Donald Trump es aplaudido durante una marcha de sus simpatizantes en Washington DC.

Donald Trump reitera que las elecciones fueron “fraudulentas” y asegura que “va a ganar”

El presidente utilizó su cuenta de Twitter para continuar atacando la credibilidad del proceso electoral

Dave Maclean@geordiestory
sábado 14 noviembre 2020 21:41
Read in English

Donald Trump redobló sus afirmaciones electorales infundadas el sábado, diciendo que la gente no se presentaría a una elección “amañada” e insistiendo en que “ganaremos”, mientras compartía videos de un mitin del MAGA en DC.

El presidente jugó una ronda de golf después de un paso sorpresa en su caravana, donde saludó a los fanáticos que gritaban y abordaban su vehículo.

Después de un par de horas en el campo de golf, llegó a Twitter, donde compartió varios videos del mitin, ampliamente burlado por su tamaño, e insistió en que era el legítimo vencedor de las elecciones del 3 de noviembre.

En su primer tuit, dijo: "¡La gente no va a tolerar que una empresa privada de la izquierda radical, Dominion, y muchas otras razones les roben esta elección!"

Siguió con "¡vamos a ganar!" antes de agregar: "Cientos de miles de personas que muestran su apoyo en DC ¡No se presentarán a una elección manipulada y corrupta!"

Los leales partidarios de Trump se manifestaron en Washington el sábado detrás de su falsa afirmación de una elección robada.

Una semana después de que se diera por ganador de la carrera presidencial al demócrata Joe Biden, su furia ante la perspectiva de una transferencia del poder ejecutivo no mostró signos de disminuir, siguiendo el ejemplo de un presidente implacable al afirmar que ganó una elección que en realidad perdió.

Trump persiste a pesar de que una amplia coalición de altos funcionarios del gobierno y de la industria ha declarado que la votación y el siguiente recuento se desarrollaron sin más problemas que los habituales contratiempos menores: "el más seguro en la historia de Estados Unidos", dijeron, repudiando sus esfuerzos por socavar la integridad del concurso.

Los manifestantes incluían a miembros de Proud Boys, un grupo neofascista conocido por pelearse en las calles con oponentes ideológicos en mítines políticos.

La "Marcha del Millón de MAGA" fue fuertemente promocionada en las redes sociales, lo que generó preocupaciones de que podría generar un conflicto con los manifestantes anti-Trump, que se han reunido cerca de la Casa Blanca en Black Lives Matter Plaza durante semanas.

En preparación, la policía cerró amplias franjas del centro de la ciudad, donde muchas tiendas y oficinas han sido tapiadas desde el día de las elecciones. Chris Rodríguez, director de la Agencia de Manejo de Emergencias y Seguridad Nacional de la ciudad, dijo que la policía tenía experiencia en mantener la paz.

Un ex funcionario de la administración, Sebastián Gorka, azuzó a la multitud junto a la Corte Suprema diciendo: "Podemos ganar porque él ganó". Pero, agregó, "va a ser difícil".

Agencias contribuyeron a este informe