Biden nombra Enviada Especial LGBT+ en el Departamento de Estado

“La Enviada Especial reunirá a gobiernos, organizaciones de la sociedad civil, corporaciones y organizaciones internacionales de ideas afines para defender la dignidad y la igualdad para todos”

Alex Woodward
sábado 26 junio 2021 00:11

Arcoíris y nubarrones en Varsovia en el desfile del Orgullo Gay.

Read in English

Jessica Stern, directora ejecutiva de un grupo internacional de derechos humanos LGBT+, ha sido nombrada Enviada Especial en el Departamento de Estado de EE.UU. para promover y proteger los derechos LGBT+ globales.

El presidente Joe Biden anunciará formalmente su papel como Enviada Especial de EE.UU. para promover los derechos humanos de las personas LGBTQI+ (un puesto que quedó vacante bajo la administración de Donald Trump) durante las declaraciones del 25 de junio, junto con el secretario de Transporte, Pete Buttigieg, para conmemorar el Mes del Orgullo.

"En un momento en que los derechos humanos de las personas LGBTQI+ se ven cada vez más amenazados en todas las regiones del mundo, la Enviada Especial reunirá a gobiernos, organizaciones de la sociedad civil, corporaciones y organizaciones internacionales de ideas afines para defender la dignidad y la igualdad para todos", según indicó la Casa Blanca.

Stern actualmente dirige OutRight Action International, que tiene como objetivo combatir las violaciones de derechos humanos y los abusos contra las personas LGBT+.

Será la segunda persona en ocupar el cargo en el Departamento de Estado, después de que Barack Obama nombrara a Randy Berry para el cargo en 2015. Dejó el cargo en 2017, y permaneció vacante durante el resto del mandato de Trump.

Antes de anunciar el nombramiento de Stern, Biden firmará una resolución que designa el lugar de un tiroteo masivo de 2016 en Orlando, Florida, como el National Pulse Memorial, reconociendo el asesinato de 49 personas que marcó el ataque más mortífero contra personas LGBT+ en la historia de Estados Unidos.

El presidente ha instado al Senado a aprobar la Ley de Igualdad, que ampliaría las leyes federales contra la discriminación para prohibir la discriminación por motivos de sexo, orientación sexual e identidad de género.

Fue aprobada por la Cámara de Representantes en febrero en una votación mayoritariamente partidaria, y es probable que se enfrente a una oposición republicana abrumadora en un Senado dividido equitativamente que ha tratado de aplastar la agenda de Biden a través de las actuales reglas obstruccionistas, las cuales requieren 60 votos para hacer avanzar la legislación.

Lee más: Mes del Orgullo: ¿Por qué se celebra cada año en junio?

El presidente ha revertido muchas de las políticas anti-LGBT+ de Trump, incluida la prohibición de que las personas transgénero sirvan en el ejército, y ha emitido una orden ejecutiva que protege a los estudiantes transgénero y ha amenazado con sanciones contra los condados que ponen en peligro a las personas transgénero.

El nombramiento de Stern también sigue a una ola de legislación discriminatoria a nivel estatal, que incluye al menos 250 proyectos de ley presentados en las cámaras estatales en 2021 que han buscado excluir las discusiones LGBT+ en las aulas y prohibir a las personas transgénero la atención médica, los deportes escolares o los baños de acuerdo con su género, entre varias otras medidas.

En sus declaraciones del viernes, se espera que el presidente condene la legislación como "antiestadounidense" y "disfrazada de intimidación".