El Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos rechaza afirmaciones de fraude electoral

La CISA, parte del Departamento de Seguridad Nacional, publicó la declaración el viernes en una sección de su sitio web dedicada a disipar los rumores. 

Associated Press
viernes 06 noviembre 2020 21:35
Funcionarios electorales de Arizona cuentan votos en la Oficina del Registrador del condado Maricopa, en Phoenix, el viernes 6 de noviembre de 2020.
Funcionarios electorales de Arizona cuentan votos en la Oficina del Registrador del condado Maricopa, en Phoenix, el viernes 6 de noviembre de 2020.

La agencia federal que supervisa la seguridad de las elecciones de Estados Unidos refutó las acusaciones de fraude electoral, sin mencionar que el presidente Donald Trump está haciendo aseveraciones infundadas sobre el conteo de votos.

Un nuevo comunicado de la Agencia de Seguridad Cibernética y de Infraestructura (CISA por sus siglas en inglés) señala que las oficinas electorales locales tienen medidas de detección que “dificultan enormemente la comisión de fraudes mediante votos falsos”.

La CISA, parte del Departamento de Seguridad Nacional, publicó la declaración el viernes en una sección de su sitio web dedicada a disipar los rumores. Dijo que estaba contrarrestando un rumor sobre el papel del DHS y la CISA en la impresión de las papeletas y la auditoría de los resultados. Ninguna de las dos agencias tiene un papel en la impresión o auditoría de las papeletas. La CISA ayuda principalmente a los departamentos electorales locales y estatales a protegerse de los ciberataques.

La CISA también emitió un comunicado en el que señala que los sistemas y procesos utilizados para tabular los votos y certificar los resultados “están protegidos por varias salvaguardas que ayudan a garantizar la exactitud de los resultados electorales”.

La agencia ha estado instando al público durante semanas a ser paciente durante el conteo de los resultados, que fue más lento este año en parte debido al COVID-19 y el gran número de votos por correo. No ha hecho ningún comentario sobre las acusaciones sin sustento de Trump de que el proceso de conteo de votos es injusto y corrupto.