Raphael Warnock ganó la elección de segunda vuelta por el Senado en Georgia

Georgia: El demócrata Jon Ossoff proclama su victoria sobre el senador republicano David Perdue

El candidato demócrata hizo el anuncio en un video publicado en sus redes sociales

Chris Riotta@chrisriotta
miércoles 06 enero 2021 15:14
Read in English

El candidato demócrata al senado Jon Ossoff proclamó su victoria contra el senador David Perdue, republicano, en las elecciones de segunda vuelta del estado de Georgia celebradas el martes, y declaró en un mensaje de video publicado en las redes sociales: “Es con humildad que agradezco al pueblo de Georgia por elegirme para servirle en el Senado de los Estados Unidos".

El demócrata hizo el anuncio antes de que se proclamara su triunfo el miércoles por la mañana, aunque algunas proyecciones lo mostraban con una ventaja contra el titular republicano y ya lo habían proclamado victorioso cuando habló en una transmisión en vivo a sus seguidores.

"Gracias por la confianza que han depositado en mí", dijo Ossoff, de 33 años, en el video . "En este momento de crisis... las familias de Georgia tienen dificultades para poner comida en la mesa".

Ossoff comenzó su mensaje abordando la pandemia del coronavirus, diciendo que quería "acelerar el apoyo económico" para el pueblo estadounidense.

Associated Press aún no ha declarado un ganador en la carrera entre Ossoff y Perdue. The Independent utiliza proyecciones de AP para elecciones estatales y nacionales.

Pero Ossoff y su colega demócrata, el reverendo Raphael Warnock, ahora han declarado victorias en sus carreras de segunda vuelta en Georgia. Warnock se postuló contra la senadora republicana Kelly Loeffler, quien intentó etiquetarlo como un candidato "radical" mientras hacía campaña junto al presidente Donald Trump.

Si Ossoff y Warnock son declarados oficialmente vencedores en las dos elecciones de Georgia, significaría un cambio histórico en el equilibrio del poder legislativo. Los demócratas controlarían el Senado, con la vicepresidenta electa Kamala Harris teniendo el voto de desempate en la nueva administración, junto con la Casa Blanca y la Cámara de Representantes.

El Senado, controlado por los demócratas, podría someter a votación en la sala proyectos de ley aprobados previamente en la Cámara liderada por los demócratas bajo Trump, junto con medidas adicionales de apoyo por el coronavirus que los demócratas han buscado durante meses a lo largo de la pandemia.

El Partido Demócrata desarrolló una estrategia de campo masiva en el confiable estado republicano, que no había votado previamente para elegir a un presidente demócrata desde 1992. Pero después de que el estado se inclinó por Biden, millones de votantes comenzaron a emitir sufragios anticipados, ya que los analistas atribuyeron los esfuerzos de organización a políticos locales como Stacey Abrams, quien se postuló para gobernadora en 2016.

Abrams lanzó la iniciativa Fair Fight Action después de perder en la contienda por la gubernatura en 2018, negándose a ceder y citando la supresión masiva de votantes. Sin embargo, sus esfuerzos tuvieron éxito al registrar decenas de nuevos votantes antes de las elecciones de 2020, lo que ayudó a Biden a navegar hacia la victoria contra Trump.

Apareciendo furioso por las noticias entrantes de Georgia, el presidente envió un tuit en mayúsculas el miércoles por la mañana poco después de que Ossoff declarara su victoria.

Trump escribió : “EL PARTIDO REPUBLICANO Y, MÁS IMPORTANTE, NUESTRO PAÍS, NECESITAN A LA PRESIDENCIA MÁS QUE NUNCA: EL PODER DEL VETO. ¡MANTÉNGASE FUERTES!"

Las afirmaciones del presidente de fraude electoral han sido repetidamente desacreditadas por jueces estatales y federales. Su propio Departamento de Justicia y el Departamento de Seguridad Nacional han descrito las elecciones de 2020 como las más seguras en la historia de Estados Unidos.