Todo comenzó en el 2019 cuando la blogger finlandesa Jenni Häyrinen publicó una receta en su página.

Pasta feta de TikTok: ¿Es en verdad tan deliciosa la receta viral como todos dicen?

Sophie Gallagher pasó su domingo averiguando si un bloque de queso feta, tomates cherry y pasta blanca realmente vale más de 10 millones de visitas en TikTok ...

jueves 25 febrero 2021 15:42
L

as redes sociales nos han influido para intentar comprar muchas cosas. Lanzar cubos de hielo sobre nuestras cabezas ante la cámara para recaudar fondos para organizaciones benéficas, comprar velas que huelen a la vagina de Gwyneth Paltrow y pensar que la masa madre era algo razonable para intentar hacer en casa.

Ahora, en el tercer confinamiento, justo cuando todos hemos conseguido suficientes naranjas de Sevilla para probar suerte en la producción de 47 frascos de mermelada (a la Eizabeth Hurley o Paddington Bear), la rueda de las redes sociales ha avanzado. Esos TikTokers no esperan a nadie.

Ahora las conservas de cítricos son cosa de enero de 2021, y en su lugar, todos están pasando febrero haciendo un plato de pasta feta y tomate. Y como era domingo, estaba aburrida y me seducen fácilmente los carbohidratos horneados promovidos por los adolescentes, decidí intentarlo.

Los orígenes de la pasta feta horneada parecen provenir de la bloguera gastronómica finlandesa Jenni Häyrinen. En 2019, Häyrinen compartió una receta en su blog y se disparó. En septiembre del año pasado, escribió: “Las ventas de queso feta subieron un 300 por ciento, las tiendas se estaban quedando sin ingredientes de pasta feta horneada y para esta fecha la publicación original de uunifetapasta [su receta original] tiene más de 2,7 millones de visitas. Finlandia tiene 5,5 millones de habitantes ... "

Ahora la receta está resurgiendo a medida que más personas la descubren. Al igual que con muchos éxitos en Internet, un video genera otro y ahora en TikTok el número de reproducciones es de millones. Una receta de @cookingwithayeh tiene 10,1 millones de visitas, @feelgoodfoodie con otros 1,1 millones y @d_shaba con 1,3 millones. En Instagram, el hashtag #fetapasta tiene 3.7k publicaciones.

Ahora que la receta es una noticia antigua en la categoría de menores de 25 años, ha llegado mi tiempo como alguien de veintitantos.

Mis pensamientos iniciales son que puedo ver por qué tiene tanto éxito: sólo requiere tres ingredientes frescos (tomates, un bloque de queso feta, albahaca fresca) y algunos ingredientes de la despensa de la tienda (aceite de oliva, condimentos, pasta, ajo) y está cocido en menos de media hora. Aunque el tiempo es todo lo que tenemos encerrados, todos gastamos nuestras reservas de energía en pan de plátano en marzo pasado y, francamente, ya no tenemos ganas. En segundo lugar, cualquiera puede hacer esto. La única habilidad aquí es hervir pasta.

Entonces, me arrastré lejos de otro día de ‘hacer scroll’ en Twitter y me dirigí al mini Sainbury's con mi breve lista de compras. Me las arreglé para conseguir la bolsa con bastante facilidad y no tuve que buscar un bloque de queso feta por el norte de Londres. Primer obstáculo, superado.

De vuelta a casa, la receta básicamente requiere que coloques los tomates cherry (enteros), el ajo (con piel) y un bloque de queso feta en un plato para hornear, los cubras con aceite de oliva, sazones y agregues un poco de orégano. En esta etapa me volví rebelde y también agregué estragón porque Nigella Lawson, quien retuiteó mis últimos esfuerzos culinarios me ha dado un ego y ¿qué es cocinar sin estilo artístico?

Debo haber visto el video de TikTok al menos 11 veces en este punto porque A) Me seguía distrayendo porque The OC estaba en la televisión, B) Los libros de cocina de Ottolenghi me arruinaron las expectativas y simplemente no podía creer que la receta no me obligara a trabajar mucho más.

Puse el plato en el horno durante aproximadamente media hora a 200 grados, hasta que esencialmente todo estuviera dorado, herví la pasta y esperé a que terminaran mis platillos horneados.

Una vez que los hayas sacado del horno, querrás exprimir el ajo de su piel (probablemente estoy legalmente obligada a advertir que no hagas esto con los dedos desnudos). Luego, mezcla los ingredientes junto con su pasta en el plato caliente y sirve. Agrega albahaca fresca en esta etapa si la tienes; no lo hice debido a un desafortunado incidente con una planta de albahaca y moscas domésticas en el segundo confinamiento.

El veredicto: En general, la pasta fue definitivamente mejor que muchas de las otras recetas de TikTok (lo siento café Dalgona) y había algo muy reconfortante en los enormes trozos de queso feta que nadaban en mi tazón. Los tomates, el estragón y los condimentos equilibraron muy bien la intensa cremosidad, así que asegúrate de incluirlos en el tuyo.

En un momento en el que todos luchamos por la motivación, el bajo esfuerzo requerido claramente es una opción atractiva para mucha gente. Pero no estoy muy segura de que valga la pena, me recordó a mis días de estudiante de pasta al pesto: es difícil equivocarse, obviamente es sabrosa, pero después de cuatro bocados comienza a volverse bastante similar. Sin mencionar que comer medio bloque de queso feta se sintió como un ataque a mi cuerpo y sistema digestivo. La próxima vez optaré por una porción más pequeña y me aseguraré de incluir la albahaca.