30 homes estimated to have been lost in Australian wildfire

Estiman pérdida de 30 casas por incendios forestales en Australia

Un incendio forestal fuera de control ha destruido aproximadamente 30 hogares y amenaza a más cerca de la ciudad australiana de Perth

Via AP news wire
martes 02 febrero 2021 14:50
Read in English

En el de Australia los incendios forestales están fuera de control, la quema sigue en la  costa oeste de Perth que hasta el momento ha destruido unas 30 casas y amenazaba más este martes, muchos de los locales en toda la región aseguran que ya es demasiado tarde para salir debido a la gravedad del hecho. 

El incendio de casi 7.000 hectáreas (17.000 acres) que tiene un perímetro de 60 kilómetros (37 millas), comenzó el lunes y se extendió durante la noche cerca de la ciudad de Wooroloo, con los condados de Mundaring, Chittering, Northam y el impactada ciudad de Swan.

El alcalde de Swan, Kevin Bailey, dijo que se cree que más de 30 casas fueron destruidas.

“Solo estamos esperando la confirmación de las cifras, pero estamos buscando en algún lugar cercano a más de 30 casas pérdidas”, dijo Bailey a Australian Broadcasting Corp.

Bailey dijo que un bombero había sido tratado por inhalación de humo. No había habido otras heridas.

El Departamento de Bomberos y Servicios de Emergencia del estado de Australia Occidental dijo que el incendio había quemado 6.667 hectáreas (16.475 acres) el martes.

A las personas en un tramo de 25 kilómetros (16 millas) al oeste desde Wooroloo hasta el Parque Nacional Walyunga al noreste de Perth se les había dicho el martes que se había vuelto demasiado peligroso dejar sus hogares.

“Debe refugiarse antes de que llegue el fuego, ya que el calor extremo lo matará mucho antes de que las llamas lo alcancen”, decía la última advertencia.

Las carreteras fuera del suburbio semi-rural The Vines en las afueras del norte de Perth estaban repletas de tráfico, lo que hizo que algunos eligieran quedarse.

Melissa Stahl, de 49 años, recibió un mensaje de texto que le decía que evacuara.

“Podía oler el fuego y salí por la parte de atrás y todo el patio se llenó de humo”, dijo. “Cogimos ropa de cama, fotos, los dos niños, el perro y salimos de allí”, agregó.

Una advertencia a otras áreas amenazadas decía a las personas que se fueran si no estaban preparadas para combatir el incendio. El incendio forestal es impredecible y las condiciones climáticas están cambiando rápidamente, dice la advertencia, instando a la gente a permanecer alerta.

Se desconoce la causa del incendio.

El superintendente del Departamento de Bomberos y Servicios de Emergencia, Peter Sutton, dijo que unos 250 bomberos habían estado luchando contra el comportamiento errático del fuego.

"Ha hecho que sea muy difícil, casi imposible ... apagar este incendio", dijo Sutton.

Los incendios forestales son comunes durante el verano actual del hemisferio sur. Sin embargo, la temporada ha sido suave en la costa sureste de Australia, que fue devastada por incendios masivos el verano pasado.