoria acabar con esta terrible pandemia de una vez por todas”, dijo Trump.

Register for free to continue reading

Registration is a free and easy way to support our truly independent journalism

By registering, you will also enjoy limited access to Premium articles, exclusive newsletters, commenting, and virtual events with our leading journalists

Already have an account? sign in

By clicking ‘Register’ you confirm that your data has been entered correctly and you have read and agree to our Terms of use, Cookie policy and Privacy notice.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy policy and Terms of service apply.

Thank you for registering

Please refresh the page or navigate to another page on the site to be automatically logged inPlease refresh your browser to be logged in