Fanáticos de Lakers y Dodgers impulsan el aumento de casos por COVID-19 en Los Ángeles

Celebraciones de los fanáticos de Lakers y Dodgers no ayudan a combatir al virus

Via AP news wire
martes 27 octubre 2020 00:24
Los
funcionarios de salud advirtieron sobre una segunda ola de casos de virus  en California.
Los funcionarios de salud advirtieron sobre una segunda ola de casos de virus  en California.
Read in English

El éxito de Los Ángeles Lakers y Dodgers está uniendo a los fanáticos en el área de Los Ángeles y eso puede estar ayudando a impulsar un aumento en los casos de coronavirus, dijo este lunes el principal funcionario de salud del condado de Los Ángeles.

Los Lakers ganaron el campeonato de la NBA hace dos semanas y los Dodgers están a un juego de ganar la Serie Mundial. Su carrera a través de los playoffs ha provocado fiestas y celebraciones.

El condado de Los Ángeles es el más grande del país, con 10 millones de residentes, y los casos positivos aumentaron este mes de un promedio de 940 por día a casi 1.200 la semana pasada, dijo Barbara Ferrer, directora de Salud Pública.

Elogió el "espíritu increíble" de los fans, pero "la desventaja de esto es que durante una pandemia algunas de las cosas que hemos hecho en el pasado simplemente no tienen sentido".

Los funcionarios de salud advirtieron sobre una segunda ola de casos de virus y Ferrer dijo que el aumento del condado de Los Ángeles no fue evidente de inmediato debido a una acumulación de casos debido a problemas técnicos con los sistemas de recopilación de datos.

“Hemos estado viendo, primero, números de casos muy bajos hace un par de semanas y luego, en los últimos días, números de casos muy altos. Ahora que hemos procesado la acumulación de casos del estado y analizado los números por fecha de episodio, está claro que nuestros casos aumentaron. Este aumento no es tan pronunciado como el que vimos en julio, pero es motivo de preocupación”, explicó.  

Los funcionarios de salud confían en tener datos precisos para pronosticar aumentos repentinos de casos de coronavirus, hospitalizaciones, necesidades de cuidados intensivos y muertes. California en general ha informado cifras constantes incluso cuando ha habido aumentos repentinos en muchos otros estados.

Los funcionarios estatales también usan los datos para determinar si los condados pueden avanzar a niveles menos restrictivos en el sistema de cuatro etapas codificado por colores del estado. El condado de Los Ángeles permanece en el nivel más restrictivo, mientras que la mayoría de los condados del Área de la Bahía de San Francisco se han movido a menos restricciones y San Francisco mismo está en la categoría más permisiva.

Como resultado de los problemas de la acumulación, los casos reportados en todo el estado aumentaron de 2,940 el miércoles a 6,141 el jueves y se mantuvieron por encima de 5,000 casos nuevos reportados el viernes y sábado antes de volver a caer a 2,981 el lunes.

El Departamento de Salud Pública del estado, en una nota en su página web de seguimiento, dijo que el número diario de casos nuevos incluía aproximadamente 2,000 casos atrasados del condado de Los Ángeles. El lunes, los funcionarios estatales no proporcionaron más detalles de inmediato, ni explicaron lo que el condado dijo que eran "problemas de procesamiento en el sistema de informes del estado que resultaron en el envío de un gran volumen de registros duplicados al condado de Los Ángeles".

Los condados vecinos de Orange y Riverside dijeron que no tenían atrasos, y otros condados importantes no informaron ninguno.

Un problema de acumulación mucho mayor que involucró hasta 300,000 registros abrumó el sistema de notificación de enfermedades infecciosas de California en agosto y lo obligó a acelerar la creación de un nuevo sistema de recopilación de datos dedicado. El director de salud pública del estado renunció abruptamente días después.

El retraso en el condado de Los Ángeles que resultó en cifras vertiginosas provino de "un problema técnico que nadie previó realmente", dijo Ferrer.

“Tuvimos una gran cantidad de datos atrasados del estado”, dijo, pero “hubo algo que falló en nuestro propio sistema aquí que creó muchos casos duplicados y tomó tiempo limpiar todo eso”.

Los problemas hicieron que los casos reportados en el condado de Los Ángeles se multiplicaran por siete de la noche a la mañana, de 510 el miércoles a 3.600 el jueves y se mantuvieran por encima de los 2.000 nuevos casos reportados hasta caer a 830 el domingo.

Los Dodgers pueden ganar la Serie Mundial el martes contra los Rays de Tampa Bay. Ferrer instó a los residentes a animar a su equipo, pero de manera responsable.

"Celebre de maneras que en realidad no resulten en aumentos en nuestros casos", instó, terminando su conferencia de prensa virtual con: "Go Dodgers".