El agua contaminada en la base de Pearl Harbor obliga a cientos de personas a vivir en hoteles

Los ecologistas llevan años advirtiendo de las fugas de combustible

Josh Marcus
martes 07 diciembre 2021 16:35

"Mamá de EE.UU. se sorprende al ver a su hijo de la Marina que volvió a casa después de un año *Regreso militar*"

Read in English

El mensaje era sencillo. “No conviertan esto en Flint”, rezaba la pancarta de un manifestante, mientras una multitud de ecologistas se reunía el viernes frente al edificio federal Prince Kuhio, en Honolulú (Hawái).

Es la última señal de una crisis del agua cada vez más grave en la isla de Oahu que afecta a decenas de familias de militares en los últimos días.

Cientos de militares y sus familias están alojados en hoteles y otros alojamientos temporales, tras confirmarse que productos petrolíferos habían contaminado el sistema de agua del que dependen miles de personas que viven cerca de la extensa Base Conjunta Pearl Harbor-Hickam, lo que pone en peligro la mayor fuente de agua potable de la isla.

La semana pasada, el Departamento de Salud de Hawái dijo que una muestra de agua del grifo conectada a la base naval dio positivo en productos petrolíferos, y las propias pruebas de la Marina identificaron petróleo en su pozo de Red Hill, cerca de un enorme acuífero que sirve a grandes partes de Honolulu.

Familias de al menos 10 comunidades de viviendas militares diferentes de la isla han reportado agua contaminada, algunas de las cuales olían a productos químicos y tenían un brillo visible.

“Cada día era peor”, declaró Cheri Burness a Associated Press, cuyo marido pertenece a la Marina, sobre el agua, que les causaba a ella y a su hija náuseas y dolor de estómago.

Por el momento, han cambiado a un servicio privado de suministro de agua de US$120 al mes.

Otros dependen de los militares para las entregas diarias de agua dulce, así como para las instalaciones temporales de lavandería y ducha.

Los funcionarios han cortado los pozos contaminados del sistema general, y planean hacer correr el agua limpia a través de la red de distribución de agua alrededor de la base con la esperanza de eliminar los contaminantes, antes de hacer pruebas para asegurarse de que lo que queda cumple con las normas de seguridad para beber de la Agencia de Protección Ambiental.

El director de operaciones del Mando de Material del Ejército también ha llegado a Oahu para ayudar a que el sistema vuelva a funcionar.

“Aportan una experiencia única”, expresó el sábado el contralmirante Blake Converse, subcomandante de la Flota del Pacífico de EE.UU., en una reunión digital. “En concreto, han traído al comandante de su Mando Ambiental del Ejército, que tiene una experiencia única en el diagnóstico y el aislamiento y luego la recuperación de los sistemas de agua con este tipo de problemas complejos que estamos viendo hoy”.

Si estas soluciones no son eficaces, los funcionarios han sugerido que podrían establecer un sistema de purificación para eliminar cualquier otra contaminación.

Los problemas empezaron en una instalación que ha sido durante mucho tiempo el blanco de las críticas de los ecologistas, la instalación de almacenamiento de combustible de Red Hill.

El 22 de noviembre, la Marina anunció que una mezcla de agua y combustible se había filtrado en un conducto de desagüe del sistema de extinción de incendios en una gran instalación de almacenamiento de combustible de la época de la Segunda Guerra Mundial situada en el interior de la enorme base.

Hasta ahora, se han retirado al menos 53.000 litros de la instalación, y los funcionarios dijeron que la fuga no se había extendido a un gran acuífero cercano o al medio ambiente circundante.

No es la primera vez que la instalación, que alberga 20 tanques de combustible subterráneos, ha estado bajo escrutinio por sus prácticas ambientales.

En 2014, se produjo una fuga de 102 kilolitros de combustible de aviación en Red Hill, donde los depósitos de combustible se encuentran a pocos metros de un acuífero que suministra una cuarta parte del agua de Honolulu. La fuga dio lugar a un acuerdo entre la Marina, la EPA y el departamento de salud del estado para monitorear las condiciones ambientales.

En octubre, Honolulu Civil Beat informó de que la Marina había ocultado información sobre una fuga en el propio Pearl Harbor en medio de una revisión de permisos en curso, lo que provocó duras críticas de la delegación del Congreso del estado de EE.UU.

“La decisión de la Marina de no reconocer públicamente la fuga de combustible [de Pearl Harbor] y explicar lo que está haciendo para evitar futuras fugas es incompatible con el compromiso que los anteriores secretarios de la Marina han asumido con el pueblo de Hawái de mantener la transparencia en todos los asuntos que puedan afectar a nuestros recursos medioambientales”, escribieron los representantes. “El pueblo de Hawái se merece algo mejor por parte de la Marina”.

La Marina ha dicho que trabaja estrechamente con las agencias estatales y federales para compartir información sobre las condiciones sanitarias y medioambientales en sus instalaciones de Pearl Harbor.

“Hemos revisado todos los documentos técnicos, hemos escuchado todas las garantías de la Marina, simplemente no pueden mantenernos a salvo, no pueden garantizar nuestra seguridad y esa es la conclusión”, aseveró Wayne Chung Tanaka del Sierra Club a KITV.

El Sierra Club ha pedido a las autoridades militares que desmantelen la instalación de almacenamiento de combustible, que según el grupo de defensa del medio ambiente presenta un “riesgo claro e inevitable” para las fuentes de agua clave.

El ejército ha defendido la instalación como segura y necesaria para la seguridad nacional.

Los estudios han demostrado que el ejército de EE.UU. es un contaminante masivo y un emisor de gases de efecto invernadero, quemando más carbono que la mayoría de los países de tamaño medio y dejando una contaminación ambiental devastadora cerca de las bases y los sitios de prueba de armas.

Register for free to continue reading

Registration is a free and easy way to support our truly independent journalism

By registering, you will also enjoy limited access to Premium articles, exclusive newsletters, commenting, and virtual events with our leading journalists

Please enter a valid email
Please enter a valid email
Must be at least 6 characters, include an upper and lower case character and a number
Must be at least 6 characters, include an upper and lower case character and a number
Must be at least 6 characters, include an upper and lower case character and a number
Please enter your first name
Special characters aren’t allowed
Please enter a name between 1 and 40 characters
Please enter your last name
Special characters aren’t allowed
Please enter a name between 1 and 40 characters
You must be over 18 years old to register
You must be over 18 years old to register
Opt-out-policy
You can opt-out at any time by signing in to your account to manage your preferences. Each email has a link to unsubscribe.

Already have an account? sign in

By clicking ‘Register’ you confirm that your data has been entered correctly and you have read and agree to our Terms of use, Cookie policy and Privacy notice.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy policy and Terms of service apply.

Thank you for registering

Please refresh the page or navigate to another page on the site to be automatically logged in