Filtran fotos íntimas de la amante del rey de Tailandia como parte de porno de venganza

Más de mil selfies, muchas de ellas sexualmente explícitas, supuestamente fueron robadas del teléfono de la consorte real y filtradas a activistas anti-monarquía.

Namita Singh
miércoles 23 diciembre 2020 16:40

Boda del Rey de Tailandia con su cuarta esposa

Cientos de fotografías íntimas de Sineenat Wongvajirapakdi, la amante del rey de Tailandia, supuestamente fueron robadas de su teléfono personal y filtradas a activistas anti-monarquía como parte de una porno de venganza, en un intento de "sabotear" su regreso.

Según los informes, más de 1.400 selfies, muchas de ellas sexualmente explícitas, fueron robadas y filtradas de forma anónima en un ciberataque que coincide con su regreso al palacio después de ser encarcelada el año pasado por el rey Maha Vajiralongkorn.

Las fotos privadas de la consorte real también se enviaron al comentarista británico Andrew MacGregor Marshall y al académico Pavin Chachavalpongpun, quien vive en Japón y enfrenta un proceso penal en Tailandia por criticar a la monarquía.

"Las fotografías son claramente de los teléfonos personales de Koi", tuiteó Marshall el 22 de noviembre. “La mayoría de las imágenes son fotografías que ella misma tomó y decenas de ellas son muy explícitas. Parece probable que hubiera tomado estas fotografías explícitas de sí misma para enviárselas a Vajiralongkorn".

Marshall escribió además que las imágenes le fueron enviadas poco antes de la liberación de Wongvajirapakdi de la prisión de mujeres Lat Yao en Bangkok para reunirse con el rey con todos sus títulos y privilegios reales restaurados.

Popularmente conocida como Koi, Wongvajirapakdi, de 35 años, se graduó de la Escuela de Enfermería del Ejército en 2008 y completó cursos militares en combate, guerra en la jungla y paracaidismo nocturno. También sirvió en la unidad de guardaespaldas real del rey, alcanzando el rango de Mayor General.

En agosto de 2019, Wongvajirapakdi fue elevada al puesto de "consorte real" solo tres meses después del matrimonio del rey con su cuarta esposa, la reina Suthida.

Sin embargo, fue despojada de su título y rango militar pocos meses después de ser acusada de "deslealtad" y de intentar socavar la posición de la esposa del monarca. En una declaración oficial, el palacio acusó a Wongvajirapakdi de ser "deshonrosa, carente de gratitud (y de) desobediencia contra el rey y la reina".

Sin embargo, fue liberada de la detención en septiembre de este año después de pasar diez meses en un centro penitenciario y ahora ha sido declarada "no contaminada".

El regreso de Wongvajirapakdi al palacio "fue fuertemente opuesto" por las facciones que apoyaban a la reina Suthida y a la princesa Bajrakitiyabha, escribió Marshall y agregó que "es muy probable que las imágenes de Koi se filtraron en un esfuerzo por sabotear su regreso como consorte de Vajiralongkorn".