Festival Astroworld: ocho muertos y 300 heridos durante concierto de Travis Scott

Diecisiete personas, algunas de tan solo 10 años, fueron llevadas al hospital tras quedar atrapadas en una estampida humana

Celine Wadhera
sábado 06 noviembre 2021 17:15
‘This is a tragic night’: Officers give update on fatal crowd surge at Travis Scott gig
Read in English

Al menos ocho personas murieron y muchas otras resultaron heridas luego de una estampida ocurrida durante el primer día del Festival Astroworld en Houston, Texas.

Unas 50.000 personas se encontraban en el concierto cuando parte de la multitud comenzó a correr hacia el escenario durante el set de Travis Scott, poco después de las 9 pm hora local del viernes por la noche, informó la policía.

Las imágenes transmitidas en vivo del evento muestran al rapero pausando su actuación cuando una ambulancia llega al lugar del evento, el NRG Park.

El Houston Chronicle informó que Scott se detuvo varias veces durante su actuación de 75 minutos, luego de ver a los fanáticos en apuros y solicitar que se verificara que estuvieran bien y se les escoltara de manera segura fuera de la multitud.

El jefe de bomberos de Houston, Samuel Peña, describió el evento como un incidente de “numerosas víctimas”: “Esta es una noche trágica. Tuvimos al menos ocho muertes confirmadas esta noche y decenas de personas resultaron heridas aquí en este evento.

“La multitud comenzó a comprimirse hacia el frente del escenario, y eso causó algo de pánico, y comenzó a causar algunas lesiones. La gente empezó a pelearse, a perder el conocimiento y eso generó más pánico”.

Las autoridades informaron que 17 personas fueron llevadas al hospital, incluidas 11 que sufrieron un paro cardíaco, mientras que unas 300 fueron tratadas por más lesiones menores, incluidos cortes y contusiones, en una unidad médica móvil dentro del NRG Park. No se pudo precisar de inmediato si los ocho que murieron se encontraban entre los que fueron trasladados al hospital, y aún no se han identificado las causas de sus muertes. Las autoridades mencionaron que un médico forense investigará los detalles en los próximos días.

El subdirector ejecutivo de la policía de Houston, Larry Satterwhite, estaba cerca del frente del escenario cuando comenzó la estampida. “Todo sucedió al mismo tiempo. Parecía que simplemente pasó... en el transcurso de solo unos minutos”, comentó a los periodistas.

“De repente teníamos a varias personas en el suelo, experimentando algún tipo de paro cardíaco o algún tipo de episodio médico”, narró.

“Inmediatamente comenzamos a hacer resucitación cardiopulmonar... y entonces fui y me encontré con los promotores y Live Nation, y acordaron terminar temprano el show en aras de la seguridad pública”.

Poco después, los organizadores del festival y Live Nation terminaron el evento y cancelaron el segundo y último día del festival, cuyas entradas se encontraban agotadas, y que tenía a artistas como SZA, Bad Bunny y 21 Savage en su cartel.

Justo antes de las 6 am del sábado por la mañana, los organizadores del festival hicieron públicas sus condolencias en sus cuentas de redes sociales.

“Nuestros corazones están con la familia del Festival Astroworld esta noche, especialmente con aquellos que perdimos y con sus seres queridos”, escribieron en un comunicado.

“Estamos enfocados en apoyar a los funcionarios locales como podamos. Con eso en mente, el festival ya no se celebrará el sábado”.

En la declaración, agradecieron a los departamentos de policía y bomberos por su respuesta al incidente, y alentó a cualquier persona con información sobre los hechos a comunicarse con las autoridades.

Live Nation no estuvo disponible en el momento para hacer comentarios.

La letal estampida es el segundo incidente que se produce en el Festival Astroworld de este año. Ese mismo día, más temprano, los fanáticos atravesaron una valla y pasaron por delante de los guardias de seguridad. ABC13 informó que a las 2 pm una “estampida” de “cientos de personas destruyeron la entrada de seguridad VIP”. En el caos provocado, varias personas fueron pisoteadas, mientras que algunos fueron detenidos por guardias de seguridad.

El jefe del Departamento de Policía de Houston, Troy Finner, dijo que se estaba llevando a cabo una investigación para averiguar qué había sucedido en el festival, pero enfatizó que el enfoque inmediato estaba en los heridos y los muertos.

“Nadie podría soñar con esto”, dijo. “Creo que es muy importante que nadie especule. Nadie tiene todas las respuestas esta noche.

“Si no conoces todos los hechos, si no tienes pruebas, no voy a hablar sobre eso. Tenemos familias heridas aquí”.

“Oren por estas familias”, añadió.

La jueza del condado de Harris y política local Lina Hidalgo describió el evento como “una noche extremadamente trágica”.

“Nuestros corazones están rotos. La gente va a estos eventos en busca de pasar un buen momento, una oportunidad para relajarse, para crear recuerdos; no es el tipo de evento en el que esperas saber sobre tragedias”, dijo.

Si bien la identificación de los heridos y muertos en el evento está en curso, Hidalgo indicó a los periodistas que algunas de las víctimas que fueron trasladadas al hospital en ambulancia tenían “tan solo 10 años”.

Instó a cualquier persona que haya perdido a un familiar que haya asistido al festival, a que acuda al hotel Wyndam Houston, en 8686 Kirby, donde la policía de Houston ha establecido un centro de información y reunificación.

El gobernador de Texas, Greg Abbott, también ofreció sus condolencias a quienes perdieron a sus seres queridos en el suceso: “Lo que sucedió anoche en el Festival Astroworld fue trágico, y nuestros corazones están con los que perdieron la vida y los que resultaron heridos en la aterradora oleada de multitudes” expresó en un comunicado.

“Gracias a los socorristas ya los buenos samaritanos que estuvieron en el lugar y atendieron de inmediato a los heridos entre la multitud.

“El estado de Texas está listo para ayudar en la respuesta, y he ordenado al Departamento de Seguridad Pública de Texas que ponga a disposición recursos estatales para apoyar la investigación. Les pido a los tejanos que se unan a Cecilia [su esposa] y a mí para elevar oraciones por los afectados por esta tragedia”.

El número de muertes es la peor cifra registrada en un incidente durante un concierto en Estados Unidos desde la masacre de 2017 en el Festival de la Cosecha de la Ruta 91 de Las Vegas, un evento de música country en el que 58 personas murieron baleadas. Un incidente de numerosas víctimas igualmente trágico ocurrió cuando se desató un incendio en el club nocturno de Rhode Island The Station y mató a 100 personas en 2003.