Nueva York: Restaurantes podrán recibir clientes dentro de sus instalaciones a finales de septiembre

A partir del 30 de septiembre, todos los restaurantes podrán recibir un 25% de su capacidad total

Oliver O'Connell
miércoles 09 septiembre 2020 19:37
En caso de que no haya un rebrote de coronavirus, el 1 de noviembre se aumentaría el número de comensales por negocio
En caso de que no haya un rebrote de coronavirus, el 1 de noviembre se aumentaría el número de comensales por negocio
Read in English

El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, anunció que el estado permitirá que se reanuden las comidas en interiores en la ciudad de Nueva York, seis meses después de que se prohibiera para detener la propagación del coronavirus.

A partir del 30 de septiembre, los restaurantes pueden reabrir, pero estarán restringidos al 25 por ciento de su capacidad, con controles de temperatura en la puerta.

Se pedirá a cada grupo de comensales que proporcione datos de contacto para fines de seguimiento.

No habrá servicio después de la medianoche, no habrá servicio de bar y se deben usar máscaras cuando esté sentado. Las mesas permanecerán a seis pies de distancia.

El estado ampliará el grupo de trabajo de la policía estatal de la Autoridad Estatal de Licores y la ciudad proporcionará 400 inspectores de cumplimiento del código para trabajar con ellos.

El gobernador dijo que además de las verificaciones oficiales de cumplimiento, los neoyorquinos eran la mejor unidad de cumplimiento que existe y anunció los números de teléfono para que las personas denuncien violaciones.

Si hay un aumento en los nuevos casos de coronavirus, la ciudad y el estado detendrán la flexibilización de las restricciones.

Si no aumentaran las infecciones, se reevaluarán las directrices y se podría aumentar la capacidad al 50 por ciento.

También se ha fijado una fecha de referencia para el 1 de noviembre.

Se ha permitido cenar al aire libre en los cinco condados durante gran parte del verano y muchos restaurantes han construido grandes espacios cubiertos para servir a los comensales en lo que alguna vez fueron lugares de estacionamiento.