Haití: Secuestradores exigen 17 MDD por rehenes estadounidenses, incluido un bebé de 8 meses

“Sabían los peligros en los que se encontraban, o al menos sabían lo que podía pasar”

Gustaf Kilander
martes 19 octubre 2021 17:44

Las 17 personas, una de ellas un bebé de 8 meses, fueron extraídas por la banda “400 Mawozo” de un orfanato en Croix-des-Bouquets.

Read in English

La banda haitiana que secuestró a 16 misioneros de Estados Unidos y uno de Canadá ha exigido 1 millón de dólares por cada uno para su liberación, dijo un funcionario haitiano.

Las 17 personas, una de ellas un bebé de 8 meses, fueron extraídas el sábado por la banda "400 Mawozo" de un orfanato en Croix-des-Bouquets, un suburbio al noreste de la capital, Puerto Príncipe, según las autoridades.

El ministro de Justicia haitiano, Liszt Quitel, dijo el lunes que los misioneros están retenidos por la pandilla en una casa fuera del suburbio. Quitel le dijo al Wall Street Journal que la policía haitiana y el FBI se han puesto en contacto con los pandilleros y que las negociaciones podrían prolongarse durante semanas.

Los misioneros son de Christian Aid Ministries en Ohio. El grupo confirmó el secuestro el domingo en un comunicado, y agregó que entre los secuestrados había cinco hombres, siete mujeres y cinco niños.

Los cinco niños incluyen al bebé de 8 meses y otros cuatro menores de 3, 6, 14 y 15 años.

El exdirector de campo de Christian Aid Ministries en Haití, Dan Hooley, le dijo a CNN el domingo que se cree que todos los misioneros secuestrados estaban en el mismo vehículo y que algunos lograron ponerse en contacto con el director local de la organización antes de ser secuestrados.

“Un par de compañeros de inmediato le enviaron un mensaje al director y le dijeron lo que estaba pasando. Y uno de ellos pudo filtrar información, y eso es lo último que (la organización) escuchó hasta que los secuestradores los contactaron más tarde ese día”, dijo Hooley.

Los secuestros se han vuelto más frecuentes y descarados ya que Haití sufre de inestabilidad política tras el asesinato del presidente Jovenel Moise el 7 de julio, así como disturbios civiles, pobreza y falta de acceso a la atención médica agravados por el terremoto del 14 de agosto.

Un sindicato de transporte haitiano convocó a una huelga indefinida para que comenzara el lunes en protesta por los secuestros y otros problemas justo antes de que los misioneros fueran secuestrados.

“El bienestar y la seguridad de los ciudadanos estadounidenses en el extranjero es una de las más altas prioridades del Departamento de Estado. Hemos estado en contacto regular con las principales autoridades haitianas y continuaremos trabajando con ellas y los socios interinstitucionales”, dijo el Departamento de Estado en un comunicado el lunes, informó CNN.

Una organización sin fines de lucro con sede en Puerto Príncipe, el Centro de Análisis e Investigación para los Derechos Humanos (CARDH), ha dicho que el aumento de los secuestros se debe en gran parte a 400 Mawozo mientras los pandilleros se enfrentan a la policía casi todos los días e imponen impuestos a las empresas locales.

Según CNN, 400 Mawozo y sus 150 miembros esencialmente se han apoderado de Croix des Bouquets después de haberse fortalecido durante los últimos tres años. Decenas de personas, incluidos extranjeros, han sido secuestradas por la pandilla este año.

La pandilla solía robar principalmente automóviles, pero ahora ha comenzado a emplear una estrategia de secuestros “colectivos”: secuestrar a grupos de personas de autobuses y automóviles, según CARDH. La organización sin fines de lucro también dijo que el número de secuestros se ha disparado en un 300 por ciento desde junio, y que la mayoría de las víctimas son ciudadanos haitianos. La organización sin fines de lucro ha publicado datos que muestran que al menos 628 personas, incluidos 29 extranjeros, han sido secuestradas desde enero. El centro dijo que 400 Mawozo generalmente exige un rescate de alrededor de 20 mil dólares.

“Estas son personas muy dedicadas, personas que han arriesgado sus vidas, sabían los peligros en los que se encontraban, o al menos sabían lo que podría suceder, estoy seguro”, dijo Hooley sobre los misioneros a CNN.

“Con toda la incertidumbre política en Haití, las pandillas se han hecho cargo. Las pandillas que luchan entre sí rompen las noches tranquilas con disparos rápidos”, escribió un misionero de Christian Aid Ministries en una publicación de blog el año pasado. Agregaron que la base de operaciones del grupo en Titanyen, una aldea al norte de la capital, había sido amenazada por una pandilla en el área.

Leer más: Algunos acusados por disturbios en el Capitolio se representarán a sí mismos

El autor de la publicación del blog no fue identificado, pero escribió que comenzaron a “trabajar con la pandilla para tratar de resolver la desagradable situación”.

“Después de mucho diálogo, acordaron dejar su mentalidad de pandilla y tratar de encontrar una manera de ayudar a la comunidad, en lugar de aterrorizarla. Pronto acordaron trabajar en la reconstrucción de una carretera que atraviesa la ciudad”, agregaron.