Gobierno de Brasil presenta plan de vacunación contra coronavirus ante la Corte Suprema

El gobierno de Brasil ha presentado un plan de inmunización contra el coronavirus que prevé inicialmente solo las vacunas suficientes para aproximadamente una cuarta parte de la población.

Via AP news wire
domingo 13 diciembre 2020 00:15
<p>Brote de coronavirus en Brasil.</p>

Brote de coronavirus en Brasil.

Read in English

El gobierno de Brasil ha presentado a un juez de la Corte Suprema un plan de vacunación contra el coronavirus que inicialmente prevé solo las vacunas suficientes para aproximadamente una cuarta parte de la población y no indica una fecha de inicio.

El documento, que se hizo público el sábado, fue presentado por la administración del presidente Jair Bolsonaro la noche anterior al juez Ricardo Lewandoswki, quien había ordenado el informe luego de que un partido político de oposición presentara una demanda en busca de información sobre los planes de vacunación del gobierno para la pandemia.

El plan exige que el gobierno proporcione vacunas para grupos prioritarios que ascienden a aproximadamente 51 millones de personas, poco menos del 25% de los 212 millones de habitantes de Brasil. La primera de las cuatro fases para vacunar a esos grupos incluye a los trabajadores de la salud, las personas mayores de 80 años y los pueblos indígenas.

Firmado por el ministro de Salud Eduardo Pazuello, el documento dice, sin embargo, que “la interrupción de la circulación del COVID-19 en el territorio nacional depende de que se administre una vacuna de alta eficacia” a más del 70% de la población.

No se da una fecha para comenzar a administrar las vacunas. El regulador de salud de Brasil, Anvisa, aún no ha aprobado el uso de ninguna vacuna contra el coronavirus en el país.

Además, el plan dice que para evitar el colapso de los servicios de salud de Brasil, puede ser necesario "mantener medidas de distanciamiento social durante 1 a 2 años", el tipo de restricción pandémica que a menudo critica Bolsonaro, quien sostiene que el daño económico de los encierros y otras restricciones pandémicas causarán más daño al país que las enfermedades y muertes por el virus.

Bolsonaro, quien se recuperó del COVID-19 a principios de este año y ha dicho que no hará obligatoria la inmunización, ha sido blanco de críticas de varios gobernadores estatales brasileños y expertos en salud por lo que consideran una demora del gobierno federal en la organización de un plan de inmunización.

Brasil ha registrado más de 180,000 muertes por COVID-19, el segundo número más alto del mundo. En las últimas semanas, se ha visto una aceleración en la tasa de infecciones por coronavirus y varios estados informan una ocupación de las camas de cuidados intensivos de los hospitales por encima del 80%.

Bolsonaro, por su parte, dijo el jueves en una ceremonia oficial que Brasil vive “el fin de la pandemia.”

Tras acusar al gobierno de arrastrar los pies, el gobernador de Sao Paulo, Joao Doria, ya dio a conocer un plan de inmunización propio para su estado que tiene como objetivo comenzar las vacunaciones el 25 de enero.

Register for free to continue reading

Registration is a free and easy way to support our truly independent journalism

By registering, you will also enjoy limited access to Premium articles, exclusive newsletters, commenting, and virtual events with our leading journalists

Already have an account? sign in

By clicking ‘Register’ you confirm that your data has been entered correctly and you have read and agree to our Terms of use, Cookie policy and Privacy notice.

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy policy and Terms of service apply.

Thank you for registering

Please refresh the page or navigate to another page on the site to be automatically logged inPlease refresh your browser to be logged in