Expedición muestra nuevas imágenes del estado del Titanic, se encuentra consumido por una bacteria

Más de 100 años después de su hundimiento, matando a 1500 personas, el naufragio del Titanic se está deteriorando rápidamente debido a las bacterias que comen metales.

Bevan Hurley
lunes 18 octubre 2021 21:50
Kate Winslet recuerda el 'acoso' que sufrió tras saltar al estrellato con 'Titanic'
Read in English

Las imágenes capturadas de una expedición reciente al naufragio del Titanic muestran que la famosa bañera en las habitaciones del capitán aún está intacta, pero se está desintegrando rápidamente.

Un equipo de exploradores de OceanGate Expeditions realizó una serie de inmersiones en los restos del naufragio del Titanic a 3,800 metros bajo la superficie del Océano Atlántico Norte este verano.

Desde su sumergible Titán, las cámaras de OceanGate captaron la bañera que aún estaba en las habitaciones del desafortunado capitán Edward Smith.

"Hubo algunos rumores de que la bañera se había caído, y está bastante claro que todavía está allí", manifestó el director ejecutivo de OceanGate, Stockton Rush, aGeekwire, refiriéndose a los informes de los medios en 2019 de que la bañera había sucumbido a la descomposición.

"Está lleno de escombros", aseguró Rush.

Las imágenes más recientes de OceanGate Expeditions dejan en claro que los restos del naufragio se están oxidando.

Rush reveló que el deterioro fue especialmente notable en la cubierta de paseo del barco.

"Mirando algunas de las fotos más antiguas, hay áreas donde tenías una pared completa, y luego llegábamos y no había pared", mencionó Rush a Geekwire.

Leer más: Escasez de juguetes para Navidad: ¿Problema o una bendición?

“Hay trozos de ella aquí, y puedes ver a través de ella. Entonces, en áreas donde en realidad habían tenido que ingresar con ROV [vehículos operados a distancia], de repente, la pared desapareció".

El RMS Titanic ha estado a 370 millas de la costa de Terranova, Canadá, en el Océano Atlántico Norte desde 1912.

En 2019, una expedición de la Universidad de Newcastle en Inglaterra descubrió que el caparazón del barco estaba siendo devorado por una bacteria que consume metal.

Más de 1500 personas murieron en el hundimiento, que fue dramatizado en la película Titanic de James Cameron, ganadora del Oscar en 1997.