El expresidente catalán Carles Puigdemont obtiene su libertad bajo fianza tras su arresto

No obstante, la detención habrá ensombrecido las conversaciones que se habían reanudado entre España y Cataluña

Graham Keeley
viernes 24 septiembre 2021 19:52
Remodelación de Gobierno en España
Read in English

El expresidente catalán Carles Puigdemont obtuvo hoy la libertad bajo fianza tras ser detenido el jueves en Italia con una orden de detención europea.

El eurodiputado de 58 años ahora debe permanecer en Cerdeña, donde fue arrestado, hasta que se decida si una orden europea es aplicable o no.

Puigdemont bajó de un avión en el aeropuerto de Alguero en Cerdeña el jueves y fue arrestado en una medida que podría llevarlo a ser extraditado a España para enfrentar cargos de sedición.

El líder catalán vive en un exilio autoimpuesto en Bélgica desde que huyó de España escondido en el maletero de un coche tras un fallido referéndum de independencia de 2017, que fue declarado ilegal por los tribunales españoles.

Puigdemont es buscado en España por acusaciones de sedición por sus intentos de que la región catalana se separe de Madrid a través del referéndum de 2017.

Fue detenido con una orden de detención europea emitida por España.

La detención de Puigdemont se produce una semana después de que el gobierno español de izquierda y las autoridades regionales catalanas reanudaran las negociaciones para encontrar una solución a la crisis territorial de España.

Pere Aragonés, el presidente catalán que es un partidario moderado de la independencia, condenó la “persecución” de Puigdemont.

“Frente a la persecución y represión judicial, la condena más enérgica. Tiene que parar”, tuiteó.

Simpatizantes del expresidente realizaron manifestaciones el viernes en Barcelona.

El gobierno español dijo que respetaba la decisión del sistema de justicia italiano.

"La detención del señor Puigdemont corresponde a un procedimiento judicial en curso que se aplica a cualquier ciudadano de la UE que tenga que responder ante los tribunales", dijo en un comunicado.

Sin embargo, en España la detención fue aplaudida por los conservadores y el partido de extrema derecha Vox.

Santiago Abascal, líder de Vox, tuiteó: “Este líder golpista renegado le ha hecho mucho daño a España, especialmente a Cataluña. Espero que la justicia lo siente en el banquillo y condene sus crímenes antes de que el gobierno lo devuelva a la calle”.

El abogado del líder catalán, Gonzalo Boye, tuiteó que el líder separatista exiliado fue detenido a su llegada a Italia, donde viajaba en su calidad de eurodiputado para un festival cultural allí.

Dijo que el arresto se realizó sobre la base de una orden emitida en octubre de 2019 que desde entonces había sido suspendida.

Sin embargo, fuentes del Tribunal Supremo español, que emitió la orden original, dijeron que nunca había sido suspendida.

En marzo, el Parlamento Europeo anuló la inmunidad de Puigdemont y otros dos eurodiputados independentistas, una decisión que fue confirmada en julio por el Tribunal General de la UE.

Sin embargo, los separatistas exiliados han apelado contra esta decisión y aún no se ha emitido un fallo definitivo del tribunal de la UE.

El referéndum de octubre de 2017 lo llevó a cabo el movimiento regional separatista de Cataluña a pesar de la prohibición de Madrid y el proceso se vio empañado por la violencia policial.

Unas semanas más tarde, el movimiento hizo una breve declaración de independencia, lo que llevó a Puigdemont a huir al extranjero.

Leer más: La Palma: Casa evita los ríos de lava y causa furor en redes sociales

Otros nueve que se quedaron en España fueron juzgados y encarcelados por períodos de entre nueve y 13 años. Todos fueron indultados en junio.

Cataluña está dividida sobre el tema de la independencia, con una encuesta reciente realizada por el periódico La Razón que encontró que el 49,4 por ciento no quería separarse de España, mientras que el 45,7 por ciento estaba a favor.