Tomar café durante la gestación podría provocar grandes problemas
Tomar café durante la gestación podría provocar grandes problemas

Consumo de cafeína durante el embarazo podría ocasionar complicaciones en la gestación

Un estudio reveló que la ingesta de esta sustancia podría provocar un aborto espontáneo u obesidad infantil

Conrad Duncan
martes 25 agosto 2020 02:08
Read in English

Las mujeres que están embarazadas o que intentan tener un bebé deberían considerar evitar la cafeína por completo debido a la evidencia que sugiere que no existe un nivel seguro de consumo, han dicho algunos investigadores.

Un análisis de estudios observacionales publicados en BMJ Evidence-Based Medicine encontró evidencia que sugiere que el consumo de cafeína se asoció con resultados negativos durante el embarazo.

El consejo generalizado existente para las mujeres embarazadas es que consumir una pequeña cantidad de cafeína, que se encuentra naturalmente en alimentos y bebidas como el té y el café, todos los días no dañará a su bebé.

El NHS , el Colegio Americano de Obstetricia y Ginecología y de la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria establecen el nivel seguro de consumo de cafeína en 200 mg- el equivalente de aproximadamente dos tazas de café no muy cargadas por día.

Pero el profesor Jack James, psicólogo de la Universidad de Reikiavik en Islandia, dijo que ese consejo "no es coherente con el nivel de amenaza".

Su análisis concluyó que había “evidencia acumulativa sustancial” de un vínculo entre el consumo de cafeína y diversos resultados negativos en el embarazo, como abortos espontáneos y obesidad infantil.

El estudio llevó a cabo una revisión de la evidencia actual sobre los resultados del embarazo relacionados con la cafeína para determinar si el nivel seguro de consumo recomendado para las mujeres embarazadas tenía una base sólida.

Después de examinar los datos de 37 estudios observacionales, el profesor James encontró que 32 de estos estudios informaron que la cafeína aumentaba significativamente el riesgo de resultados adversos del embarazo, como muerte fetal, aborto espontáneo y bajo peso al nacer.

También citó un mayor riesgo de leucemia aguda infantil y niños con sobrepeso u obesidad cuando nacen de madres que consumen cafeína durante el embarazo.

La revisión encontró evidencia de un vínculo negativo en cinco de seis escenarios durante el embarazo, excluyendo el parto prematuro.

“Los consejos actuales como los emitidos por...el NHS no son consistentes con el nivel de amenaza indicado por la posibilidad biológica del daño y la evidencia empírica extensa del daño real”, dijo el profesor James.

"En consecuencia, las recomendaciones de salud actuales sobre el consumo de cafeína durante el embarazo necesitan una revisión radical".

Añadió: "Específicamente, la evidencia científica acumulada apoya que las mujeres embarazadas y  las mujeres que contemplan embarazarse deben evitar la cafeína".

Daghni Rajasingham, obstetra consultor y portavoz del Royal College of Obstetricians and Gynecologists, dijo que el estudio se suma a la gran cantidad de evidencia que respalda solo una ingesta limitada de cafeína durante el embarazo, pero no significa que las mujeres embarazadas deban eliminar por completo la cafeína.

"Como señala el estudio, los niveles altos de cafeína durante el embarazo pueden provocar un aborto espontáneo y que los bebés tengan un peso bajo al nacer y pueden llevar a un aumento de peso excesivo en los primeros años del niño, lo que puede aumentar el riesgo de problemas de salud más adelante en la vida", dijo Rajasingham. 

"Sin embargo, como han encontrado otras investigaciones, y potencialmente más confiables, las mujeres embarazadas no necesitan eliminar la cafeína por completo porque estos riesgos son extremadamente pequeños, incluso si se exceden los límites de cafeína recomendados".

Añadió que el límite recomendado por el Royal College of Obstetricians and Gynecologists para la ingesta de cafeína (200 mg por día) seguía igual que antes.

Con información adicional de PA