Evo Morales pide investigar a Luis Almagro por golpe de estado en Bolivia

El exmandatario llamó “cínico” a Almagro por su petición de guardar un minuto de silencio por las víctimas de la represión militar en Bolivia

Billy Rubio Esquivel
viernes 16 julio 2021 21:30

Acusan a Mauricio Macri de enviar armas durante las protestas bolivianas de 2019

Evo Morales se lanzó con todo contra Luis Almagro, secretario general de la Organización de Estados Americanos, y pidió que el funcionario sea investigado por su rol en las masacres registradas en las ciudades de Senkata y Sacaba en 2019, las cuales ocurrieron durante el gobierno de facto de Jeanine Áñez.

“Traicionado por el último resto de su conciencia, Almagro admitió públicamente que en Bolivia hubo masacres perpetradas por el gobierno de facto que él mismo provocó y acompañó. Exijo que sea investigado para que explique su participación en esos crímenes de lesa humanidad”, publicó en su cuenta de Twitter el expresidente boliviano.

La dura respuesta de Morales llegó tan solo unas horas después de que Almagro pidió un minuto de silencio por los asesinados en las represiones ocurridas entre el 15 y 19 de noviembre de 2019, que dejaron más de 20 muertes durante las protestas para repudiar el golpe de estado que encabezó Áñez.

El expresidente de Bolivia calificó de “cínico” a Almagro por su solicitud y aseguró que fue uno de los responsables por las muertes de los manifestantes. “Rechazamos el pedido de un minuto de silencio de parte de Luis Almagro por las muertes de Sacaba y Senkata. Es un cinismo extremo que haga eso, una de las personas, que con sus acciones, ha causado justamente esas muertes”, escribió.

Luis Arce, presidente de Bolivia, se sumó al repudio contra el secretario general de la OEA y replicó las denuncias de Morales al señalar que Almagro es corresponsable de las masacres. “Hay indicios que él coadyuvó al golpe de estado de 2019 en Bolivia, por lo que su actitud constituye una grave impostura”, publicó en Twitter.

Tanto Morales como Arce hicieron referencia a un polémico informe de la OEA que afirmó que existieron irregularidades en los comicios presidenciales de 2019 de Bolivia. La sombra del fraude, idea apoyada por Almagro, provocó una crisis política y social que terminó con la sorpresiva renuncia de Morales a la presidencia.

Tras la salida del exmandatario, Áñez se proclamó presidenta, como la cuarta en fila para la sucesión, y tomó posesión del cargo acompañada de militares. Ante esta situación, Almagro aseguró que el golpe de estado lo había dado Morales al querer mantenerse en el poder a través de un fraude electoral, del cual no ha presentado pruebas.

Leer más: Denuncian a Lenín Moreno por apoyar con armas a Jeanine Áñez en Bolivia

Almagro aplaudió la salida de Morales y la actuación del ejército, que días más tarde asesinó civiles en una represión conocida como la masacre de Sacaba y Senkata.

La actuación de Almagro para manejar la crisis poselectoral de 2019 le valió duras reprimendas del gobierno de México. En junio pasado, Marcelo Ebrard, canciller mexicano, afirmó que la OEA facilitó el golpe de estado en ese país. A estas críticas se unieron los gobiernos de Argentina y Bolivia.