Florida: Kitesurfista de 61 años muere luego de que vientos lo arrojaran a una casa

Fred Salter fue “una de las personas más agradables que he conocido, y estoy en estado de shock en este momento”, mencionó un amigo

Kelsie Sandoval
jueves 26 agosto 2021 19:08

Stephen Gollan, jefe del equipo de Bomberos de Fort Lauderdale, dijo que Salter tenía un arnés puesto cuando lo encontraron.

Read in English

Un kitesurfista de Florida de 61 años murió después de que los vientos lo aventaran contra una casa.

Fred Salter, un experimentado kitesurfista, fue a la playa el miércoles por la mañana en Fort Lauderdale, Florida. Los informes dicen que ni siquiera se había metido en el agua cuando los vientos lo levantaron a 400 pies en el aire y lo arrojaron al segundo piso de una casa en la cuadra 2600 de North Atlantic Boulevard.

"Estaba haciendo windsurf en la playa, el viento lo levantó y lo arrojó contra el edificio, y cayó", dijo un testigo en una llamada al 911. “Está inconsciente en el suelo. Él está sangrando".

Su cometa naranja se vio cubierta en el segundo piso.

Salter inicialmente sobrevivió al accidente y fue trasladado a un hospital cercano a las 10 de la mañana. Pero murió a causa de las heridas tres horas después.

"Le encantaba lo que hacía y [era] una de las personas más agradables que he conocido, y estoy en estado de shock en este momento", dijo su amiga Heather Hentges a WSVN, y agregó: "No puedo creerlo. Estoy tan triste por él”.

Los kitesurfistas usan un arnés corporal que se sujeta a un paracaídas. Pero si las condiciones no salen bien, hay un sistema de liberación de seguridad para que puedan separarse del equipo.

Stephen Gollan, jefe del equipo de Bomberos de Fort Lauderdale, dijo que Salter tenía un arnés puesto cuando lo encontraron.

Otros kitesurfistas no estaban seguros de por qué Salter no soltó la cometa ni usó el sistema de liberación de seguridad, informó Sun Sentinel.

Leer más: Surfista protagoniza espeluznante encuentro con un tiburón

Fuertes vientos y una tormenta llegaron a la zona cuando Salter fue a la playa. El condado de Broward emitió un aviso meteorológico justo antes del accidente.

"Cuando llegaron nuestras unidades, tuvimos ráfagas muy fuertes en el área", dijo Gollan al New York Daily News. "Tuvimos una tormenta justo antes de la llamada al 911, así que pasamos de condiciones relativamente tranquilas a condiciones extremadamente peligrosas en un corto período de tiempo".

Salter fue padre, abuelo y sobreviviente de cáncer.