China redacta una nueva ley que castigará a los padres si los niños exhiben ‘muy mal comportamiento’

Los adultos tendrán que enseñar a los menores a ‘amar el partido, la nación, la gente y el socialismo’, según el proyecto

Maroosha Muzaffar
lunes 18 octubre 2021 22:31

China prohíbe el Bitcoin y otras criptomonedas por “alterar el orden económico y financiero”

Read in English

Los padres de niños que muestren "muy mal comportamiento" o cometan delitos pronto podrían ser castigados en China con una nueva ley.

Los padres y tutores serán amonestados y se les podría ordenar que pasen por programas de orientación de educación familiar si los fiscales encuentran algún delito o "muy mal comportamiento" en sus hijos, según el borrador del proyecto de ley de promoción de la educación familiar que será revisado por el gobierno chino esta semana.

“Hay muchas razones por las que los adolescentes se portan mal y la falta o la educación familiar inadecuada es la principal causa”, afirmó Zang Tiewei, portavoz de la Comisión de Asuntos Legislativos del Congreso Nacional del Pueblo (NPC) que revisará el proyecto de ley.

Se alentará a los padres a ajustar su tiempo para varias de las actividades diarias de sus hijos, incluido el descanso, el juego y el ejercicio.

También tendrán que enseñar a los menores a “amar el partido, la nación, la gente y el socialismo”, según el proyecto de ley.

Los padres de menores deben enseñar a sus hijos a “obedecer las costumbres sociales; fortalecer la conciencia jurídica y el sentido de responsabilidad social; establecer los conceptos de unificación nacional y unidad étnica y enseñar a los menores a respetar a los mayores y cuidar a los jóvenes”, señala el borrador.

La legislación de promoción de la educación familiar también insta a los padres y tutores a ser "ahorrativos y frugales, a estar unidos y ayudarse mutuamente y a formar un carácter positivo".

También prohíbe a los padres utilizar la "violencia" para educar a los niños sobre cómo comportarse. Si bien el castigo corporal fue prohibido en China en 1986, la práctica sigue siendo frecuente, especialmente en las zonas rurales del país, de acuerdo a los medios locales.

Leer más: China retira más apps de la tienda de Apple en el país

Las familias chinas a menudo han argumentado que golpean a sus hijos solo para educarlos o enseñarles cómo comportarse.

Según el canal de televisión local Nanning TV, un niño de cinco años en la ciudad de Nanning, cerca de la frontera con Vietnam, fue encontrado el año pasado cubierto de profundas cicatrices después de que su padre abusó de él.

Se informó ampliamente que el caso era emblemático de la cultura generalizada de “más vale una nalgada a tiempo, que un delincuente en la cárcel” que todavía prevalece ampliamente en el país.

Este último proyecto de ley forma parte de una serie de dictados por China desde el año pasado para sus jóvenes ciudadanos.

El año pasado, la Administración del Ciberespacio de China (CAC) lanzó una campaña que tenía como objetivo la “rectificación” del entorno de internet para menores durante las vacaciones de verano.

Sina Weibo, una importante plataforma de redes sociales de China, había dicho entonces que tratarían de frenar la cultura extrema de los fanáticos, incluida la adoración "ciega" de las celebridades de internet.

En julio de este año, China prohibió la tutoría con fines de lucro en las materias básicas de la escuela, en un intento por reducir los costos de vida de las familias y aumentar ostensiblemente la tasa de natalidad del país.

La noticia fue recibida con diversas reacciones. Los padres quedaron perplejos tratando de averiguar cómo afectarían las nuevas reglas a sus hijos en el sistema educativo altamente competitivo de China.

En agosto, los reguladores chinos de los videojuegos informaron que permitirían que los niños menores de 18 años jugaran en línea solo una hora al día. También dijeron que los niños menores de edad podrían usar juegos en línea solo los viernes, fines de semana y días festivos.

Ese mismo mes, los medios chinos controlados por el estado denominaron a los juegos en línea como "opio espiritual".