Países frágiles deben recibir apoyo si quieren luchar contra la crisis climática

En Gambia, la crisis climática está impulsando el conflicto causado por la inseguridad alimentaria aguda, y las mujeres son las que cargan con esta situación. Los líderes de Cop26 no pueden dar la espalda a los afectados de manera desproporcionada

Fatou Jeng
miércoles 03 noviembre 2021 18:51
Esperanza y escepticismo en la COP26
Read in English

Soy testigo de los devastadores impactos de la crisis climática que se desarrollan en tiempo real. En mi país, Gambia, en África occidental, las cosechas de los agricultores están fallando debido a la sequía. En las zonas costeras, las comunidades son extremadamente vulnerables al aumento del nivel del mar. A medida que se destruyen los medios de subsistencia, las personas se ven desplazadas de sus hogares.

Si bien el enfoque de Cop26 se ha centrado en reducir las emisiones, esto es solo una parte de la ecuación. Los países más pobres, que son los que menos contribuyen a las emisiones globales, deben recibir apoyo para que puedan adaptarse a las crecientes consecuencias del calentamiento mundial.

Los líderes no comprenden la urgencia de la crisis climática que tenemos ante nosotros, que ya no puede verse como una amenaza abstracta. Ya está sucediendo ahora. Y como el reciente informe del IPCC establece de manera inequívoca, los impactos empeorarán.

A medida que el calentamiento global amenaza con descontrolarse, trayendo consigo impactos meteorológicos y climáticos cada vez más extremos, el futuro de las personas que viven en los países más pobres se ha vuelto cada vez más precario.

Actualmente existe una situación profundamente injusta en la que las personas que viven en estados frágiles y países más pobres son las que más sufrirán. La evidencia está ahí. El Comité Internacional de Rescate ha descubierto que la crisis climática ya es uno de los principales impulsores del hambre en todo el mundo. Treinta y cuatro millones de personas están experimentando actualmente niveles de emergencia de inseguridad alimentaria aguda. Es probable que esto aumente.

Donde los recursos se vuelven cada vez más escasos, el conflicto empeorará. Siete de los 10 países más vulnerables a la crisis climática ya están experimentando conflictos y fragilidad.

Son las mujeres y las niñas las que llevarán esta carga. Las expectativas culturales de que las mujeres cuiden a sus familias no disminuirán, incluso cuando los medios de subsistencia se destruyan como resultado de la crisis climática. Ya sabemos que las recesiones económicas conducen a un aumento de los niveles de violencia de género.

Los medios de vida de las mujeres también están en juego. En Gambia, las mujeres constituyen alrededor del 70 por ciento de la fuerza laboral agrícola, pero enfrentan un acceso inadecuado a los recursos naturales básicos necesarios para la agricultura, lo que agravará aún más la degradación de la tierra.

Hay una gran injusticia en el corazón de todo esto. Con demasiada frecuencia, los grupos subrepresentados, como las mujeres que viven en estados frágiles, comprenden mejor lo que está en juego y, por lo tanto, las soluciones necesarias para abordar la crisis climática.

Sin embargo, las mujeres, en particular, han sido excluidas sistemáticamente de la mesa de toma de decisiones. En la última Cumbre del Clima, Cop25, en Chile, solo un tercio de los órganos de negociación tenían una representación femenina de más del 38%.

El Reino Unido, como anfitrión de la Cop26 este año, tuvo la oportunidad de liderar el cambio, defendiendo la participación de las mujeres en todos los niveles de negociación. Pero el Reino Unido no ha hecho lo suficiente para crear una representación equitativa.

La justicia climática debe estar en el centro del liderazgo del Reino Unido en la Cop26. Un enfoque de justicia climática consiste en reconocer el impacto desigual de la crisis climática tanto entre países como dentro de ellos, empoderar a quienes corren mayor riesgo para actuar y garantizar que los grupos marginados estén representados.

Al mando de una ONG liderada por jóvenes en Gambia que trabaja en género, cambio climático, conservación y acción para el empoderamiento climático, he visto de primera mano cómo el impacto desproporcionado de la crisis climática continúa persistiendo en comunidades vulnerables. Como tal, para que el Reino Unido coloque la justicia climática en el corazón de la Cop26, aquí hay tres prioridades.

En primer lugar, el Reino Unido debe impulsar la igualdad de representación de las mujeres, así como de los jóvenes y otros grupos marginados. Estos grupos subrepresentados deben incluirse en todos los niveles, desde los niveles más altos de toma de decisiones globales en la Cop, hasta el diseño e implementación de planes de acción nacionales. La justicia consiste en que se escuche su voz y se le incluya en el proceso.

En segundo lugar, el Reino Unido debería ayudar a los países vulnerables a ejecutar los planes nacionales de acción climática que han elaborado. Esto significa que la ayuda del Reino Unido puede respaldar programas climáticos impulsados localmente que empoderen a las personas en la primera línea de la crisis climática. A su vez, el Reino Unido podría utilizar sus canales diplomáticos para fomentar una mayor inclusión de mujeres y otros grupos menos representados en los planes.

Por último, la financiación climática no fluye a los países de ingresos más bajos al ritmo requerido. Oxfam descubrió que en 2017-18, solo el 20,5% de la financiación climática bilateral se destinó a los países menos adelantados. Además, la mayor parte de esta financiación se realizó en forma de préstamos, lo que supuso una carga aún mayor para los países de ingresos más bajos. El Reino Unido debe presionar a los donantes para que aumenten la financiación climática para los países de bajos ingresos y garantizar que esta financiación sea en forma de subvenciones.

Leer más: ¿Quién desarrolló realmente Bitcoin?

El mes pasado, cuando Boris Johnson se dirigió a la ONU en Nueva York, dijo que la Cop26 será el “punto de inflexión para la humanidad”. Sin embargo, mientras grandes franjas de la humanidad permanezcan infrarrepresentadas y sin apoyo, la acción en Cop tendrá poco significado.

La lucha no se puede ganar con palabras bien intencionadas, programas únicos o comunicados de prensa ágiles. Requiere un enfoque estratégico y sistemático que construya alianzas de los que estén dispuestos e impulse un cambio catalítico. Un enfoque de justicia climática es la mejor esperanza que tiene el mundo.

Fatou Jeng es la fundadora de Clean Earth Gambia, una ONG enfocada en género, cambio climático, conservación y conciencia ambiental. Fatou está escribiendo un ensayo, como parte de una serie con el Royal United Services Institute y el International Rescue Committee, que se publicará a finales de este año.

Register for free to continue reading

Registration is a free and easy way to support our truly independent journalism

By registering, you will also enjoy limited access to Premium articles, exclusive newsletters, commenting, and virtual events with our leading journalists

Please enter a valid email
Please enter a valid email
Must be at least 6 characters, include an upper and lower case character and a number
Must be at least 6 characters, include an upper and lower case character and a number
Must be at least 6 characters, include an upper and lower case character and a number
Please enter your first name
Special characters aren’t allowed
Please enter a name between 1 and 40 characters
Please enter your last name
Special characters aren’t allowed
Please enter a name between 1 and 40 characters
You must be over 18 years old to register
You must be over 18 years old to register
Opt-out-policy
You can opt-out at any time by signing in to your account to manage your preferences. Each email has a link to unsubscribe.

Already have an account? sign in

By clicking ‘Register’ you confirm that your data has been entered correctly and you have read and agree to our Terms of use, Cookie policy and Privacy notice.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy policy and Terms of service apply.

Thank you for registering

Please refresh the page or navigate to another page on the site to be automatically logged in